Esta página web utiliza cookies de carácter técnico propios y de terceros, para mejorar la navegación de los usuarios y para recoger información sobre el uso de la misma. Para conocer los detalles o para desactivar las cookies, puedes consultar nuestra cookie policy. Cerrando este banner, deslizando esta página o haciendo clic sobre cualquier link de la página, estarás aceptando el uso de las cookies.

laextradicion1

Vilmar “Neneco” Acosta / ABC Color

06 de Noviembre de 2015

SUPREMO TRIBUNAL BRASILEÑO COMUNICÓ FALLO AL EJECUTIVO 
El Supremo Tribunal Federal brasileño comunicó el martes pasado al Ministerio de Justicia del vecino país el fallo de extradición de Vilmar “Neneco” Acosta. El siguiente paso es que la Embajada paraguaya en Brasilia reciba la notificación de la Cancillería (Itamaraty) para iniciar el proceso de traslado.
Fuentes a las que accedió ayer nuestro diario señalan que el Supremo Tribunal Federal del Brasil notificó el pasado martes al Ministerio de Justicia brasileño el fallo de extradición del exintendente colorado de Ypejhú Vilmar “Neneco” Acosta.
En esa instancia del Poder Ejecutivo brasileño, la defensa de Neneco puede pedir clemencia a la presidenta del Brasil, Dilma Rousseff, como última instancia para evitar que se materialice la extradición, que ya fue aprobada por la justicia brasileña el pasado 25 de agosto.
A inicios de este mes, el canciller nacional Eladio Loizaga consideró que no correría la petición de clemencia. El Supremo tribunal brasileño rechazó el 29 de setiembre pasado el segundo recurso planteado por la defensa de Vilmar “Neneco” Acosta para frenar su extradición por el crimen del periodista Pablo Medina y de Antonia Almada.
El director de Asuntos Legales de la Cancillería, abogado Rubén Darío Ortiz, había explicado que la máxima instancia judicial rechazó por “manifiesta improcedencia” el recurso. A partir de ahora, se aguarda solamente la notificación que “certifica que el fallo está firme y ejecutoriado”.
“Una vez que la certificación adquirió la fuerza de cosa juzgada, se comunica al Poder Ejecutivo, por vía administrativa”, dijo Ortiz.
Ortiz explicó que una vez que el Ejecutivo comunique la extradición a la Embajada paraguaya en Brasilia –vía Cancillería brasileña (Itamaraty)– esta lo hará a las autoridades de nuestro país.

denuncian1 
Abogado Rodolfo Manuel Aseretto (i) y Delio Almada, padre de la joven asesinada y de la testigo del caso Pablo Medina. / ABC Color
 
03 de Noviembre de 2015
La única y principal testigo del asesinato de Pablo Medina, Juana Ruth Almada, es víctima de amenazas, extraños y llamativos tratos de los agentes policiales que actúan como custodios suyos, denunció su padre, el señor Delio Almada, en nuestra redacción.
Juana Ruth es hermana de Antonia Almada, la acompañante de Pablo Medina, que también murió cuando el periodista fue asesinado el año pasado en un camino rural de Curuguaty.
El día del crimen, Juana Ruth iba en la camioneta en que mataron a Pablo y su asistente Antonia, pero la misma se salvó tras simular haber estado muerta y fue la persona que vio la cara de los asesinos.
La citada testigo es objeto de amenazas, sus custodios no le permiten que sea atendida por sicólogos de la familia y le imponen una serie de prohibiciones sobre su movimiento, dijo en nuestra redacción su padre, quien vino acompañado del abogado de derechos humanos Rodolfo Manuel Aseretto.
Los agentes que la custodian hasta llegaron a llevarla a declarar en una causa que nada tiene que ver con el proceso sobre Pablo Medina, dijo Aseretto.
Al indicar que los custodios se negaron a revelar en qué caso fue interrogada la joven, Aseretto dijo que pedirá el expediente del caso Medina.

nenecoviene1

30 de Octubre de 2015

El Supremo Tribunal Federal del Brasil rechazó ayer el segundo recurso planteado por la defensa de Vilmar “Neneco” Acosta para frenar su extradición por el crimen del periodista Pablo Medina y de Antonia Almada. Ahora el fallo es firme y solo se espera la confirmación del Ejecutivo.


El director de Asuntos Legales de la Cancillería nacional, abogado Rubén Darío Ortiz, confirmó ayer que el Supremo, con sede en Brasilia, rechazó un segundo recurso planteado por la defensa de Acosta, para frenar su venida al país.

Explicó que la máxima instancia judicial rechazó por “manifiesta improcedencia” el recurso. A partir de ahora, se aguarda solamente la notificación que “certifica que el fallo está firme y ejecutoriado”.

“Una vez que la certificación adquirió la fuerza de cosa juzgada, se comunica al Poder Ejecutivo, por vía administrativa”, dijo Ortiz.

El abogado no quiso estimar plazos, pero refirió que el proceso interno brasileño transcurre con celeridad y la expectativa es que Acosta venga al país antes de fin de año. Ortiz explicó que una vez que el Ejecutivo comunique la extradición a la Embajada paraguaya en Brasilia, esta lo hará a las autoridades de nuestro país.

Neneco es sindicado por la Justicia paraguaya como el autor moral del asesinato del periodista de ABC Color Pablo Medina y de su acompañante Antonia Almada. El crimen ocurrió el 16 de octubre de 2014, en Villa Ygatimí, Canindeyú. Medina había puesto al desnudo cómo operaba la narcopolítica en esa zona y terminó asesinado por la mafia.

Depende de Rousseff

Con la acción rechazada por el Supremo Tribunal, sólo resta a la defensa de Neneco el pedido de clemencia a la presidenta del Brasil, Dilma Rousseff, como última instancia para evitar que se materialice la extradición, que ya fue aprobada por la justicia brasileña el pasado 25 de agosto. A inicios de este mes, el canciller Eladio Loizaga consideró que no correrá la petición de clemencia.

El fiscal general del Estado, Javier Díaz Verón, recordó ayer que se ha “arrimado elementos de pruebas y otras evidencias que comprometen seriamente a Acosta en los hechos investigados”.
http://www.abc.com.py/edicion-impresa/judiciales-y-policiales/extradicion-de-neneco-en-manos-de-dilma-rousseff-1421929.html

 

supremo1
Vilmar “Neneco” Acosta Marques, preso en Brasil. / ABC Color
28 de Octubre de 2015
“ESTÁ A LA FIRMA” DEL MINISTRO LEWANDOWSKI
El presidente del Supremo Tribunal Federal, doctor Enrique Ricardo Lewandowski, en breve firmará el fallo favorable de la extradición de Vilmar “Neneco” Acosta, y remitirá al Ejecutivo, la última instancia para el autor moral del asesinato de Pablo Medina y Antonia Almada.
Fuentes a las que accedió ayer nuestro diario señalan que la extradición favorable de “Neneco” Acosta “está a la firma” del presidente del Supremo Federal brasileño el doctor Lewandowski.
Con esto, el fallo pasará al Poder Ejecutivo del vecino país, la última instancia que le resta al exintendente de Ypejhú. Es atendiendo que puede solicitar la clemencia a la presidenta del Brasil, Dilma Rousseff.
“Neneco” es sindicado por la Justicia paraguaya como el autor moral del asesinato del periodista de ABC Color Pablo Medina y de su acompañante Antonia Almada. El crimen ocurrió el 16 de octubre de 2014, en un camino rural de Villa Ygatimí, Canindeyú.
Medina había puesto al desnudo cómo operaba la narcopolítica en esa zona del país y terminó asesinado por el crimen organizado.
A inicios de este mes los abogados de Acosta habían promovido un nuevo incidente para dilatar su extradición a Paraguay.
El Supremo Tribunal Federal del Brasil aprobó el 25 de agosto pasado la extradición de “Neneco”, pero el fallo aún no quedó firme debido a las chicanas de los abogados de Acosta.
No obstante, las autoridades paraguayas tienen confianza en que antes de fin de año “Neneco” sea extraditado y rinda cuentas de su crimen.

