Esta página web utiliza cookies de carácter técnico propios y de terceros, para mejorar la navegación de los usuarios y para recoger información sobre el uso de la misma. Para conocer los detalles o para desactivar las cookies, puedes consultar nuestra cookie policy. Cerrando este banner, deslizando esta página o haciendo clic sobre cualquier link de la página, estarás aceptando el uso de las cookies.

Italiano English Português Dutch Српски

domingoyadrianaPor Adriana Navarro y Domingo Silva

Primera parte.

La muerte del periodista paraguayo Pablo Medina, asesinado el pasado 16 de octubre nos conmocionó a todos, sobre todo a Giorgio Bongiovanni, porque una vez más los que deseamos la justicia, la paz, el amor, nos sentimos burlados, afectados por el dolor, la desazón, la angustia, la rabia, la impotencia. Siempre en las reuniones de arca de Montevideo, cada vez que tenemos conocimiento de que el Poder asesina a un luchador, a un justo, lo recordamos con mucha tristeza, y rabia; a cualquiera, tenga la nacionalidad que tenga, sea donde sea que caiga. Claro que son muchos los países y regiones que integran la sociedad de este planeta, y suponemos que hay más mártires caídos  por cualquier ideal humano -de un mundo mejor, sin violencias, sin drogas, sin desigualdades económicas, y sociales- de los que ni siquiera nos enteramos. Recordamos por ejemplo una monja asesinada hace pocos años en Brasil, por luchar por los derechos de una tribu indígena en el Amazonas, un biólogo asesinado también en Brasil por luchar por el medio ambiente donde vivía, la del pacifista y periodista Vittorio  Arrigoni, la del periodista Fausto Gabriel Alcaraz en Paraguay, en  mayo o junio de este año, por mencionar algunos de los últimos que tuvimos conocimiento. Y duele, claro que duele, duele mucho. Y sobre todo duele de alguien que de alguna manera estuvo cercano a nosotros, alguien que abrazó y besó a Giorgio, alguien que abrazó, y besó a otros hermanos de las arcas, sobre todo a los que están en la primera línea de la lucha antimafia en Sudamérica, que abrazó la causa por la que lucha Giorgio en contra del crimen organizado.

Por eso, luego de unos días de dolor, de angustia, Giorgio quiso comunicarse con los referentes de las distintas arcas de Sudamérica, para trasmitirles directivas de vital importancia para la obra, y programar para las próximas semanas un viaje a Paraguay, para dar testimonio en ese país con nuestra presencia física, la de él y la nuestra, para pedir, y gritar justicia por nuestro hermano Pablo Medina. Es decir, movilizar a cientos de hermanos de la obra para que lo acompañaran para proteger su vida, y la obra misma. Eso motivó luego una comunicación urgente de Juan Alberto, diciendo que Giorgio estaría en Paraguay entre el 15 y el 20 de noviembre a fin de realizar un programa de denuncia de la corrupción, y el narcotráfico que segaron la vida de Pablo Medina, que Giorgio pedía que concurrieran la mayor cantidad de hermanos posibles, porque sería un evento del cual “nosotros ni nos imaginamos su trascendencia espiritual”, constituyendo un hito en la guerra contra el anticristo. Y pedía dos cosas: primero: que debíamos hacer el mayor esfuerzo posible para resolver cualquier impedimento de trabajo, o de naturaleza económica, y concurrir al evento, y segundo: que los que concurriesen fueran conscientes de que no se trataría de ir a una conferencia más, sino a un evento de riesgo, y que deberíamos constituir una muralla de protección de la vida de Giorgio.  La comunicación de Giorgio con nosotros finalmente tuvo lugar vía skype, el pasado domingo 2 de noviembre, cuya esencia recogemos en esta crónica, como primera parte, de la misión y el viaje que nos encomendó.

CHARLA VÍA SKYPE con GIORGIO desde Italia, Domingo 2-11-2014.-

Giorgio: “Buenas noches, uno a uno que me saluden ... Empezamos, buenas tardes para ustedes, buenas noches para nosotros en Italia. Hoy tuvimos una conferencia en Palermo, pero yo perdí el avión porque tuve una sanguinación importante, una seguida de la otra; la penúltima fue antes de ayer, y la última, ayer, esto es anómalo al día de hoy, y fueron unas  sanguinaciones de dolor notables, y no tenía fuerzas para moverme. Pero Sonia Alea, y Giovanni hicieron la conferencia, yo me quedé en Pordenone, y luego me fui a Palermo, a seguir luchando contra la mafia.

En la ciudad de Messina, Sicilia, está lagrimando la Virgen de la Dolorosa, llora lágrimas de sangre. El mensaje que yo recibí de un Dios Solar es impresionante, y  tiene dos significados, uno de anuncio de castigo -es una señal de castigo divino-,  y otro de redención para todos los llamados, para los que han respondido.

Esta es una conexión de Sicilia, Italia con Sudamérica, la obra de los “Dos Juanes”, esto es un anuncio de algo importante.

El motivo de esta reunión es el anuncio de mi viaje a Paraguay del 14 al 21 de noviembre. Quiero hacerles una convocatoria para que ustedes conmigo, y yo con ustedes, seamos testigos de una denuncia que vamos hacer en contra de los asesinos de Pablo Medina, nuestro hermano. A los asesinos que le tiraron 10 balazos de fusiles, a él, y a su acompañante Antonia Almada, y a los asesinos mandatarios, ideales, narcotraficantes, políticos, hasta los ministros y a los ricachones que viven este cáncer, el negocio de la mafia. Un mártir de la justicia, que trabajaba para liberar a su país de la dictadura mafiosa, además de ser amigo personal mío y nuestro.

Entonces este asesinato es una señal para todos nosotros. El Cielo me manda a Paraguay para consolar a nuestros hermanos heridos, y para denunciar a los demonios, a los asesinos, a los criminales que nos atacaron “adentro de nuestro territorio, adentro de nuestra familia, y nos golpearon al último de nosotros”, que es el primero en el coraje, en la valentía, y que sacrificó su vida por nosotros.

 Pero particularmente es un ataque del demonio, sobre todo para mí. Y la respuesta nuestra es atacar el mal, con el verbo. Nosotros vinimos a este mundo para eso,  para atacar el mal con la palabra, y la denuncia, y tenemos que hablar al pueblo paraguayo para que haga una revolución civil en contra de esa dictadura mafiosa.

Estos murciélagos de la vida tienen que aprender que no somos cobardes, demostrarles que no somos de la doctrina new age  - de que todo está bien -  nosotros somos revolucionarios. No tenemos que incitar a la guerrilla, al combate con las armas, tenemos que gritar Justicia en contra de este poder mafioso asesino. No apoyamos las armas, pero si ellos lo hacen, reaccionaremos unidos, amenazándoles que van a tener pesadillas, y decirles que no se van a poder esconder de la espada de Dios, porque el ángel de la muerte los va a encontrar.

Entonces yo los invito a Paraguay, no es una reunión espiritual esta vez; sí que lo es, pero en otra forma. Es un riesgo para nosotros, pero que tenemos que afrontar. Ellos tienen que aprender que no somos como los demás, debemos buscarlos en la oscura cueva donde viven, en nombre del Cristo, para amenazarlos de muerte. 

