Esta página web utiliza cookies de carácter técnico propios y de terceros, para mejorar la navegación de los usuarios y para recoger información sobre el uso de la misma. Para conocer los detalles o para desactivar las cookies, puedes consultar nuestra cookie policy. Cerrando este banner, deslizando esta página o haciendo clic sobre cualquier link de la página, estarás aceptando el uso de las cookies.

Italiano English Português Dutch Српски
navebloqueadaATAQUE ISRAELI CONTRA UN BUQUE CON AYUDA HUMANITARIA A GAZA 
(Actualización de la información aparecida ayer: El buque Spirit of Rachel Corrie -conocido oficialmente como FINCH- transportaba una carga de ayuda humanitaria a Gaza cuando el pasado 15 de mayo fue atacado por una patrullera naval israelí dentro de la denominada zona de seguridad palestina. En el curso de las últimas horas, Global Research se ha comunicado en varias ocasiones con el navío. La información que se expone abajo es una actualización detallada de los hechos.)   

Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen.   
El buque zarpó del puerto del Pireo, en Grecia, el miércoles 11 de mayo, llevando 7,5 kilómetros de tuberías de PVC para saneamiento para ayudar a restaurar el devastado sistema de alcantarillado de Gaza. El buque recibió su nombre en recuerdo de la valiente activista estadounidense que en 2003 murió aplastada bajo un bulldozer israelí cuando trataba de evitar la demolición de otro hogar palestino. Tenía 23 años cuando la mataron. La Fundación Perdana Global Peace (PGPF, por sus siglas en inglés) es quien ha patrocinado esta iniciativa humanitaria y en la misión participan activistas por la paz y periodistas y está compuesta por siete malasios, dos irlandeses, dos indios y un canadiense. La Fundación está presidida por el ex primer ministro de Malasia, el Dr. Mahathir Mohamed. El Center for Research on Globalization (Global Research) participa también esta misión. Julie Levesque, de Global Research, se encuentra a bordo del Rachel Corrie.   
El Spirit of Rachel Corrie entró en las aguas de Gaza sin ser detectado. La marina israelí con su equipamiento de radares y tecnología avanzada en comunicaciones no se apercibió de la misión del buque. No se lo esperaban y no estaban preparados. No habían recibido información sobre la misión, planificada hace varios meses y que pretendía alcanzar las costas de Gaza el día de la conmemoración de la “Nakba”.   
En el colmo de las ironías, el Mossad, la agencia de la inteligencia israelí, tampoco sabía de esta misión. Los navíos de la marina israelí actuaron de forma improvisada, al no tener conocimientos anteriores ni información de la inteligencia. No parecía que hubieran recibido instrucciones precisas por parte del gobierno israelí.   
En el momento del ataque, los pasajeros a bordo tenían la impresión de que el buque se encontraba aún en aguas internacionales, cuando en realidad habían penetrado una milla dentro de la “zona de seguridad palestina”, es decir, en aguas territoriales de Gaza, a poca distancia de su costa. Esto representó un logro importante.   
Los datos que figuran a continuación se corresponden con el informe inicial recibido por Global Research.   
Cronología de los hechos:   
    * A las 10, 54 p.m. (EDT), el “Spirit of Rachel Corrie” fue interceptado por un buque israelí y un buque egipcio en aguas internacionales. 
    * A las 10,54 p.m. (en Gaza: 05,54 a.m.): Un buque israelí y otro buque egipcio nos han interceptado. Estamos desobedeciendo las órdenes y nos dirigimos hacia Gaza. 
    * A las 10,57 p.m. (en Gaza: 05,57 a.m.): Un buque israelí se dirige hacia nosotros a toda velocidad. Estamos en aguas internacionales, por tanto no tienen derecho a atacarnos. Seguimos avanzando hacia Gaza. 
    * A las 10,59 p.m. (en Gaza: 05,59 a.m.): ¡Están abriendo fuego contra nuestro buque! Seguimos navegando hacia Gaza. 