martir250

Por Patricio Alod
El pasado viernes 16 de Octubre se cumplió un año del asesinato del periodista paraguayo Pablo Medina y su asistente Antonia Almada, los que fueron perpetrados por dos sicarios en un camino rural del interior de Paraguay y asesinados en el acto con una escopeta calibre 122 y una pistola calibre 9 mm.
Los autores materiales fueron identificados como Wilson Acosta Marques y su sobrino, Flavio Acosta Riveros, que hasta la fecha siguen prófugos, a diferencia del hermano de Wilson, señalado como autor intelectual del crimen y en ese momento Intendente de Ypejhú, Vilmar Neneco Acosta, detenido en Brasil y actualmente en proceso con un fallo que dispone su extradición al Paraguay.
Pablo Medina era periodista de ABC Color. Investigaba el camino del narcotráfico en Paraguay, cerca de la frontera con Brasil, así como las injusticias y abusos sufridos por los campesinos de la zona. Además, había denunciado a varios integrantes de la política paraguaya que se encontraban en connivencia con los grupos mafiosos que controlan la región y el tráfico de estupefacientes. Desde sus inicios había recibido varias amenazas de muerte, por ende la policía lo había proveído de  guardaespaldas, protección que fue suspendida meses antes del ataque.
El crimen del periodista y su asistente ocurrió en Villa Ygatimí, departamento de Canindeyú, ubicado en el este de Paraguay. Ese día Pablo debía realizar una serie de coberturas a los campesinos de la región, a las que se dirigió en su camioneta Mitsubishi L-200 con la compañía de Antonia Almada, su asistente, y la hermana de ésta, Juana Ruth Almada, quien viajaba en el asiento trasero del vehículo.
Camino a la ciudad de Curuguaty, a 50 km aproximadamente, el vehículo del comunicador fue emboscado por dos hombres con uniformes camuflados, que aparecieron desde un monte. Los sicarios hicieron que Pablo detuviera la marcha y, después de asegurarse de su identidad, uno de ellos empezó a disparar con una pistola 9 mm. El otro, remato el cuerpo ya sin vida de Pablo con una escopeta calibre 12mm.y por un milagro o un descuido de los asesinos, la hermana de la joven Antonia, Ruth Almada, permaneció con vida.
La muerte de Pablo se une a los casi 20 asesinatos de hombres y mujeres, trabajadores de la comunicación, que han perdido la vida en más de 25 años de democracia del Paraguay, luego de la caída de Alfredo Stroessner. Entre ellos, los dos hermanos de Pablo Medina: Salvador y Salomón Medina.
Un año después de esta masacre, en la plaza “34 Curuguateños”  de la ciudad de Curuguaty, la redacción de la revista digital Antimafia Dos Mil Paraguay (filial de Antimafia Duemila Italia) realizó una manifestación pública en honor al periodista y su ayudante. En la misma se contó con la participación de periodistas argentinos, uruguayos y familiares del reportero asesinado, quienes abrieron el acto pidiendo justicia y exigieron al poder judicial de Paraguay que acelere los procesos investigativos de la causa Medina.
Además, se presentó un documental realizado por la redacción de Antimafia Dos Mil Uruguay a cargo del periodista Jean Georges Almendras, que expone la lucha de Pablo Medina así como la grave situación que vive Paraguay con el narcotráfico y la narco-política. También intervino vía skype  el periodista Giorgio Bongiovanni, director de la revista Antimafia Duemila, que instó al pueblo paraguayo a hacer una revolución, a levantarse y luchar por la justicia.Y para cerrar el acto, se expresaron  los senadores del Partido Liberal Luis Alberto Wagner y Miguel Abdón Saguier, así como Arnaldo Giuzzio, del Partido Demócrata Progresista.
La jornada concluyó con una pequeña ceremonia en los caminos rurales de Villa Ygatimí, en el preciso lugar del asesinato, donde se exhibió una placa en memoria de Pablo Medina y Antonia Almada, masacrados por la mafia paraguaya.
Hoy Pablo ya no está, pero su lucha y su valor siguen presentes inspirando a las nuevas generaciones del mundo hacia la verdad. Hoy su vida trasciende las barreras de los límites geográficos, y así el Pablo de Curuguaty se transforma en un mártir de la humanidad, en el Pablo de todos.

Y les refería Jesús una parábola para enseñarles que ellos
debían orar en todo tiempo, y no desfallecer, diciendo:
Había en cierta ciudad un juez que ni temía a Dios ni respetaba
a hombre alguno. Y había en aquella ciudad una viuda,
la cual venía a él constantemente, diciendo:
“Hazme justicia de mi adversario”. Por algún tiempo él
no quiso, pero después dijo para sí: “Aunque ni temo a Dios,
ni respeto a hombre alguno, sin embargo, porque esta viuda
me molesta, le haré justicia; no sea que por venir continuamente
me agote la paciencia”. Y el Señor dijo: Escuchad lo que dijo el juez injusto.
¿Y no hará Dios justicia a sus escogidos, que claman a Él día y noche?
 ¿Se tardará mucho en responderles? Os digo que pronto les hará justicia.
 No obstante, cuando el Hijo del Hombre venga, ¿hallará fe en la tierra?