Espero que vengan todos, me gustaría ver 250 hermanos, como he visto en un teatro de Rosario para escuchar al “santo con los estigmas”; y ahora me gustaría que vengan a escucharme para hacer una guerra, que vengan a escuchar a un revolucionario de la justicia, que viene a gritar ¡JUSTICIA!

Si estamos todos, será suficiente para que estos discípulos de Satanás tengan que vivir con una espada de Damocles, yo sé que si les hablamos en nombre de Dios, van a tener pesadillas, porque cometieron el error más grave, -lo esperaba-, atacar a un amigo de nosotros, a nuestra familia directamente. Pensé que atacarían a uno de los nuestros más íntimos, no a alguien más lejos.

Por eso, pueblo de la Tribu de Juan, ¡levántate en nombre de la Justicia, y la de este hermano!” Sed testigo de la denuncia de la muerte de un justo. Yo voy a estar, espero que ustedes también.

“Cada uno que va a ir,  será protagonista de una tarea, me van a cuidar a mi, lo principal es que me protejan, sobre todo en el lugar que voy a dormir, y a comer. No tanto en la plaza, sino todos los días. Va a venir conmigo Francesco que puede ser un coordinador, pero si no viene, nosotros lo hacemos.”

Pregunta: Hace poco tuviste una reunión con el Anticristo. Y él te amenazó..., ¿esta amenaza del anticristo tiene relación con la muerte de Pablo Medina?

Giorgio: “Sí, absolutamente. El quiere matar a todos nosotros, menos a mi, para  dejarme solo. Pero, un ángel me dijo al oído, que si estamos juntos y unidos en el amor, él no se va animar, no puede hacer nada. Si ustedes no me dejan solo, el anticristo no puede hacer nada. También por miedo a la respuesta de Dios.”

Pregunta: ¿Por qué es una señal para nosotros?

Giorgio: “Porque Pablo era un amigo querido, un hermano. No porque no iba al arca no hacía parte de la Tribu de Juan. Era el más humilde, el más  reservado, el más silencioso,  aparecía en las crónicas de antimafia, pero es un miembro, un apóstol de Cristo, un mártir. En este momento el más grande de todos nosotros, porque murió  “crucificado”.

Pregunta: Lo que sucedió, ¿es porqué aún no tenemos mucha conciencia? ¿se hubiera podido evitar?

Giorgio: “No tenemos mucha conciencia. Tenemos que tener más conciencia. Se hubiera podido evitar si entendemos que en Paraguay la lucha antimafia es algo serio de verdad, no un show de TV, no es un folklore. Todavía dentro de la Obra no se entiende la importancia de esto.

Es prioritario junto con anunciar la Segunda Venida de Cristo, tener esta conciencia, y es secundario ayudar a los niños. Pero,  si no golpeamos la cabeza de la serpiente, -a la política, a la sociedad-, siempre habrá niños con hambre en los comedores. Si la gente reacciona, y corre a estos corruptos, a estos políticos corrompidos, y cambia la política, entonces habrá más escuelas, y no necesitaremos más comedores. Se solucionarían muchas cosas con hombres justos.

Veo que el tiempo se acaba, y si hay que elegir en la obra, y si el anticristo se pone delante.., elijo la denuncia, porque los niños están salvados, y señalo la cara de estos corruptos. Esto para evitar que el Padre me diga: “Tú sabías que los niños están salvados, pero no  gritaste suficiente, no denunciaste lo suficiente en las plazas, no involucraste a tus hermanos en la lucha en contra de estos mafiosos.”

Propongo una cosa, en la medida que pasa el tiempo, Almendras se va a adelantar, y me gustaría que algunos chicos de Argentina, de Chile o Uruguay mismo,  acompañen a Almendras a la prensa, y a Omar Cristaldo a repartir volantes, y organizar un equipo de trabajo para organizar a la gente que llega, porque los chicos de Paraguay son pocos...

El Sol permite que pase esto, porque cuando un hijo de Él viene martirizado se lo llevan, o, para que se cumplan las escrituras”.

Pregunta acerca del Mensaje de fecha 23-10-2014: “¡TENED FE! ... CUANDO  EL ÚLTIMO DE LOS JUSTOS SEA MATADO,  EL TIEMPO SE HABRÁ CUMPLIDO Y POR LO TANTO NO HABRÁ MÁS CORDEROS QUE SACRIFICAR EN EL ALTAR QUE OFRECE REDENCIÓN Y SALVACIÓN...”

Giorgio: “El mensaje dice: “hasta que el último justo no sea sacrificado, no habrá Justicia...”. Es un número predeterminado, pero los nombres de ellos, no lo sé,  sólo lo sabe  Dios, y su Hijo el Cristo, obviamente.

Misión testimonio a favor de Pablo Medina, es el nombre con el que llamaremos a esta misión.

¿Okey? Entonces un abrazo para todos, estamos en contacto, y confío en la presencia de ustedes en Asunción. De acá saldremos tres o cuatro personas, y el nombre de ellos, se los daré en estos días... Un abrazo grande, y hasta pronto en Paraguay.”

Preguntas a Giorgio no relacionadas al tema principal:

Sobre la experiencia de las tres esferas:

“Lo escribí para compartirlo, nada más. El Cristo me dio el permiso, honestamente no sé. Luego estos tres dones están dentro mío, pero no los controlo, el día que los controle, tu, no va a hacer falta que me llames porque te vas a dar cuenta en la TV, se estará destruyendo todo, y al mismo tiempo se estarán sanando las personas.”

Montevideo, 29 de noviembre de 2014.

Adriana Navarro.

Domingo Silva.

-MISION TESTIMONIO A FAVOR DE PABLO MEDINA-
Segunda Parte.

El miércoles 12-11-2014 a las 13 horas,  desde la Terminal de ómnibus “Tres Cruces” de Montevideo, Uruguay -atendiendo a la llamada de Giorgio-  partimos rumbo a Asunción, Paraguay, con “Mamá Raquel”, Loreley Latierro, María del Huerto Lezcano (“Marita”), Domingo Silva, Adriana Navarro, y Daniel Amaral. Ya se habían adelantado Erika Pais, y Jean Georges Almendras, quienes junto a algunos hermanos argentinos, Martín Cardoso, Emilia Cardoso, y Bruno Alod,  y los locales paraguayos, tendrían la misión de organizar las primeras actividades de recepción de la llegada de los demás hermanos, y la difusión del evento del martes 18 de noviembre a la prensa escrita, radial, y televisiva.

Otros uruguayos acudirían al llamado, quienes por su lado, llegarían en días diferentes, Ignacio Rodríguez (el popular “Chacho”), con su compañera Patricia Aboal, del arca de Fray Bentos, Uruguay; así como también Proto Portela, y Uclides Pastrana, ambos también del arca de Fray Bentos. Desde EEUU acudiría Gustavo Nalerio.

Jueves 13-11-2014.- Llegada a Asunción.

 Llegamos a Asunción ya pasada las 11 de la mañana, donde nos esperaban Martín Cardoso, y Jorge Figueredo,  y luego de instalarnos en el “Cardel Hotel S.A.” en Igurey 1145 y Avenida Eusebio Ayala, nos fuimos para la casa de Omar Cristaldo y familia, en Teniente Alcorta 596 entre Aztecas e Incas, cuya casa  se constituiría en el centro de recepción, sala de conferencia, y el patio de la casa en centro habitual de reunión de las diferentes actividades de organización.