    * A las 11,09 p.m. (en Gaza: 06,09 a.m.): ¡Nos disparan por todos lados. No podemos continuar…! 
    * A las 11,35 p.m. (en Gaza: 06,35 a.m.): Han dado dos vueltas alrededor de nuestro barco disparándonos. Con ametralladoras. No hay nadie herido. Una de las redes de pesca se ha enganchado en la hélice, no podemos movernos. 
    * A las 11,37 p.m. (en Gaza 06,37 a.m.): El barco israelí se aproxima por un lado y el barco egipcio por el otro. Están disparando. Estamos parados ya. Todo el mundo está bien. Nadie está herido.   
Inicialmente, dos navíos israelíes lanzaron un “ataque de advertencia” sobre el Rachel Corrie, indicando que si el buque no cambiaba su rumbo dispararían contra la tripulación y los pasajeros. Uno de los pasajeros resultó herido en el ataque.   
Entre el navío de la marina israelí y el buque se produjo el siguiente intercambio, como informó el periodista de Free Malaysia Today que iba a bordo del Spirit of Rachel Corrie.   
Ejército israelí: Este es un disparo de aviso. Den la vuelta.   
Capitán Jalil Mansur: Somos civiles desarmados en misión humanitaria a Gaza.   
EI: Esto es una zona militar cerrada. Es una violación. Den la vuelta.   
Mansur: Seguiremos adelante con nuestra misión.   
Los israelíes navegaron entonces hacia la popa del buque e hicieron un segundo disparo de advertencia al aire.   
Graham: Esto es una violación del derecho internacional. Vamos desarmados y en misión de paz.   
EI: Den la vuelta o dispararemos de nuevo.   
Graham: Están disparando contra civiles desarmados.   
EI: No disparamos contra civiles desarmados.   
Graham: Pues parece que sí están disparando.   
EI: No les disparamos a Vds. Son disparos de advertencia.   
Tras esta conversación, el ejército israelí lanzó dos disparos más y amenazaron: “La próxima vez, abordaremos el buque”.   
Entonces, un navío egipcio que estaba escuchando por la radio a los israelíes gritó: “Dejen de disparar. Están en aguas egipcias”.   
Al darse cuenta de la presencia de fuerzas navales egipcias, los israelíes se marcharon.   
(Free Malaysia Today, 16 mayo 2011)   
El buque egipcio no se apercibió al principio de lo que ocurría. El buque israelí contactó con el egipcio y al principio no obtuvieron respuesta.   
Nuestro informe anterior indicaba que, tras las comunicaciones, poco después de la medianoche, con el Spirit of Rachel Corrie, hubo cooperación entre el navío israelí y el egipcio. Aunque se dio tal cooperación, el buque egipcio jugó un papel solidario que sirvió para apaciguar el ataque israelí. También se aseguraron de escoltar al buque en aguas territoriales egipcias. 
El navío israelí contactó con el buque malasio y éste informó acerca de la naturaleza de la carga que transportaban y que la tripulación y los pasajeros eran civiles desarmados.   
El ataque de advertencia fue agresivo al utilizarse armas automáticas. Se desplegaron dos lanchas de patrulla armadas con ametralladoras. Los israelíes abrieron fuego también contra un buque de pesca palestino que se encontraba en aguas territoriales de Gaza.   
Tras el “ataque de advertencia” inicial, ordenaron al Spirit of Rachel Corrie que diera la vuelta. “Den la vuelta o dispararemos”. Sin embargo, una vez que el buque cambió su rumbo como pedía el comando israelí, continuaron disparando contra él: “Empezaremos a disparar a matar”.   
El buque de la marina egipcia, mientras se comunicaba con la marina israelí jugó un papel decisivo para escoltar al buque hasta puerto seguro. La tripulación del buque egipcio se mostró solidaria al cuidar de la seguridad de la tripulación y los pasajeros del navío humanitario.   
Hubo comunicación entre los buques israelí y egipcio y los israelíes le “dieron las gracias” al barco egipcio por haber intervenido.   