plazamedina

Hola querido Pablo ¿Cómo estás? Desde la Tierra te escribe un amigo, un admirador tuyo. Si bien no nos conocimos en esta vida, seguro en algún momento del eterno presente nuestras vidas se cruzaron, vos para enseñarme y yo para aprender, como hoy me enseñás desde el más allá.
Querido Pablo te escribo para contarte que no te olvidamos. Si… sé que aún falta mucho para que se haga justicia, y que las cosas en el Paraguay están difíciles. Las investigaciones por allí son algo lentas, como en mi país Argentina. Pensándolo bien, como lo son en todos los países cuando investigar significa cortar las cabezas de intendentes, gobernadores o senadores corruptos, e incluso, la del mismo presidente. Pero de todas formas, no te olvidamos. Si, sé que la sociedad aún no conoce tu sacrificio ni quiere conocerlo, prefiere estar dormida o ser explotada, torturada y masacrada por el narcotráfico y la corrupción. Sé que el mundo te ignora como ignoraron a todos los mártires que derramaron su sangre en la tierra para liberar a la humanidad es la esclavitud, pero no te olvidamos. Si, sé que somos pocos los que te recordamos y aun no te olvidamos.
Te escribo querido Pablo, para contarte lo que hicimos el día que se cumplió un año desde que te fuiste:
Aquella mañana el Sol salió como todos los días, los primeros rayos calentaron el aire fresco de Curuguaty y la luz del Padre nos abrazó, como hizo siempre, dándole vida a todo lo que existe. Después de desayunar junto a todos los hermanos que fuimos a recordarte a Paraguay, partimos a la plaza 34 Curuguateños donde se realizó el acto en tu memoria. Muchos hablaron sobre vos, familiares, amigos e incluso algunos políticos, todos pidiendo justicia y exigiendo a las autoridades que tu muerte no sea en vano. Un amigo tuyo, Giorgio Bongiovanni, habló desde muy lejos pidiéndole al pueblo paraguayo que se levante y que haga una revolución. Fueron horas de mucha emoción y tu presencia se sentía en el aire, yo te sentí muy cerca.
Después del acto, comimos juntos y con el calor de la siesta partimos al lugar donde te dieron muerte querido amigo. Así conocí los caminos que tanto recorriste, esas tierras rojas que cruzaste una y otra vez para entrevistar a quien sabe cuántas personas, para descubrir quién sabe cuántos hechos de corrupción o historias terribles sobre el narcotráfico.
Esa tarde y bajo el ardiente sol paraguayo anduvimos en los senderos que te vieron por última vez aquel 16 de octubre de 2014, esas tierras que unos cobardes bañaron con tu sangre y la de Antonia. Y ahí te pude ver amigo mío, caminando por el Valle de la Muerte, cargando el estandarte de la Libertad y la Verdad, entrando en la boca del lobo y entregando tu vida. Pude ver como tu sangre se fundía con el color rojizo de esas tierras y como el cielo se estremecía ante el brutal hecho. Pude ver como tus ojos se cerraban para que los míos se abrieran. Ahí te conocí amigo mío.
Querido Pablo hoy te veo volando por los aires como un ave en libertad, abriendo tus alas al viento, surcando los cielos junto a todos los mártires de la verdad. Te veo feliz de estar junto al Padre pero preocupado por lo que pasa en la Tierra. Tranquilo, aún te recordamos y conmemoramos tu sacrificio, porque lo que hiciste en el mundo nos cambió a todos. Hoy es nuestro trabajo seguir adelante en la lucha que vos iniciaste y que el día que el Padre así lo quiera va a terminar, cuando el Cristo regrese con toda su Potencia y Gloria.
Sé que no somos muchos ni los mejores los que te recordamos, pero estamos de pie amigo mío y no vamos a olvidarte. Tu bandera será enarbolada en pos de la justicia, la verdad y la vida y tu nombre será recordado por todos.
Querido Pablo me despido mandándote un fuerte abrazo. Gracias por tu vida y por tu sacrificio.
Desde la Tierra te saluda un amigo.

Patricio César Alod
25 de octubre del 2015
Rosario – Santa Fe – Argentina

placa

A Pablo Medina, nuestro hermano mártir (27-11-1960   16-10-2014)
 
La impronta de la virtud crística de la justicia  siembra las semillas exactas que nuestro Ser requiere para desarrollar las cualidades precisas en su inagotable transitar.
¿Qué sería de la rosa, si en su magnificencia no existiera quién para  inhalar su indescriptible perfume?
Pablo nos dejó huellas de esa virtud crística, vislumbrando el aroma de esa hermosa flor en el recuerdo de sus amados, en las anécdotas de sus amigos, en las lágrimas del campesino,  y en el coraje y tenacidad  que hizo menguar ese calor abrasante y  que se coló de la opresión de los tiranos, y que bramó rompiendo el silencio secuaz.
Pablo, transitamos ese camino que transitaste por última vez, hasta internarnos en aquel lugar, en la más planificada y canalla de las lejanías. Y allí, nuestras almas simples, siguiendo las pistas que nos dejaba tu fragancia, llegaron a tu Gólgota, rodeando tu nombre en una placa simbólica, rezamos al Padre Nuestro quien nos coronó con su omnipresencia en el más imponente, silencioso, y magnífico atardecer que he visto en mi vida.
Gracias Pablo, porque bienaventurados son los que sufren persecución por causa de la justicia, pues de ellos es el reino de los cielos.

Paola Becco
Arca de Campana
21 de octubre 2015

20 de Octubre de 2015
SE TRATA DE ARNALDO ALDERETE PERALTA, QUIEN DOMINABA EL TRÁFICO DE DROGAS EN LA ZONA
Un poderoso narco paraguayo, ligado al ideólogo del asesinato de Pablo Medina, Vilmar “Neneco” Acosta Marques, fue acribillado ayer en la tarde al ser atacado por ocho sicarios en la localidad brasileña de Paranhos, vecina a Ypejhú. Cuatros brasileños también murieron en el atentado y el hermano del traficante quedó herido.

sicarioseliminanb1sicarioseliminana1 
Los cuerpos de los narcos acribillados por los sicarios yacen sobre el pavimento de una calle de la ciudad brasileña de Paranhos, luego de la ejecución. / ABC Color
 
El ataque se produjo poco después de las 19:00, a cinco cuadras de la frontera, según los primeros datos recabados en el vecino país. Falleció en el acto Arnaldo Andrés Alderete Peralta (32), mientras que su hermano Diego Zacarías Alderete Peralta (26) resultó gravemente herido.
Ambos son considerados poderosos narcotraficantes (patrones) de Ypejhú, que extienden su influencia desde el departamento de Canindeyú hasta la frontera brasileña.
Otros cuatro brasileños, que serían supuestos “capangas” de los hermanos Alderete Peralta, también fueron eliminados a tiros en el ataque. Sin embargo, la Policía brasileña no reveló sus identidades.
Ajuste de cuentas
Hace pocos meses se terminó la construcción de su lujosa vivienda en el centro de Ypejhú, una de la más grande y más llamativa en la peligrosa localidad, debido a que la construcción abarca casi toda una cuadra.
Se presume que el crimen se trataría de un ajuste de cuentas por cuestiones del tráfico entre distribuidores de drogas. En la zona tienen fuertes influencias la diputada colorada Cristina Villalba y el gobernador de Canindeyú, Alfonso Noria Duarte (ANR).
Según publicaciones, los hermanos Alderete Peralta dominaban la frontera y que debido a ello los sicarios los eliminaron.

19 de Octubre de 2015
CRIMEN DE PABLO MEDINA ESTÁ ESCLARECIDO PARA LOS INVESTIGADORES
Por Osvaldo Cáceres Encina

pablo-medina-con-la-mira-puesta-en-la-justicia250

Pablo Medina con la mira puesta en la justicia. Su trabajo desnudó la narcopolítica

en nuestro país. / ABC Color


A un año del asesinato del periodista Pablo Medina, hecho en el que también murió Antonia Almada, el caso está esclarecido aunque resta que el autor intelectual Vilmar Acosta Marques, exintendente de Ypejhú, sea puesto a disposición de la justicia paraguaya y que además sean capturados su hermano Wilson Acosta Marques y su sobrino Flavio Acosta Riveros. El primero de ellos fue plenamente reconocido como uno de los sicarios. El 16 de octubre de 2014, a las 14:32 se producía el mortal atentado, en un camino rural de la colonia indígena Itanaramí, 10 kilómetros antes de llegar al centro de Villa Ygatimí.
   