Sin tiempo que perder,  se organizaron las actividades – que ya habían comenzado días antes con los primeros que llegaron- y ahora se sumaban  un mayor número de hermanos a medida  que iban llegando: doblar los 50.000 volantes que eran un llamado a una “Gran Movilización Ciudadana” para el martes 18 de noviembre a las 18:30 en la Plaza de la Democracia, en pleno centro de Asunción, reclamando “Justicia para Pablo”, doblarlos a manera de un tríptico, enrollar los 4.000 afiches más grandes, todos para ser distribuidos en estos días en la ciudad. En la tarea de enrollar de a 10 los afiches para la pegatina de las noches, tuvo participación especial Loreley Latierro, otrora luchadora social, y sindical que recomendó armarlos de esa manera. Con la llegada de otros hermanos argentinos, se fueron dando otras ideas, pero las tareas de ahí en más no se detuvieron ni un momento, salvo para dormir, comer, o cuando nos convocaba Giorgio para hablar.

La consigna era “empapelar” toda Asunción, dentro de lo posible, para ello había que realizar este trabajo previo.

Ese jueves se emitió un comunicado de prensa que decía: “Asunción, 13 de noviembre de 2014.- Señor Jefe de Prensa  PRESENTE: A un mes del indignante asesinato del periodista Pablo Medina y con el cometido de solidarizarnos con el periodismo paraguayo y de apoyar al periodismo libre en el Paraguay, en Sudamérica y en el mundo, un grupo de periodistas italianos, uruguayos, argentinos y paraguayos, redactores de una publicación especializada en denunciar al crimen organizado: www.antimafiaduemila.com  en Italia, con filiales en Argentina www.antimafiadosmilargentina.com  y Uruguay www.antimafiadosmil.com  cuyo director es el periodista Giorgio Bongiovanni, están organizando una movilización ciudadana, a realizarse el próximo martes 18 de noviembre de 2014, en la Plaza de la Democracia, a las 18:30 horas. Se trata de una movilización en repudio de la muerte de Pablo Medina, en reclamo de justicia y para pedir a las autoridades que este crimen no quede impune. En tal sentido, para difundir esta movilización, se realizará una conferencia de prensa el día lunes 17 de noviembre de 2014 en Tte Alcorta N° 596, entre Azteca e Incas, a las 11:30 horas. Agradecemos la cobertura de vuestro medio para esta conferencia en la que además se dará a conocer una adhesión del escritor y periodista uruguayo Eduardo Galeano. Comisión Organizadora de la Movilización Ciudadana: Antmafiaduemila (Italia) Antimafiadosmil (Uruguay) Antimafiadosmil (Argentina) Antimafiadosmil (Paraguay). Adhesiones: Periodistas en Alerta FOPEP, Sindicato de Periodistas del Paraguay (SPP), Coordinadora de Abogados, Federación Nacional de Estudiantes, Eduardo Galeano (Escritor y periodista Uruguay). Por la comisión organizadora: Omar Cristaldo Redactor Antimafia Paraguay, Jorge Figueredo Redactor Antimafia Paraguay, Jean Georges Almendras Periodista Uruguay.”

Entonces, en horas de la mañana, bajo la comandancia de Jean Georges Almendras, y Omar Cristaldo, con la compañía de Martín Cardoso, y Domingo Silva, se hizo un recorrido por Canal 13 de televisión; Radio 1° de Marzo 780 AM; Canal 9 Cerro Corá; Panavisión (canal TV), y Diario Última Hora. En ese recorrido, Omar detiene el auto, porque se encuentra con un dirigente de la Federación Nacional Campesina, y lo invita al evento del próximo martes.  En horas de la tarde, siempre con la presencia de Georges Almendras, pero esta vez con Jorge Figueredo, pues Omar se quedó en la casa para otros menesteres, Erika Pais en la filmación, Martín Cardoso, y Domingo Silva, se recorrieron otros diarios, canales de televisión,  y radios de Asunción: Radio Ñanduti; Tele Futuro, y nuevamente Radio Ñanduti, donde fueron invitados a participar en directo  a las 20:00 horas en el programa “Ocurre y aquí está”  del periodista Osvaldo  Cáceres.

Fue un recorrido periodístico por la gran mayoría de la prensa asunceña.

Viernes 14-11-2014.-

En una caravana de seis autos, previa designación de quienes manejarían los coches, los acompañantes, quienes serían los encargados de la seguridad, etcétera, alrededor de las 10:30 una comisión de bienvenida y seguridad, se dirigió hasta el Aeropuerto Internacional Silvio Pettirossi, a esperar el arribo de la delegación de los hermanos italianos constituida por Giorgio Bongiovanni, y Sonia Alea,  Francesco Belvisi, Valter Paron, Marco Marsili y Francesca Panfili.  Alrededor de las 13 horas, arriban al aeropuerto, y luego de los trámites de rigor, los 6 autos en caravana conducen a Giorgio y a los demás hermanos a la casa de Omar Cristaldo, “la trinchera de guerra” como Giorgio de ahí en más la denominará.  Se producen los clásicos y efusivos saludos, abrazos, besos. Giorgio, luego de almorzar -ya casi una merienda-,  se retira a descansar un poco del largo viaje desde Italia. Las hermanas encargadas de la cocina no se detienen, hay mucho para hacer, y van llegando hermanos de todas partes, y Giorgio toma la decisión de que todos comamos juntos  tanto en el almuerzo, como en la cena.

Luego del descanso, se reúne en torno a algunos hermanos, que poco a poco se fueron acercando, sobre todo hablando con Omar Cristaldo y Jorge Figueredo, pues Giorgio quería escuchar de ellos una primera impresión acerca de las investigaciones de Pablo Medina, y que desembocaran en su asesinato. El propio Figueredo llorando, le confiesa a Giorgio que la muerte de Pablo lo ha cambiado completamente, ya no es el mismo de antes. Esto nos emociona a todos los que tuvimos la oportunidad de escucharlo.

Aprovechamos para recoger aquí, las primeras palabras de Giorgio, que más o menos pudimos anotar como esencia,  con lápiz y hoja en la mano.

Giorgio: “Tengo una gran confusión en mi cabeza, no en mi corazón... Tengo que despertar a este pueblo, y quiero hacer en dos formas la lucha: la primera es la obligación periodística de denunciar el asesinato, y que se encuentren los culpables; la segunda es denunciar a los asesinos  en el  Nombre de Dios..., ellos buscarán donde esconderse, pero no lo encontrarán. Esas personas tienen que tener miedo de alguien. Estos hombres tienen que empezar a tener miedo de Dios. Para eso he venido... Vengo a esta casa que me recibe en Paraguay, que parecen pocos, pero son fuertes como leones. Nuestra obligación es -en el pasado habría dicho que debíamos defendernos, defender la memoria de Pablo Medina-, pero ahora no siento más así. Siento que tenemos que atacar duro, con fuerza militante, hasta que piensen que tenemos armas, pero que no queremos usar, y que podemos hacer una revolución. Tenemos otra arma que es la palabra de Dios. No hay nadie místico que vaya a maldecir en contra del mal hecho, soy sólo yo, uno.  Ha llegado el  momento de que de la defensa debemos pasar al ataque. Esta es la primera lucha, la más pequeña,  pero no será la última, vendrán otras más grandes, más fuertes.