El Spirit of Rachel Corrie, con su tripulación y pasajeros, se encuentran ahora en aguas territoriales egipcias, anclados en el puerto de Al Arish, a poca distancia de las aguas territoriales de Gaza.   
Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen.   
En esta etapa es esencial movilizar a todo el mundo en apoyo del Spirit of Rachel Corrie, romper el bloqueo, abrir las aguas territoriales de Gaza a la ayuda y al comercio y utilizar también esta oportunidad para abrir la frontera entre Egipto y Gaza.   
El convoy humanitario es muy importante para el proceso de rehabilitación de las infraestructuras sanitarias de Gaza, incluido su sistema de saneamiento, que fue parcialmente destruido por los bombardeos israelíes de la Operación Plomo Fundido.   
El 27 de diciembre de 2008, el ejército israelí lanzó la Operación Plomo Fundido, que no sólo mató a unos 1.400 palestinos sino que destruyó también infraestructuras vitales, dejando a los gazatíes con graves problemas hídricos y de saneamiento. Ha sido imposible hasta ahora reparar la infraestructura dañada porque Israel ha impedido la entrada de materiales de construcción y combustible para poder resolver la grave situación.   
Según un informe del grupo Emergency, Water, Sanitation and Hygiene (EWASH, por sus siglas en inglés), “el vertido diario de 80 millones de litros de aguas residuales sin tratar o parcialmente tratadas en el medio ambiente y el Mar Mediterráneo es consecuencia del bloqueo israelí impuesto con la Franja de Gaza”.   
Gaza, una de las áreas más densamente pobladas del mundo, tiene que hacer actualmente frente a graves problemas sanitarios, como el síndrome del bebé azul (cianosis), diarrea y otras enfermedades que se transmiten por el agua como el tifus y la hepatitis A. La Organización Mundial de la Salud está advirtiendo de una posible epidemia de cólera en Gaza si no se hace rápidamente algo para resolver el problema de saneamiento.   
Según la organización Médicos por los Derechos Humanos-Israel: “Entre el 90 y el 95% de los acuíferos de la Franja de Gaza no son potables”. La causa fundamental de los actuales problemas se originó en la destrucción, durante la Operación Plomo Fundido, de 20 kilómetros de tuberías de conducción de agua, 7,5 kilómetros de tuberías para aguas residuales y 5.700 tanques móviles de agua”.   
Aunque los gazatíes están sufriendo los graves efectos medioambientales de la crisis de saneamiento y agua, los efectos están alcanzando ya a las costas israelíes, y podrían extenderse aún más y afectar a los países vecinos. Es necesario abordar con urgencia esta grave situación sanitaria y medioambiental. La comunidad internacional debe exigir que se levante el ilegal bloqueo israelí.   
La misión del Spirit of Rachel Corrie tiene su origen en la participación de PGFP en la Flotilla de la Libertad en 2010, en la que los comandos israelíes mataron a nueve activistas. Tras una misión en Gaza en octubre de 2010, la fundación Perdana Global Peace decidió proseguir sus esfuerzos en ayuda de los palestinos y consideró este proyecto como el más urgente de entre otras prioridades. Véase: Nakba and the Spirit of Rachel Corrie: Humanitarian Ship Attacked by Israel now within 1.5 nautical miles of Gazan Waters0777 646 2379, Global Research, 16 de mayo de 2011).



Fuente:http://www.globalresearch.ca/index.php?context=va&aid=24789

Michel Chossudovsky   
Global Research       
Traducido del inglés para Rebelión por Sinfo Fernández

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=128589

DVD - Boletines

mensajes secretos es

unalagrima2

boletineslink

Sitios amigos

220X130 mystery

ban3milenio

ILSICOMOROA

bannersitoarca

Sitios relacionados

delcielo box logofunimanuevo2015
lavida box  crop box
catania3 revelaciones box

Libros

ilritorno1 TAPA LIBRO laira
cop dererum1 humanidadtapa
books2 TAPA100
libroicontattiuniti139