Pablo Medina, en ese momento conducía una camioneta Mitsubishi L-200, y a su lado iba Antonia Maribel Almada. Atrás estaba Juana Ruth Almada, hermana de Antonia.

Pablo detuvo la marcha ante una falsa barrera de militares.

Wilson se acercó al comunicador y le preguntó “nde piko la Pablo Medina”. Pablo respondió afirmativamente.

Wilson entonces abrió fuego con una escopeta calibre 122 y su acompañante, que sería Flavio Acosta, con una pistola calibre 9 mm.

Pablo murió en el lugar y Antonia quedó gravemente herida. Pese a que la auxiliaron, murió camino al hospital.

Pero milagrosamente se salvó Juana Ruth Almada. La joven contuvo su respiración y se tiró al piso del vehículo para fingir que estaba muerta. Lo más probable que ocurrió es que como esta joven fue bañada por la sangre de Pablo y de Antonia, los sicarios creyeron que también estaba muerta.

El hecho conmocionó y el atentado hizo recordar el caso de Santiago Leguizamón, el periodista de radio Mburucuyá de Pedro Juan Caballero y corresponsal del diario Noticias, quien fue asesinado por sicarios al servicio de la mafia el 26 de abril de 1991, hecho que quedó totalmente impune.

El asombro por lo ocurrido dominó los primeros minutos de la sala de redacción central de ABC.

El silencio se apoderó hasta que el periodista Eduardo Quintana a gritos pidió que los periodistas salgan a exigir justicia.

Se inició una marcha espontánea de los trabajadores de ABC, a la que se sumaron colegas de Última Hora, directivos del Sindicato de Periodistas del Paraguay y de otros medios.

La Policía Nacional, el Ministerio del Interior, la Fiscalía General del Estado y el Palacio de Gobierno fueron los puntos de protestas.

Los reclamos fueron escuchados y al día siguiente el equipo investigador conformado por los fiscales Sandra Quiñónez, Néstor Cañete, Christian Roig y Lorenzo Lezcano, junto a los agentes del departamento de Investigación de Delitos encabezado por el comisario Gilberto Fleitas y el director de Apoyo Técnico Críspulo Sotelo, actual comandante de la Policía, al día siguiente ya tenían clara la película.

Decisiva fue la inmediata declaración de Juana Ruth Almada, quien reconoció ante el juez José Benítez a Wilson Acosta como uno de los supuestos autores materiales.

A esto se sumó la bitácora de Pablo Medina en la que explicaba las amenazas que recibía de Neneco, entonces intendente de Ypejhú. Los investigadores también encontraron documentos determinantes en la municipalidad de esa ciudad.

Neneco había accedido a una entrevista a radio Uno y además envió una nota a este diario. En ambos caso se declaraba inocente.

A través de sus abogados anunció que se iba a presentar a la fiscalía. Pero antes que hacerlo huyó del país cuando, a través de sus elementos en la Policía, recibió la información de que lo iban a detener.

La investigación científica fue determinante para establecer que Neneco, con el teléfono de Arnaldo Cabrera monitoreó el atentado.

Las llamadas conectaban al lugar mismo del atentado, en el que se encontraban Acosta Marques y Acosta Riveros. A este último inclusive lo vieron haciendo un seguimiento a Pablo.

Todos ellos fueron imputados por homicidio doloso. Arnaldo Cabrera fue detenido el 8 de diciembre pasado y con su declaración no hizo más que confirmar la implicancia de Neneco.

Acosta Marques fue detenido el pasado 5 de marzo y a partir de allí se inició un juicio de extradición requerido por el juez Carlos Martínez, en el que el debate se basó en la nacionalidad de Neneco.

La estrategia de Acosta Marques fue la de declararse brasileño parar evitar la extradición. Sin embargo durante una visita que realizó a su par de Brasil Rodrigo Janot, en diciembre pasado, el fiscal general del Estado Javier Díaz Verón había adelantado de que esta iba a ser la estrategia de la defensa.

El lobby continuó a través del fiscal de Asuntos Internacionales Juan Emilio Oviedo y la embajada paraguaya en Brasilia.

La Procuraduría General de Brasil logró persuadir al Supremo Tribunal Federal de que Acosta es ciudadano paraguayo.

El fallo aun no quedó firme debido a las chicanas de los abogados de Neneco. No obstante las autoridades paraguayas tienen confianza que de que antes de fin de año sería extraditado.

A Neneco le aguarda un juicio con una expectativa de pena de 30 años de cárcel más otros diez, como medida de seguridad.

La situación actual del proceso por el atentado

La fiscala Sandra Quiñónez dijo sobre la investigación del caso de Pablo y Antonia que “se espera la extradición de Acosta Marques a Paraguay, luego de los trámites que se realizaron en coordinación con el Gobierno y junto con los pares de la justicia brasileña”.

Añadió: “Una vez extraditado, se solicitará el cese del estado de rebeldía, y con ello correrán los plazos para la presentación del acto conclusivo en momento oportuno”.

En cuanto al proceso investigativo fiscal, este sigue su curso, refirió la coordinadora del equipo de investigadores que lo integran Christian Roig y Lorenzo Lezcano.

“Continúa el proceso de análisis de pericias, entre ellas los informes sobre las comunicaciones telefónicas, las testimoniales y las evidencias como anticipo jurisdiccional de prueba y en relación al testimonio de la sobreviviente; víctima y testigo presencial del caso, entre otras diligencias” refirió.

La fiscala Quiñónez siguió diciendo: “además se había solicitado el cambio de carátula y que encabece el expediente Vilmar Acosta, Wilson Acosta y Flavio Acosta, como supuestos implicados en el homicidio doloso. En referencia a la desvinculación de las tres personas detenidas al principio de la investigación (los hermanos Ramoa), estos habían sido desvinculados del caso, al comprobarse que no tenían alguna relación con el caso del asesinato de Pablo y de Antonia. Se pidió el sobreseimiento definitivo de ellos en virtud al criterio de objetividad que rige a la actuación del Ministerio Público. En ese sentido, la causa ya está encabezada por Vilmar, Wilson y Flavio; el primero sindicado como actor intelectual y los otros dos como actores materiales del hecho”.

Finalmente manifestó que el trabajo de búsqueda de los prófugos continúa en coordinación con la Policía Nacional.

Díaz Verón insiste en que se le dará garantías

“Nosotros, desde el Ministerio Público, entendemos que la última presentación hecha por Acosta Marques para evitar su entrega solamente tiene carácter dilatorio (…) Nuestro principio jurídico desde luego fue admitido por los altos magistrados del Brasil y por ello fallaron por la extradición”, refirió.

“Obviamente, la justicia brasileña consideró convincentes y legales los argumentos que le hemos presentado, y eso se tradujo en el fallo a favor de la extradición. Él (Acosta Marques) cuando vuelva al país enfrentará las acusaciones en su contra; dentro de ese mismo debido proceso, también estarán, si son detenidos o deciden entregarse, los considerados autores materiales del hecho”, afirmó, en alusión a Wilson Acosta Marques y a Flavio Acosta, hermano y sobrino de Vilmar, respectivamente.