Yo le digo al Padre, pero no me escucha: “El próximo quiero ser yo”. Pero el Padre no me dice nada, da vuelta la cara, pero me siento impotente. No estoy aquí para defendernos, estoy aquí para hacer una venganza, saber la verdad. Hace dos mil años que estoy para defender, ahora quiero gritar. Si nos morimos gritando, estoy seguro que Dios nos va a escuchar. Esta gente tiene que ser eliminada, usando las fuerzas de la naturaleza, o los jueces…Es una prueba de coraje, puede ser; es una prueba de valentía, puede ser.

Ya llevo meses que estoy escribiendo para atacar, como un loco, como Don Quijote atacando a los molinos de viento. Si somos la vanguardia de Cristo, y Cristo está detrás, está llegando, entonces tenemos que atacar. ¿Qué quiero hacer? Quiero darles miedo. De seguro pensarán: “¿qué quieren, por qué atacan? Este loco que tiene los estigmas me está maldiciendo., ¿Y si es Dios? ¿Y si se muere mi esposa?...” Deben sentir miedo, que no duerman más. Después hacemos un plan operativo, quién va a hablar en la plaza, y entonces nosotros gritamos justicia.

¿Cuántas veces me preguntaste Omar, cuándo vienes al Paraguay?

Yo soñé como una semana antes que me mataban. Yo venía caminando por Palermo y entro en un auto.  En la visión que tuve, la emboscada que soñé era la de Pablo, pero en el sueño era yo. Soñé a una persona que la estaban matando, el auto iba subiendo, salen los sicarios… pero no era yo. El Padre Adonay  me engañó. La emboscada que soñé, era la de Pablo, pero en el sueño era yo. La primera cosa que dije: Padre Adonay, me engañaste. Sea hecha tu voluntad, pero me engañaste. Porque si yo soñaba que era él, que en el auto estaba Pablo, yo venía inmediatamente a Paraguay, tomaba un avión en secreto y venía aquí para evitarlo, pero el Padre se lo quiso llevar. Entonces la misión de los dos Juanes sigue y tenemos que tomar conciencia de que estamos en una verdadera guerra en contra del mal. El mal se dio cuenta hace 25 años, que nosotros somos un peligro para él. Nosotros no somos gente que nos miren con indiferencia. Esta señal terrible, -gravísima para nosotros-, nos tiene que dar una enseñanza, nos tiene que hacer tomar conciencia  de que somos un peligro. Ellos son sabios, porque piensan a largo plazo, pero nosotros que conocemos que al final vamos a triunfar,  a veces nuestra vida diaria,  nuestros hijos no nos dejan pensar para el futuro,  entonces ellos ven que somos un peligro, pero no inmediato.  Pablo  Medina era un peligro para ellos inmediato, nosotros no. Pero ellos planifican y ven que nosotros quizás dentro cinco años, seremos un peligro.  Ellos no viven como nosotros, ellos están permanentemente  en guerra. Están en contra de la gente que significa un peligro para su futuro. Y presentan la sociedad como si fuera una democracia. Ellos han individualizado quienes son un peligro. Antes no lo éramos porque hablábamos de los ovnis, etcétera.  Pero cuando empezamos a hablar, a denunciar, y a atacar al crimen organizado, nos empezaron a ver con peligro. Ellos son las arcas del mal, y están en contacto como lo estamos nosotros. La gente no lo sabe, pero ellos están conectados desde Italia, a todos los lugares del mundo. Yo voy a denunciar la conexión del narcotráfico de Calabria con Uruguay, Argentina, Paraguay. Familias italianas, viven en México, en Bolivia, aquí no viven, pero tienen contacto. En México, en Paraguay, están los sirvientes de “ellos”, que les mandan el dinero para fabricar la droga. Si nuestra respuesta es el silencio, significa que “entendimos el mensaje de ellos”, si nosotros no nos defendemos, no van a hacer nada, es lo que esperan. Si sólo nos defendemos, hasta pueden llevar un regalo para el merendero, en ese caso no van a hacer nada.  No esperan un ataque fuerte, fuerte, entonces sí, van a cerrar el merendero, pero no importa, ¡empezó la guerra!  Este pueblo  tiene que despertar, si no lo hace, el Padre va aniquilar este país, como va aniquilar a Italia, a Uruguay, si no despiertan.”

Se va haciendo la noche, Giorgio nos dice que a las 19:30 horas haríamos una reunión operativa, entonces se retira unos momentos a otras tareas. Vemos el constante ir y venir de las que ya en ese momento se van convirtiendo en verdaderas amas de casa, encargadas de la cocina. La joven “Intendenta” Emilia Cardoso, Hilda, la co-dueña de la casa, Mamá Raquel, que con Silvana, Alejandra, Graciela, y otras se suman a esa noble y sagrada tarea de preparar los alimentos, luego la limpieza. Nos imaginamos hace dos mil años, una escena similar,  en  cualquier parte de Palestina, sobre todo en Galilea,  donde el Maestro habrá visitado tantos hogares de almas que verdaderamente lo amaron, Él en acción, preparando las actividades a realizar, llenando de sabiduría esos hogares con sus prédicas maravillosas, y también gritando a los poderosos de aquella época.

Cenamos.

Luego Giorgio llama a algunos para coordinar una operatividad especial,  permanentemente lo  está haciendo, se oyen sus gritos: “¡Omar!, ¡Erika!, ¡Bruno! ¡Francesco!”.

Luego comienza a hablar para todos, y  se hace el habitual silencio, pregunta:

 “¿Omar, cuál es el programa de mañana? Yo también voy a repartir volantes, ¿eh? ¿La conferencia de prensa la hacemos aquí?"

Omar le dice a Giorgio los programas, el programa a seguir de aquí en más, prensa, entrevistas, etcétera, y que la conferencia de prensa se va hacer en la recepción de su propia casa.

Almendras organiza toda la parte de los volantes a repartir para el día de mañana, y las pegatinas para las noches, y Francesco a cargo de la seguridad nombra los que harán parte de la misma, quiénes van a estar a cargo de ella, fundamental  en esta instancia de lucha. Luego que se conoce quienes formarán parte de la custodia, Francesco, encargado de la seguridad, los reúne a  todos. Toda esta designación de  personas que van a volantear, los que estarán a cargo de la seguridad, los que hablarán en la conferencia de prensa, posibilita que Georges Almendras -ante en ese momento alrededor de 76 hermanos reunidos- exprese que: “Hace 25 años que no se ve una movida de esta naturaleza, eso nos lleva a dos actividades básicas, la difusión del evento político social que vamos a realizar, y la conferencia de prensa.”

En ese momento llegan los chilenos Marcos Antonio, Luis Ayala y Carmen Alegre provenientes de su país que inmediatamente se suman a esta movida, pues no hay tiempo que perder. Giorgio pide que le traigan un volante y un afiche, quiere saber con qué elementos gráficos cuenta para la lucha. “Yo soy un ignorante, necesito verlos Georges” –dice- y  se los muestra a todos.  Algunos hermanos hacen alguna sugerencia, y preguntas acerca de dudas en cuanto a la organización. Cuando llega el momento de designar los exponentes que van hablar en la Plaza de la Democracia el siguiente martes 18 de noviembre,  Giorgio provocando la risa en todos dice que: “...Después de que hable yo, capaz que tenemos que escaparnos todos...”