Díaz Verón insistió en destacar la buena labor que les cupo a las autoridades de la justicia del vecino país, en especial del procurador general Rodrigo Janot Monteiro de Barros, y de los diferentes actores de justicia tanto de Brasil como de nuestro país.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

http://www.abc.com.py/edicion-impresa/suplementos/judicial/autor-moral-se-expone-a-40-anos-de-carcel-1418456.html

 

18 de Octubre de 2015 08:29
Por Juan Carlos Lezcano F.

los-padrinos


Fiestas de cumpleaños, mítines políticos o recorridos por el departamento. Nunca faltaba la ocasión para que Vilmar “Neneco” Acosta Márques demostrara su cercanía con el poder. Sus padrinos políticos hoy siguen siendo del entorno cercano del presidente.

Aunque intenten negarlo, todo el departamento de Canindeyú conoce de la amistosa relación que tenía Vilmar “Neneco” Acosta Márques, autor intelectual del asesinato del corresponsal de ABC Color Pablo Medina y la joven Antonia Almada, con la diputada colorada Cristina Villalba y el gobernador Alfonso Noria Duarte. Tan cercana que en alguna fiesta de cumpleaños se los vio cantando juntos y quedó un registro fotográfico de la ocasión.

Eso sí, la diputada Villalba asistió dos veces al velorio de Pablo Medina y abrazó a varios familiares del periodista.

“Neneco” era sindicado como narcotraficante y responsable de decenas de muertes violentas incluso antes de ser elegido intendente de Ypejhú. Aún así, el Partido Colorado apoyó su candidatura y lo mantuvo en sus filas hasta semanas después de que se lo comenzara a vincular con el asesinato del periodista.

Acosta Márques construyó su influencia política, gracias al apoyo de influentes padrinos en la zona como Cristina Villalba y Alfonso Noria. Y trató de utilizar esa influencia para zafar de la investigación del asesinato de Pablo y Antonia.

De acuerdo a las investigaciones de la fiscalía, el sábado 18 de octubre, dos días después del crimen ocurrido hace un año, Vilmar llamó desde Ypejhú a Cristina Villalba que se encontraba en La Paloma, ambas ciudades del departamento de Canindeyú.

La comunicación duró 9 minutos y 18 segundos. Luego, aparentemente se corta la llamada y es allí que la diputada devolvió la llamada a “Neneco”. Esta comunicación duró 2 minutos con 41 segundos. En total la comunicación entre ambos duró 11 minutos, 59 segundos.

Villalba primero dijo que Acosta Márques le había llamado al día siguiente del crimen, para luego contradecirse. Además, aseguraba con insistencia que el exintendente “tenía miedo” y que ella sabía de la posibilidad de que vincularan a su correligionario con el doble asesinato por revelaciones mediáticas. Al momento de la llamada, no se había hablado siquiera de Neneco como sospechoso. La diputada llamó enseguida al fiscal general del Estado, Javier Díaz Verón, supuestamente para tratar de abogar por él.

Durante los días posteriores al asesinato de Pablo y Antonia, Villalba hablaba maravillas de Neneco y su trabajo como jefe comunal. Una versión que fue cambiando con el tiempo, mientras intentaba separarse cada vez más de quien hoy intenta evitar de cualquier manera su extradición de Brasil.

“Neneco fue producto de una interna en el Partido Colorado, todo tuvo un proceso”, repetía. Para tratar de desmarcarse más, llegó a borrar todas las fotos en las que aparecía junto a Acosta Márques, aunque lo hizo después de que las mismas fueran descargadas y reproducidas varias veces.
Los todopoderosos de Canindeyú

Cristina Villalba y su hermano, Carlos “Cabrito” Villalba, eterno intendente del distrito de La Paloma, son los todopoderosos de su departamento y fuertes aliados políticos de Cartes. Es por eso que la diputada se ganó el apodo de “La reina del Norte”.

Si Cristina Villalba es considerada la reina de la zona norte del país, su hermano mayor, Carlos, podría ser sin ningún problema el “rey”. El intendente de La Paloma es considerado el hombre más poderoso de todo Canindeyú, donde su padrinazgo casi no cuenta con oposición. Arrastra con él una larga historia de denuncias de actividades ilícitas.

El intendente de La Paloma estaría presuntamente involucrado en el contrabando de mercaderías al Brasil, siendo uno de los principales rubros el cigarrillo, aunque se le suman otros como insumos agrícolas o electrónicos.

Villalba López ya fue denunciado por sus cercanas vinculaciones con Claudecir da Silveira, alias “Mano”, un brasileño con orden de captura que vive protegido en territorio paraguayo desde hace años y sindicado como uno de los principales líderes de una poderosa mafia que domina en la zona fronteriza el tráfico de cocaína, armas y hasta animales.

Sus detractores afirman que su padrinazgo sin discusión se basa en presiones a sus opositores.
Se sabía

El exdiputado colorado Julio Colmán había indicado que el expresidente Nicanor Duarte Frutos y el actual, Horacio Cartes, conocían las vinculaciones de los Villalba con actividades ilícitas en Canindeyú.

Colmán señalaba, además, que durante la campaña de Cristina Villalba para la Cámara de Diputados se utilizaron más de 30 vehículos robados en Brasil y que Carlos “Cabrito” Villalba amasó su fortuna gracias al tráfico de rodados que ingresaron al país de manera irregular. “Es el más famoso de los importadores de vehículos mau en Paraguay”, expresó. Aseveró, además, que el mismo cuenta con prohibición de ingresar al vecino país.

Carlos Villalba apareció en el escenario político hace ya casi dos décadas cuando en 1996 ganó por primera vez las elecciones municipales en La Paloma, un distrito ubicado a unos 380 kilómetros de Asunción. A partir de ahí, construyó un padrinazgo político casi indiscutible en todo el departamento de Canindeyú apoyado en un poderío económico que fue en aumento exponencial desde que asumió la jefatura comunal.

Desde entonces, Villalba gana por goleada todas las elecciones y casi nadie se anima a enfrentarlo en la arena política. En varias oportunidades obtuvo el 80 por ciento de los votos en la puja por la seccional local. La única ocasión en la que perdió fue cuando en 2001 trató de cederle el lugar en la Municipalidad a su hermana Cristina, actual diputada conocida como “La Reina”.

Avelino Rivas Jiménez, colorado de ascendencia oviedista y el que había “arrebatado” la intendencia a los Villalba en 2001, reconoció en varias oportunidades esta realidad y señalaba que es imposible competir con una persona que maneja a todos con su fortuna malhabida, que logró gracias a la impunidad.

En aquel año, Villalba fue visto protagonizando una pelea callejera con seguidores del otro movimiento político que dejó como saldo varios heridos.

Investigadores privados de Brasil llegaron a calificar a Villalba López como el supuesto “Beira Mar paraguayo”, en alusión al detenido Fernandinho Beira Mar, quien fuera uno de los hombres más buscados en su país por narcotráfico.

En 2012, el intendente de La Paloma protagonizó un hecho bastante particular al ser acusado de haber amenazado de muerte a su par de Salto del Guairá, el también colorado Eduardo Paniagua Duarte.

“Nde ningo reikuaa porã che mba’eichaguávapa. Hetápema amboviajá, ha remakanea ha ndéve avei romboviajáta” (vos sabés bien qué clase de persona yo soy. Ya les hice viajar a muchos y si macaneás, a vos también te haré viajar), me dijo”, señaló el intendente saltoguaireño.

Por si estos antecedentes no fueran suficientes, el narcotraficante Ezequiel De Souza también vinculó a los Villalba con el “negocio”.
De profesor a millonario gobernador

Cuando comenzaron los cuestionamientos a Cristina Villalba, su correligionario, el gobernador de Canindeyú Alfonso Noria Duarte, se encargó de organizar raudamente un mitin político para presentar su apoyo a la legisladora. Estuvieron presentes varios intendentes de un departamento ampliamente dominado por los colorados y, en particular, por los Villalba; además de funcionarios de las diferentes comunas que fueron obligados a asistir.

Noria experimentó un llamativo y meteórico ascenso desde que asumió el cargo, hace un año. Levantó una mansión de US$ 3 millones en un predio de cinco hectáreas en una de las zonas más caras de Curuguaty.

Noria Duarte, de 35 años, apareció en el escenario político del departamento de Canindeyú en el año 2006, cuando sorpresivamente ganó las elecciones municipales de Curuguaty de la mano de los principales referentes de la línea política del expresidente Nicanor Duarte Frutos, entre ellos el polémico exdiputado Julio Colmán.

Se inició como licenciado en Ciencias del Deporte, título que le valió para enseñar, por ejemplo, en la escuela y colegio Fortuna de Curuguaty.

Tanto Noria como los Villalba siguen alineados a filas del oficialismo sin que se haya escuchado siquiera un cuestionamiento por parte del presidente hacia ellos. Además, visitaron varias el Palacio de Gobierno.

Se podría pensar que con todo esto, el presidente de la República, Horacio Cartes, quien repite tan insistentemente su discurso de un nuevo rumbo para la política, trataría de desligarse de figuras como éstas. No, no hizo siquiera el más mínimo intento. Muy por el contrario, se pasa demostrando su cercanía con ellos.

Apenas días antes de que se recordara el primer aniversario del asesinato de Pablo Medina y Antonia Almada, el presidente de la República, Horacio Cartes, no tuvo problemas en mostrarse a los abrazos con Villalba y Noria. Es más, durante la visita del papa Francisco, se encargó de presentar personalmente a la diputada al máximo líder de la Iglesia Católica.

Además, el movimiento oficialista Honor Colorado se encargó de impulsar la candidatura a la intendencia de La Paloma de “Kiko” Villalba, el menor de los hermanos Villalba, que pretenden seguir manteniendo el poder en su bastión por un largo tiempo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. - @juankilezcano

http://www.abc.com.py/especiales/fin-de-semana/los-padrinos-de-neneco-1418205.html

 

18 de Octubre de 2015
SAN JUAN BAUTISTA

Por Rafael Montiel

pablo-medina-velazquez-periodista-asesinado


Recordamos con admiración y respeto a nuestro compañero de tareas, don Pablo Medina Velázquez, quien entregó su vida por la verdad, la justicia y la libertad de prensa y de expresión. Hace un año, sicarios pagados con plata sucia asesinaron con violencia y saña al corresponsal de ABC Color en Curuguaty.

El cobarde asesinato se produjo el jueves 16 de octubre de 2014, a las 14:32, en un camino rural de la colonia Itanarãmi de Villa Ygatimí. El exintendente de Ypejhú Vilmar “Neneco” Acosta (ANR) es sindidado como autor moral, mientras su hermano Wilson Acosta y su sobrino Favio Acosta como los sicarios que ejecutaron a nuestro corresponsal y a su acompañante Antonia Almada.

El pecado de Medina fue denunciar las injusticias, a los narcopolíticos y a los mercaderes de la política que sometieron a la población con el miedo y la corrupción institucionalizada. Pese al ambiente hostil y tenso, el periodista tuvo la valentía de sacar a luz las maniobras de politiqueros que llegaron al poder con mañas y violencia, con atropellos a los principios de la dignidad de las personas, la libertad y la democracia.

Su entrega al ejercicio de la profesión es todo un ejemplo para quienes cumplen el papel de comunicar, denunciar y de informar a la opinión pública. Pablo Medina enarboló la bandera de la libertad y murió en cumplimiento del deber, en aras de una sociedad mejor y más honesta.

Su sangre derramada con saña y fuego, en manos de sicarios, apátridas e inescuprulosos, sirvió para desnudar la narcopolítica, el crimen organizado y la corrupción institucionalizada.

La clase política tiene la obligación moral de sanear sus filas y las autoridades tienen la responsabilidad de emprender una cruzada contra la deshonestidad y sancionar a los oportunistas que corroen los cimientos de la Patria misma. No puede ser que el país caiga a pedazos por falta de decisión y firmeza de las autoridades. Es imperativo que los autores morales y materiales, así como sus protectores, reciban el castigo que se merecen.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
http://www.abc.com.py/edicion-impresa/opinion/pablo-vive-1418179.html

 

hija-pablo-medina-cuestiona-la-justicia
 
Crimen de periodista
viernes 16 de octubre de 2015, 07:20
La hija del periodista asesinado hace un año, Dirsen Medina, cuestiona a la Justicia por no dar con los autores materiales del crimen. También critica que políticos vinculados a Wilmar Neneco Acosta no hayan sido imputados.

Dirsen lamenta que sigan afrontando la impunidad al cumplirse un año del asesinato de Pablo Medina y de su asistente Antonia Almada en Villa Ygatimí.

Para la hija de Pablo, es una fecha en que se renueva el dolor. "Hasta ahora no hay justicia", criticó en Radio Monumental AM, refiriéndose a que el autor moral aún no fue extraditado, en tanto que los sicarios siguen prófugos.

También cuestiona que la diputada Cristina Villalba no haya sido imputada por el caso, puesto que se registró un cruce de llamadas entre ella y Acosta el día del crimen. Recordó que incluso el propio presidente Horacio Cartes es amigo del detenido en Brasil.

Para Dirsen el grupo narcopolítico involucrado en la muerte de su padre sigue gozando de impunidad.

Por el aniversario de muerte del periodista y de su asistente se realizará una manifestación a las 9.00 en Curuguaty, luego tienen previsto ir hasta Villa Ygatimí, donde ocurrió el asesinato, para participar de una misa, si el clima se los permite.
http://m.ultimahora.com/hija-pablo-medina-cuestiona-la-justicia-n939304.html

17 de Octubre de 2015

madre-e-hijo-olga-bianconi-y-virgilio-medina-

Madre e hijo Olga Bianconi y Virgilio Medina fueron superados por el dolor de haber perdido a un esposo y a un padre