Almendras lee una adhesión de Eduardo Galeano, prestigioso escritor y periodista uruguayo, conocido a nivel internacional, a lo que Giorgio acota: “Qué salió a la  luz  ¿eh?, pues nunca había salido con nosotros.  Tuvieron que matar a uno de los nuestros para  que saliera.”

Luego Giorgio muestra el premio recibido en Italia por su actuación en antimafia, recibiendo el aplauso de todos, es una plaqueta que dice: “19° Premio Nazionale PAOLO BORSELLINO a Giorgio Bongiovanni, Pescara 25 OTTOBRE 2014.”   Se lo dedica a Pablo Medina. Luego se despide de todos, manifestando:

“Nos vemos mañana, ¡empieza la batalla!”

Sábado 15-11-2014.-

Lentamente, de diferentes rincones de Argentina, van llegando en oleadas, nuevos hermanos. Durante el día se realizaron diferentes actividades programadas.  Hace calor, pero nos dicen los paraguayos que en Asunción es normal que la temperatura sobrepase en mucho los cuarenta grados, y que por suerte en estos días, no se esperan temperaturas tan altas, de manera entonces que todo va a ser soportable.  Fue el primer día que se volanteó en las calles de Asunción, en la mañana, por los alrededores de la casa. En la tarde, ya se fue un poco más lejos. En general, esta tarea estuvo subdividida en grupos, cada uno a cargo de un coordinador, previamente designados por Almendras y Matías Guffanti.  En la noche, ya éramos más de 80 sin contar los locales, Giorgio nos reunió a todos comenzando a leer un pasaje del Apocalipsis, en el Capítulo 6, que habla de Los Sellos,  leyendo los siguientes versículos, Versículos: “9- Cuando abrió el quinto sello, vi bajo el altar las almas de los que habían sido muertos por causa de la palabra de Dios y por el testimonio que tenían. 10- Y clamaban a gran voz diciendo: ¿Hasta cuándo señor, santo y verdadero, no juzgas y vengas nuestra sangre en los que moran en la Tierra? 11- Y se le dieron vestiduras blancas y se les dijo que descansasen todavía un poco de tiempo hasta que se completara el número de sus consiervos y sus hermanos, que también habían de ser muertos como ellos.”

“Este es el pasaje del Apocalipsis que estamos viviendo en el momento. Los mártires piden a Dios justicia, y Dios les contesta ¡todavía falta!: “Cuando el último justo dé la vida, yo haré justicia.” Entonces si nosotros conocemos el camino tenemos que prepararnos en esto, porque a  pesar que no es cierto al cien por ciento, puede pasar que hermanos de la Obra sean matados, porque el Padre no va a intervenir hasta que el último justo sea sacrificado, hasta que no muera el último mártir de la causa de su Hijo, Él no va a intervenir. La pregunta es ¿cuándo será esto? Yo no lo sé. Pero sé que faltan pocos mártires. No lo sé si el Padre va a permitir que el último justo sea matado. Todo está en manos del Padre. Todos somos apóstoles del Cristo, y estamos involucrados en este capítulo del Apocalipsis. Es la apertura del quinto sello. No lo olvidemos, nosotros estamos en la Obra de Juan y de Cristo. Cada uno de nosotros puede ser un mártir. Honestamente si alguien me iba a preguntar si algunos de los mártires –y estábamos al tanto de que Pablo Medina estaba en riesgo- pero si me preguntaban si Medina era un mártir del Apocalipsis, yo me iba a reír, iba a decir: “Nunca va a pasar, no puede ser”. Pero la verdad es un mártir, él como Falcone y Borsellino. Entonces en este capítulo están involucrados todos los santos, y todos son parte, mártires como los desaparecidos en la dictadura, los combatientes, los periodistas muertos, los santos como el Obispo Romero, el Padre Puglisi (Pino Puglisi), mártir que sacaba a los chicos de la calle en Palermo, santos creyentes, católicos, laicos, y hasta los menos conocidos, hasta el más olvidado, forma parte de este capítulo. ¿Y cuál es el número? No lo sé. El Padre tiene secretos, pero te revela algo para ayudarte, y dice: “Falta poco”. Es el tiempo de la cuenta atrás.  La medida para medir las señales de los tiempos, es contar los mártires que caen. Cada mártir que cae es la medida de la Venida de Cristo.  Los mártires en el Apocalipsis piden venganza, pero no es una venganza humana, pero lo es. Entonces hasta que el número no se complete, hay un número, nosotros vivimos por esto. Es lo que quería decir esta noche.

Debemos tomar conciencia de este tiempo, y no dejarnos agarrar por la tentación de que no pasa nada. A veces nos toma la tentación: ¡Pero no pasa nada! Porque estamos involucrados en la gran mentira de que está todo bien, de que no pasa nada, que todos vamos a ganar dinero, ¡mentira! Ahora nos está pasando a nosotros. Estamos en una gran guerra, muy sutil, muy feroz, muy fascista. Todo es una gran mentira. Estamos en la gran propaganda de que está todo bien, y sin embargo la gente desaparece, la secuestran, la matan, le sacan el dinero del bolsillo. Una de las motivaciones, de las causas de porqué mataron a Pablo Medina,  hablo de las causas espirituales, porque las materiales las vamos a denunciar el martes –el narcotráfico, etcétera-,  pero la causa espiritual de porqué es un mártir, de porqué se sacrificó uno de nuestros amigos,  el más humilde, el más preparado en lo profundo, es para decirnos a nosotros: “No es cierto que no está pasando nada. Les mataron a un hermano”. Sí,  está pasando esto, y aquello, está pasando todo. Estamos gobernados por una serie de monstruos, porque no nos rebelamos. A veces somos tentados de que no se puede hacer nada, pero nosotros tenemos que defender la sangre de nuestros hermanos y tenemos que atacar el mal.”

Algunos hermanos le hacen preguntas a Giorgio relacionadas con el tema, él responde:

“Si alguien cae, es un privilegio pero si todos caemos, ¿cómo se predica la palabra de Dios? Primero, pienso que si caemos no lo haremos todos, porque tenemos que anunciar la palabra de Dios, pero el Bautista dijo hace dos mil años respecto del Padre, que si no hablan los hombres hablarán las piedras. Y yo hoy contesto lo mismo, se levantarán las piedras, y ahí los hombres creerán más en las piedras. Yo prefiero que me maten, a  no hablar más...

Nosotros debemos instigar a Dios. Él quiere ver a sus corderos valientes. Debemos instigar a Dios para hacer justicia.

 Yo no creo que la gente vaya a cambiar, que el Gobierno haga algo, que la gente en las plazas vayan a cambiar el sistema, es imposible. Falta la instigación. Los pocos que creemos en Dios, debemos instigarlo, y estar en contra de las Iglesias en su Nombre. ¿Está claro la motivación por  qué lo hacemos? ¿Está claro? Es memorable que otras  organizaciones protesten, pero nosotros tenemos que instigarlos, Dios quiere vernos como corderos, ahí solos con “su Voz”, que gritamos a la bestia, que no tenemos miedo y entonces tendrá que “bajar de su trono.” Yo sé que estamos en una campaña en la que vamos a perder, pero el motivo es, para instigar a Dios. Porque yo sé que entonces Dios levanta las aguas y destruye todas las ciudades, entonces tenemos que instigarlo, enfrentándonos en contra de la bestia “en su Nombre”. Si Él creó todo y hay una bestia hostigando a sus hermanos, ¿dónde está Él que no hace nada? Esta es la verdadera motivación de porqué hacemos esto. No es por orgullo o arrogancia: es la Verdad.”

Giorgio finaliza esta reunión despidiéndose de todos, diciendo que el domingo (el día siguiente) se va hacer una reunión espiritual, instando a que aprovechen para hacerle más preguntas.

Domingo 16-11-2014.-

Jornada de mucho calor. Como todos los días, una cartelera nos avisaba de las actividades que se iban a realizar en la mañana, y en la tarde de ese día. En la mañana se realiza una reunión operativa con los coordinadores de los grupos que están difundiendo los volantes, bajo la superintendencia de Agustín del Arca de Campana. Georges Almendras y Matías Guffanti, encargados de la organización previa, armado de los grupos, y distribución de las zonas a volantear, además de impartir las directivas correspondientes para que la difusión se realice con la debida correspondencia y armonía, deciden que por  ser domingo, no vayamos para el centro de Asunción, ya que seguramente no sería un lugar muy concurrido.  Se decide volantear entonces por la Costanera, mercados, parques como el  Parque Ñu Guazu, alrededor de supermercados, etcétera.  Dicha actividad se realiza por la mañana, y por la tarde.

Hacia la tardecita Giorgio se retira a su habitación. Instintivamente ya todos nos imaginábamos de qué se trataba. Una nueva sanguinación de Giorgio, cerca de las 20 horas. Nos avisan que él quiere que entremos todos, somos más de 80 personas. El aire de la tarde cambia, nos embargamos poco a poco de sobrecogimiento. A veces todo parece un sueño, de la activa lucha social pasamos  a la concentración espiritual profunda. Así es la vida de nuestro maestro, cambia de un instante a otro, se adapta, en él se funden el Cielo y la Tierra en su máxima expresión. Los estigmas...nuestra señal, señal que algunos no habían visto durante una sanguinación. Por lo tanto para algunos hermanos es un momento único. Para todos es un momento intransferible. Casi todos lloramos, es como si el alma de pronto no entrara dentro de nuestro cuerpo, y la única forma de equilibrarnos es dar paso a las lágrimas. Giorgio se recupera de la sanguinación... Cenamos, luego nos habla:

“Mañana a las 8 de la mañana, vamos hacer la entrevista en ABC COLOR, donde trabajaba nuestro hermano Pablo Medina. La noticia de hoy es que un grupo de senadores integrantes de la comisión bicameral de investigación creada por el asesinato, nos recibe y podemos ir al Parlamento. Esta comisión puede escucharnos, para saber nuestra opinión, o sugerencias para encontrar a los asesinos de Pablo. Otra noticia es que escribí una nota sobre Di Matteo, hay un complot para matarlo, y la mafia es el chivo expiatorio. Un capo mafioso arrepentido que se entregó hace pocos días, habló sólo a él para revelarle que “estaba volando por los aires”. Nadie podía imaginar que un asesino feroz se arrepintiera.

Y el martes hacemos el evento en la plaza, y quiero decir esto: según mi inspiración el mal existe y es fuerte, y presenta su peor expresión en el crimen organizado, pero este es una manifestación que está detrás y que es el verdadero mal, y que quiere aplastar a la pobre gente, al pueblo entero. Durante la sanguinación, veía la cara del Cristo, y pensaba, existe también el bien, nosotros somos el bien, y tenemos certeza de su presencia, de su intervención, del juicio final, el Cristo es el bien que intentamos servir, y creo que el fin de estas protestas, de esta justa manifestación -donde nosotros, yo, nosotros, tenemos la obligación de hacerlo, pero hoy más que nunca sentí la necesidad, la certeza- es de que lo vamos hacer en el nombre de Dios.

La novedad en esta enésima revolución, no es tanto la revolución misma, pues siempre encarnaron hombres con la idea de la revolución, del respeto, de la justicia, del amor, han encarnado miles de hombres y mujeres en contra del Poder del mal, en este caso en contra de la mafia, en contra del poder.  Pero hoy, en este tiempo, en este momento, estamos nosotros, no solo nosotros, estamos también nosotros, no sé si por suerte o por desgracia, pero sé que sólo nosotros lo vamos hacer en el nombre de Cristo. Porque en el nombre de Cristo vamos a denunciar al crimen organizado. No lo quiero hacer en forma laica. Espero que estén de acuerdo. Yo lo quiero hacer en este país por primera vez en el Nombre de Cristo, con evidencias y todo lo demás, pero en el nombre de Cristo. Ha llegado el tiempo de que las dos misiones se unan en una sola. Con astucia y discernimiento lo he hecho en forma distinta. Pero Sudamérica ha comenzado distintas etapas de mi vida, el Cielo me dice que desde aquí lo tengo que hacer así. Es como si el Cielo me dijera: “Ahora comienza la denuncia del anticristo, y hazlo en nombre mío”. Empiezo aquí, y luego en Palermo. Significa que Él está por llegar. Esto es lo que siento, ésta es la misión, y esto es lo que voy a hacer.”

Pregunta: ¿Revelarás el nombre del anticristo?

“No lo sé. En este momento es demasiado fuerte para revelarlo. La gente se va a reír, y yo cometo un error. Todavía estamos al inicio de esta parte de la misión”.

Pregunta: La Obra ha tomado un giro, estamos en guerra. ¿Cómo debe ser nuestra actitud y qué significa estar en guerra?

“Seguimos como estamos. Este acto que vamos a hacer es una prueba importante a nuestra disponibilidad a combatir, a manifestar nuestra indignación y a pedir justicia. La vida es misericordiosa y nos hace vivir las cosas muy lentamente. Durante años hablamos de la presencia extraterrestre, los ovnis, etcétera, pero ahora nos mataron a uno de nosotros. Casi me siento con culpa de que yo lo abandoné, ahora lo vivimos dentro de las arcas. Y tenemos que seguir. Tomar las armas no,  porque el Cielo me lo prohíbe, pero tenemos que seguir pidiendo justicia. Tenemos que establecer si seguir coherentemente en esta nueva faceta, o renunciar. Porque ustedes tendrán evidencias de que yo voy a hacer una guerra en contra de la mafia. Entonces  nuestra disponibilidad será para  pedir justicia en nombre de Cristo, protección para sus mártires, y protección para los justos.  No ser indiferentes a nada, tenemos la obligación de meternos en todas las causas justas que luchan por los más pobres, por los que sufren, por los más débiles. Tenemos la obligación de meternos, no es que tenemos la facultad de elección, sino obligarnos. Para que nuestro enemigo diga: “se meten en todo.” Sí, porque ellos también se meten en todo, en la economía, en todo. Y recordar que lo hacemos en el nombre de Dios, y no perder de vista la misión de anunciar la Segunda Venida del Cristo. Entonces nos tenemos que dedicar a esto. Estamos presos del Dinero, es el rey absoluto del universo. Ya tenemos muchas horas que trabajar, entonces esas horas que nos quedan hay que estar en guerra. Cada uno se mira delante del espejo y decide si sigue adelante o no.