EN CURUGUATY SE RECORDÓ AYER EL PRIMER ANIVERSARIO DEL CRIMEN
Las lágrimas cubrieron el rostro de los presentes en la plaza “34 Curuguateños”, donde fueron recordados Pablo Medina y Antonia Almada, al cumplirse ayer el primer aniversario del asesinato. La viuda de Pablo exigió a las autoridades mayor esfuerzo para castigar a los autores.  
CURUGUATY, Dpto. de Canindeyú (Alberto Núñez, corresponsal). Ayer se conmemoró en esta localidad un año del brutal asesinato del corresponsal de ABC Color en Curuguaty, departamento de Canindeyú, Pablo Medina Velázquez (53), y su asistente Antonia Mariel Almada Chamorro (19). La vida de ambos acabó en manos de sicarios al servicio de narcotraficantes liderados por Vilmar “Neneco” Acosta Marquez, exintendente colorado de la localidad fronteriza de Ypejhú.
El acto central de recordación tuvo lugar en la plaza “34 Curuguateños”.
Piden más esfuerzo
El cura párroco de Curuguaty, Fabricio Rodríguez, ofició una misa y pidió a las autoridades gubernamentales a realizar el esfuerzo necesario para que se haga justicia.
Luego de la eucaristía, tomó la palabra el hermano de Pablo, Francisco Medina, quien relató de qué manera su hermano había ingresado a la carrera periodística.
Recordó el trabajo que llevó adelante con la fundación del semanario “El Vocero de Capiibary, el espejo del distrito”. “Lo que Pablo quería era hacer un periodismo de fondo, interpretativo, de idea formadora y estandarte de nuestra libertad, hacer un tipo de periodismo que supere lo simplemente narrativo, impactante para calar mucho más profundo”, relató Francisco.
También rememoró la época en que Pablo, aún en edad juvenil, encabezó varias marchas con reclamo a favor de campesinos, razón por la cual fue encarcelado en 1984.
Familia clama justicia
Durante el emotivo acto llevado a cabo en la plaza local, Olga Bianconi, esposa de Pablo Medina, hizo uso de palabra ante los presentes, y sin poder contener las emociones y las lágrimas clamó justicia al gobierno de Cartes.
“Nos tocó muy profundo este dolor y aún estamos sin Pablo, aún estamos sin justicia en Paraguay y yo pido con mis dos hijos que haya justicia, pedimos al Gobierno que haya justicia”, refirió con la voz quebrada por el llanto.
Ya cerca del mediodía, fue exhibido ante los presentes un documental sobre los riesgos, trabajos y relatos de cómo había ocurrido el asesinato de Pablo Medina y las repercusiones del crimen.
La recordación culminó con un almuerzo entre los familiares, amigos y lugareños de Capiibary y de Curuguaty. Participaron del acto los senadores del Partido Liberal Miguel Abdón Saguier y Luis Alberto Wagner, así como Arnaldo Giuzzio, del Partido Demócrata Progresista.

http://www.abc.com.py/edicion-impresa/politica/viuda-del-periodista-asesinado-exige-al-gobierno-se-haga-justicia-1418026.html

16 de Octubre de 2015

a-un-annio2

 
Las amenazas terminaron convirtiéndose en un hecho. Hace exactamente un año, en un solitario camino del distrito de Villa Ygatimí, Pablo Medina, corresponsal de ABC Color en Curuguaty, era asesinado por sicarios al servicio del narcotraficante convertido en intendente, Vilmar “Neneco” Acosta Marques. Con él asesinaron también a la joven Antonia Almada. El narcopolítico colorado había acosado durante años al periodista, al igual que otros capos del crimen organizado de la zona.

2010, Vilmar “Neneco” Acosta Marques decidía dejar de lado las sombras del anonimato para incursionar en política. Hasta el momento, era un desconocido oriundo de Ypejhú, un distrito ubicado a 330 kilómetros de Asunción, en la frontera seca entre Paraguay y Brasil, por lo que es considerado clave para el tráfico de droga desde nuestro país hacia tierras brasileñas. Los pobladores de la zona relatan que desde hace años su nombre y el de su familia eran vinculados a delitos como abigeato y tráfico de marihuana.
Rápidamente, el entonces corresponsal de ABC Color en la zona baja de Canindeyú, Pablo Medina Velázquez, se convertiría en una piedra muy molestosa en los zapatos del político colorado.
Poco antes de las internas coloradas para las municipales de 2010, dos de los hermanos de “Neneco” fueron acribillados. Uno de ellos murió en el lugar, mientras que el segundo falleció camino al hospital de la ciudad de Paranhos. De acuerdo a los investigadores, el ataque fue perpetrado por miembros de la familia Giménez Suárez, conocidos narcotraficantes de la frontera, con quienes los Acosta Marques mantenían viejas rencillas.
Se trataba de una venganza por el asesinato de dos de los miembros del clan Giménez Suárez, que había sido perpetrado un año antes y sobre el que no se tenían mayores datos.
El problema en aquella oportunidad había surgido luego de la incautación de unos 5.000 kilos de marihuana prensada por agentes de Antinarcóticos de la Policía.
Medina publicó la noticia de la muerte de los dos hermanos Acosta, relatando el enfrentamiento de larga data entre ambas familias vinculadas al narcotráfico.
A “Neneco” no le gustó para nada lo que había hecho el periodista y en reiteradas ocasiones lo amenazó, obligando a Pablo a andar con custodia policial desde aquel entonces, custodia que fue retirada por orden de la Comandancia de la Policía en setiembre del 2013 y con la que no contaba cuando dos hombres lo emboscaron y terminaron con su vida.
“Neneco” llamó en reiteradas ocasiones a Medina y le advirtió que no estaba dispuesto a permitir que nadie ensuciase su nombre, haciendo alusión a publicaciones que vinculaban al político con poderosos capos como Fernandinho Beira Mar y Líder Cabral.
Días después, Wilson Acosta Marques, actualmente prófugo y señalado como uno de los sospechosos de haber matado a Medina, era detenido en Brasil señalado como responsable de un triple homicidio en el que había caído abatido uno de los Giménez Suárez.
Pese a las amenazas, Pablo Medina nunca se quedó callado ni dejó de denunciar las irregularidades en las que se veía envuelta la familia del político colorado.
El 17 de febrero de 2011 Vilmar y su padre, Vidal, fueron detenidos por orden de la fiscala Ninfa Mercedes Aguilar luego de que se hallaran cabellos y cuero cabelludo humanos en una propiedad del último. “Neneco” salió libre el 11 de marzo, apenas dos días antes de las internas de la ANR, durante la que su movimiento consiguió una gran victoria en su distrito. Según los fiscales del caso, esto se había dado luego de una grosera intromisión del exministro de la Corte Víctor Núñez.
La violencia no paró en el entorno de esta familia que dejó el castiglionismo para pasar a filas del cartismo.
En enero de 2013 dicen que Acosta encabezó una turba que forzó la liberación de uno de sus sicarios, quien había sido detenido como sospechoso de un asesinato.
En noviembre de ese año, tras la publicación de que utilizaba un vehículo comunal para transportar droga, “Neneco” querelló a Pablo y dejó por escrito el odio que le tenía.
Un odio que lo empujó a mandarlo asesinar hace ya un año.
A un año del crimen, la investigación fiscal ya identificó a todos los implicados. Uno de ellos se encuentra detenido (Arnaldo Javier Cabrera), dos están prófugos (Flavio y Wilson Acosta) y otro (Neneco) intenta evitar su extradición desde Brasil.

http://www.abc.com.py/edicion-impresa/politica/a-un-ano-del-asesinato-de-pablo-medina-1417671.html

16 de Octubre de 2015
SALIÓ DE LA CASA TEMPRANO Y ANUNCIÓ SU REGRESO PARA ESA MISMA TARDE
Por Osvaldo Cáceres Encina y Iván Leguizamón, ABC Color

la-ultima-imagen-

A un año del cobarde asesinato de nuestro compañero corresponsal en Curuguaty, Pablo Medina Velázquez (53), recordamos su última cobertura para ABC Color, que fue inesperadamente interrumpida por un ataque a tiros perpetrado por dos sicarios al servicio del entonces intendente de Ypejhú, Vilmar Acosta Marques, alias “Neneco”, actualmente preso en Brasil y en espera de su extradición a Paraguay. Hasta seis minutos antes de su muerte Pablo seguía tomando fotografías por el camino.
 
El periodista de ABC Color Pablo Medina Velázquez salió de su casa de Curuguaty, para la que sería su última cobertura, el jueves 16 de octubre de 2014 a las 07:30 y recogió en su camioneta Mitsubishi L-200 a las hermanas Antonia Maribel Almada Chamorro y Juana Ruth Almada Chamorro, quienes vivían en un inquilinato en la misma ciudad.
Nuestro compañero avisó a su jefa en Asunción, en un mensaje enviado a las 8:05 al grupo de Whats-
App de la sección Interior, que iba a hacer un recorrido por las colonias Ko’ê Porã, del distrito de Villa Ygatimí, y Ara Verá y Crescencio González, de la ciudad de Ypejhú, sobre el ataque de plagas a los cultivos de mandioca y la intervención de la Federación Nacional Campesina (FNC) en el tema de fumigación.
Luego de preparar tereré en la corresponsalía de ABC Color, los tres partieron rumbo a la ciudad de Villa Ygatimí, a 43 kilómetros de Curuguaty, donde las hermanas debían quedarse para pasar el día con sus padres y hermanos, pero al final las jóvenes solamente saludaron a sus familiares, comieron algo y decidieron acompañar al periodista en su recorrido.
Pablo, Antonia y Juana viajaron otros 70 kilómetros, desde Villa Ygatimí; después de entrevistar a varios agricultores, de tomar un total de 141 fotografías para ABC Color, el corresponsal y sus acompañantes emprendieron regreso a Curuguaty, en un viaje de 110 kilómetros y que debían completar en casi tres horas, debido al mal estado del camino.
Sin embargo, 60 kilómetros después de salir de la colonia Crescencio González, el periodista de ABC Color y las dos hermanas fueron emboscados por los sicarios Wilson Acosta Marques y Flavio Acosta Riveros, exactamente a las 14:32, en un camino rural de la colonia indígena Itanarãmi, 10 kilómetros antes de llegar al centro de Villa Ygatimí.
Aquel fugaz encuentro con los matones concluyó después de que Wilson le preguntara en guaraní al periodista: “¿nde piko la Pablo Medina?”. Ni bien Pablo respondió afirmativamente, ambos criminales le dispararon con una escopeta calibre 12 y una pistola calibre 9 mm, sin darle siquiera oportunidad a nuestro corresponsal de intentar reaccionar.
Las balas también alcanzaron y mataron a Antonia, quien viajaba en el asiento del acompañante, aunque la hermana de esta última sobrevivió al no ser detectada por Wilson ni Flavio, ya que estaba en el asiento trasero y al escuchar las detonaciones se tiró al piso del vehículo para fingir que estaba muerta.
Marcados por la tragedia
Pablo Medina Velázquez, hasta el día de su muerte, llevaba 16 años como corresponsal de ABC Color en Curuguaty y el resto de la zona baja del departamento de Canindeyú.
Nuestro compañero dejó una familia compuesta por su señora Olga y sus hijos Marianela (15) y Virgilio (14), También tiene otra hija con su primera esposa, de nombre Dyrsen (28).
Otros dos hermanos de Pablo, Salvador y Salomón, también fueron asesinados por la mafia.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

http://www.abc.com.py/edicion-impresa/politica/ultima-cobertura-de-nuestro-corresponsal-en-curuguaty-1417675.html

16 de Octubre de 2015
UN MINUTO DE SILENCIO, Y SU CORPÓREO “VIGILARÁ” LAS SESIONES
La Cámara de Diputados rindió ayer un homenaje al periodista Pablo Medina y tras pedir un minuto de silencio en su memoria, se resolvió que su corpóreo “vigile” todas las sesiones en lo que resta del año.

diputados-


Diputados resolvieron por unanimidad que el corpóreo del periodista de ABC Color asesinado Pablo Medina permanezca en la sala de sesiones el resto del año. / ABC Color  

   la-diputada-cristina-villalba- La diputada Cristina Villalba (ANR), aliada política de “Neneco” Acosta, tuvo que sumarse al minuto de silencio. / ABC Color
La actividad se dio en el marco del primer aniversario de su asesinato, cuyo autor moral es el exintendente de Ypejhú Vilmar “Neneco” Acosta, según la Fiscalía. Acosta es aliado político de la diputada cartista por Canindeyú Cristina Villalba (ANR), quien asistió a la sesión y no hizo alusión al tema.
La reunión en la Cámara Baja se inició puntualmente ayer a las 8:30, y en su primera intervención, el titular de la Cámara Baja, Hugo Velázquez (ANR), pidió a sus colegas ponerse de pie y guardar un minuto de silencio en recordación del periodista de ABC Color y corresponsal en Curuguaty. Se homenajeó así la memoria del comunicador, quien en vida denunció el peligroso avance del narcotráfico dentro de las instituciones políticas y democráticas en Canindeyú, incluso con conexiones en el Congreso nacional.
Poco después, en el pleno, el líder de la bancada zacariista, el diputado Walter Harms (ANR), a pedido de nuestro medio, aceptó introducir el corpóreo del periodista en la sala donde se realiza la sesión como un gesto simbólico.
El diputado Hugo Rubin (PEN) pidió entonces que la figura sea ubicada formalmente dentro de la sesión y el colorado Óscar Tuma amplió la propuesta, planteando que la imagen permanezca en la sala el resto del año, a modo de recordatorio.
El asesinato de Medina hace exactamente hoy un año expuso a numerosos diputados con vínculos con narcotraficantes. Además de Cristina Villalba, fueron señalados también Marcial Lezcano, Freddy D’Ecclesiis, Bernardo Villalba y el diputado suplente colorado por Amambay, Carlos “Chicharõ” Sánchez (actualmente en Tacumbú).
No en Senadores
La triste recordación del asesinato de Medina no pudo realizarse en el Senado por falta de quórum. El titular de la Cámara Alta, Mario Abdo Benítez (ANR), se comprometió a ubicar en la sala de sesiones la figura del extinto periodista para homenajearlo por su lucha contra el crimen organizado, pero la sesión ordinaria no se realizó.
Los periodistas acreditados en Senado posaron junto a la imagen de Pablo Medina pidiendo justicia por su muerte, así como el senador liberal Luis A. Wagner.

http://www.abc.com.py/edicion-impresa/politica/diputados-homenajean-a-pablo-1417680.html

DVD - Boletines

mensajes secretos es

unalagrima2

boletineslink

Sitios amigos

220X130 mystery

ban3milenio

ILSICOMOROA

bannersitoarca

Sitios relacionados

delcielo box logofunimanuevo2015
lavida box  crop box
catania3 revelaciones box

Libros

ilritorno1 TAPA LIBRO laira
cop dererum1 humanidadtapa
books2 TAPA100
libroicontattiuniti139