Hoy escribí que en Italia vivimos bajo un gobierno fascista. Entonces la protesta, la calle, el puerta a puerta, el lápiz. Sólo me importan mis hijos, mis hermanos y denunciar. Hasta que morimos en la plaza, esta es nuestra misión, denunciar, denunciar, y sangrar. No veo televisión desde el verano, la voy a vender. Los noticieros no los escucho más porque dicen mentiras, me compro los diarios para leer lo que me interesa, y ¡grito!  Esta es mi vida, y espero que sea la de ustedes. Se que soy manejado por el Cielo, y quiero inculcar a la gente el virus de la revolución, para que cada uno asuma su responsabilidad. Quiero provocar. Yo no voy a tomar las armas, me lo prohíben los estigmas, pero no voy a levantarme en contra de aquéllos que justamente lo hagan.  Me dicen: “Te  voy a denunciar Giorgio...” y esto es lo que quiero, que me denuncien. Yo aún desde la cárcel, voy a ser más loco…

La cárcel es mi compañera, la segunda es la calle. Entonces esta es nuestra misión y es provocar a Dios, positivamente. Porque Dios dice pero cómo estos hijos que tengo no reaccionan, y están aplastados por el demonio, entonces no intervengo si ni siquiera a ellos les importa. Dios quiere nuestro sacrificio, no que dejemos nuestra familia, pero es una elección de vida, y si queremos cambiar el mundo, debemos dar la vida.....

Hoy en la cama, pensaba que Cristo me decía: “existe el mal, pero existe el bien. Es un germen que entra lentamente, inexorablemente, es muy lento, pero entra y se abre camino, y es un germen que la mafia, los vendedores de armas no pueden parar. Pueden parar a las personas que tienen este germen, pero no el germen, y el germen camina, -.ya esto tendría que tranquilizarnos-. Entonces ten paciencia.”

… Si aceptamos el pacto con el anticristo, entonces vivimos la mátrix; si no lo aceptamos entonces estamos fuera del sistema, vivimos dentro de su reino, pero somos revolucionarios. Y me dijo: “en el momento que tus amigos no lo quieren ser más, yo los voy a devorar.” No les puedo mentir. Pero todo el poder, y todo el dinero, no pueden hacer nada si tienen fe. 

Nuestra condición espiritual es que somos soldados de Cristo. “Todos tus amigos, solo por el hecho de serlo, son mis enemigos”, me dijo el anticristo. Nos vemos mañana...”

Había finalizado la reunión de esa noche cuando arribaban a la casa por primera vez el resto de los hermanos chilenos: Marco Antonio Rojas, y José Bustamante, completando de esa manera la delegación de Chile, que por problemas en el metro que hubo en Santiago de Chile, no pudieron llegar antes. Esa noche algunos hermanos salen a pegar afiches por las calles de Asunción, y son detenidos por la policía. 

Lunes 17-11-2014.-

Esa mañana, en el patio de “la trinchera” en la cartelera lucían las actividades del día. Se leía lo siguiente: “Horas de la Mañana: Apoyo a Conferencia de Prensa, Reunión coordinadora de Propaganda, Urgente (antes de almorzar) y se leían los nombres de los coordinadores. Pre tarde: Etapa de difusión callejera de volantes y afiches. Tarde: Etapa de difusión callejera de volantes y afiches hasta las 20 horas. A las 20 horas, interviene Giorgio en Radio Ñanduti.”

A la entrada de la casa de Omar e Hilda, en la puerta un cartel en letras grande rezaba: “PROTECCIÓN A LOS PERIODISTAS, TODOS SOMOS PABLO”. Adentro de la casa, en la planta alta, otro cartel (pancarta) decía: “NO A LA IMPUNIDAD- JUSTICIA PARA PABLO” y en ambos la imagen de su rostro, y la leyenda: “justicia para Pablo”. En el diario Última Hora de Asunción, en la página 6, se lee la siguiente noticia: “Periodistas antimafia harán movilización por Medina”, y aparecen las fotos de los hermanos que el pasado jueves habían hecho un recorrido periodístico por los diferentes medios de comunicación.

Pasadas las 11 horas de la mañana, cerca del mediodía, se realiza la conferencia de prensa en la casa de Omar, está presente el canal de televisión Tele Futuro. Giorgio grita justicia, y denuncia el narcotráfico, al clan Acosta, al peligro de que Paraguay se convierta en un Estado Narco, proponiendo a las autoridades acciones concretas para luchar en contra del crimen organizado, la corrupción, y el narcotráfico.

Más tarde observamos a Jorge Figueredo charlando  a través del celular  con la doctora Kattya González, anotamos este hecho por dos cosas, primero: porque Jorge nos lo comentó –estábamos cerca de él-  nos dijo quién era esta señora, es la Presidenta de la Coordinadora de Abogados del Uruguay,  y la invitaba al evento de mañana en la Plaza de la Democracia. Segundo: por  la  trascendencia  que tuvo su actuación, nos comentó Jorge  que fue ella quien instigó el juicio político a los miembros de la Corte  Suprema de Justicia, a tal punto que la quieren sumariar y quitarle la matrícula de abogada por hablar en contra de la Corte. Ha sido invitada varias veces al parlamento para hablar del asunto.

Pasadas las 20 horas, la mayoría de nosotros reunidos en el patio, atentamente escuchamos la entrevista que desde la  Radio Ñanduti  le hacen a Giorgio, quién concurrió a la radio acompañados de otros hermanos: el equipo de filmación, y seguridad, y los hermanos periodistas que también fueron entrevistados, como  Juan Alberto Rambaldo, Georges Almendras,  y Jorge Figueredo.

La entrevista en Radio Ñanduti  terminó a las 21 horas, y en media hora ya estaban de regreso. Luego Giorgio nos reunió a  todos en “la trinchera”  desde “su lugar en la trinchera”, como a veces nos decía, y se sienta en su computadora –donde prácticamente estuvo todo el tiempo en los días que estuvimos en misión en Asunción, cuando no descansaba- y leyó la nota al respecto que fue publicada en el Diario ABC COLOR digital. “Es lo mínimo que tenían que poner, sino ponía una bomba en el Diario”, nos decía Giorgio ya más tranquilo, y agregó: “Menos mal, porque estaba indignado, pero ahora estoy más tranquilo. Mañana si todo sale bien pediremos a Zucolillo  (Aldo Zucolillo, propietario del Diario ABC COLOR) un cheque de indemnización para Pablo Medina, sino le digo que es una avaro, y le pongo un abogado. Es lógico darle indemnización a alguien que dio la vida. Ni siquiera un féretro honrado le dieron. Estamos hablando de un diario poderosísimo, que tiene mucho dinero, y Pablo cayó trabajando.”

Agrega Jorge Figueredo que la familia de Pablo debe ser indemnizada, y que la hija de él al reclamar sus derechos fue maltratada –no por los periodistas- sino por la parte administrativa del diario.

Giorgio luego deja de hablar y se concentra  en su computadora, entonces esa noche  fue Sonia Alea la que tomó la palabra, y  siempre con  el lápiz y una hoja en la mano,  anotamos lo que en esencia expresó:

“Giorgio dijo que estaba muy contento por la respuesta que recibió de sus hermanos, y si están unidos el Demonio no se podrá acercar. Tenemos una señal fuerte (en ese momento Sonia mira hacia dónde está Giorgio, que sigue conectado, como indicándonos     que él es la señal) que no nos puede tocar nadie, y con coraje debemos ser fuertes, y tener fe. “Afuera no hay nada”, nosotros tenemos la verdad, debemos llamar a nuestros hermanos que todavía no se han despertado, y anunciar el retorno de Cristo. La muerte de nuestro hermano Pablo Medina nos dio la oportunidad de reunirnos, estar juntos. Disfrutemos estos momentos, y seguir luchando, y no olvidar que el enemigo más grande somos nosotros, cuando sentimos que no estamos en sintonía. Es la primera vez que estamos unidos para la batalla de campo. Es la primera vez, sí, fue una prueba, tenemos que estar prontos pase lo que pase, somos eternos, no lo olviden. A veces me dicen: “Pero, Sonia, lo que haces, ¿no tienes miedo?, tienes una hija...” Pero ¿qué futuro le voy a dar a mi hija con este sistema? Si tengo miedo, no puedo hacer esta lucha, lo hago para que ella me pueda ver a los ojos. Hay gente que no cree en esto, y lucha, pero no tiene este consuelo, por eso debemos considerarnos afortunados. Cada uno de ustedes es un tesoro que nos da fuerza para seguir adelante, a Giorgio primero. Por eso tratemos de superar las cosas cuando no estamos en sintonía con un hermano, saber que estamos trabajando para el mismo objetivo.”  (Aplausos)

Sonia nombra las diferentes arcas que de los países de Argentina, Uruguay, Chile han llegado hasta Paraguay, asistiendo a la llamada de Giorgio. Ante la intervención de Erika, todos aplauden a mamá Raquel que a pesar de sus ochenta y un años quiso estar junto a su amado hijo, y nadie la detuvo a pesar de los problemas económicos. Hay aplausos para Hilda en agradecimiento por la estadía que nos brindó en su casa que llegó a albergar hasta 100 hermanos, los últimos fueron llegando en el día de hoy.

Hilda nos dice que: “Hace años que Giorgio vino aquí y bendijo este lugar, él sabe que esta casa es su casa, y es la de todos ustedes también. Lástima que no todos pudieron dormir acá, pero si todos comimos juntos, aquí… Pido disculpas a los hermanos si no se dio quizás lo necesario al hermano, es una casa humilde, pero de corazón grande. Por aquí desfilaron muchas personas en estos años, al principio era más chica, luego se fue agrandando…”

Sonia sigue con los agradecimientos, a las cocineras y cocineros, que hicieron posible que todos estuviéramos físicamente bien alimentados para poder andar por las calles de Asunción, bajo un intenso calor, realizando diferentes actividades sobre todo  la de difusión del evento del martes con la entrega de los volantes, y la pegatina de los afiches; agradece a los de  seguridad. Se llama al “segundo dueño” de la casa, a Omar Cristaldo, y se le agradece con un aplauso.

“Mañana se hablará en la plaza, y será una denuncia muy fuerte, pero luego los que se van a quedar acá son ellos, nos vamos y ellos se quedan” manifiesta muy emocionada Sonia Alea, haciendo referencia a que luego de toda esta movida los que van a dar la cara son los hermanos paraguayos Omar, Hilda, Jorge Figueredo, Graciela, Félix, Esmilce, Jorge González…

Igualmente de emocionado Jorge Figueredo expresa: “Como arca -estos días- hemos crecido, más allá del sentido de la lucha antimafia, porque no hay que olvidar que esta es una lucha espiritual entre el bien y el mal. Y tratamos de ver las cualidades de nuestros hermanos, y hemos visto la cualidad en cada uno de ellos, y eso nos ha llevado a un crecimiento espiritual. Pablo era mejor porque era humilde, sencillo, y tenemos que seguir ese modelo de Pablo Medina, Leguizamón, Salvador Medina. Pero no solo periodistas ha tenido Paraguay, sino luchadores sociales, campesinos, y otros en la dictadura, desaparecidos.., y nadie los ha reivindicado. Por eso hoy ha sido una fecha histórica en el Paraguay. Hay un antes, y un después. Y ustedes representan el cuerpo místico del Cristo, y no se puede separar la lucha antimafia de la espiritual.”

A continuación se hacen entrega de algunos obsequios, Emilia Cardoso a la familia Cristaldo. Hay aplausos y agradecimientos para los hijos de Omar e Hilda, para Graciela Paiva, para Félix de Vera. Por su parte Marco Marsili de Italia regala “un pequeño sentimiento” según sus palabras para el Arca de Paraguay, es la imagen de San Francisco hablándole a los pajaritos.

Se cena. Luego Giorgio habla diciendo que Almendras va a hacer una reunión operativa para la movida de mañana. Mañana viene a la casa la familia de Pablo Medina.

Y agrega: “Mañana es el día más importante de este encuentro. Cada uno tendrá un rol, y les pido atención. Y mañana luego de que terminemos vamos a compartir resultados, más relajados. Estos días hemos trabajado extraordinariamente, y que cada uno registre lo que va hacer mañana, y concentrar todo nuestro esfuerzo en la plaza, a favor de Pablo Medina… Buenas noches, un beso.”

Martes 18-11-2014.-

Este día sería el que todos esperábamos y sobre el que todos teníamos tantas expectativas. Lo que nos quedaba por hacer era saturar los alrededores de Plaza Democracia con el reparto de los últimos trípticos. Y así los hicimos. Todos los grupos nos encontramos en la plaza, y hacia distintas direcciones internándonos por las calles cercanas cumplimos la tarea. Mientras tanto otros preparaban el escenario, la acústica, los grandes carteles con frases motivadoras: “No temo a las acciones de los malos, temo al silencio de los buenos.”,  “No a la narcopolítica, Justicia para Pablo.”, “Aquél que tiene miedo muere todos los días. Aquél que no tiene miedo muere solo una vez.”, “No a la impunidad, Justicia para Pablo.”, “Juicio Político a Víctor Núñez.”, “Justicia para Pablo y Antonia. Basta de narcopolítica.” Una joven, lucía en su remera –al igual que otras- una adrianapymanif3leyenda: “No a la A.P.P de Cartes.”, denunciando sin dudas las Asociaciones Públicas Privadas, comunes también en Uruguay.  Francesco ya había preparado todo el operativo de seguridad durante la concentración, así como también la evacuación posterior al evento, hasta que el último de nosotros abandonara la plaza. El día estaba nublado, y amenazaba la lluvia. Pasado el mediodía, comenzó a despejarse. Nosotros todavía continuábamos el reparto. Entonces ocurrió algo llamativo. Ya habíamos visto en la terminal de ómnibus, mirando el cielo que se veía alrededor del sol una especie de disco oscuro, cuyo borde estaba formado por los colores del arco iris. Pero lo más llamativo de esto fue que cuando repartíamos los volantes, -en que claramente se veía la foto de Pablo Medina, además de que nosotros verbalmente lo explicábamos-, entonces algunos nos señalaban el cielo. Es decir, espontáneamente la gente estaba uniendo el fenómeno del Sol, a nuestra actividad, a este pedido de justicia por Pablo. Otros se paraban a mirar el cielo, y cuando nos arrimábamos decían: “hay que mirar para arriba, hay que mirar”.

adrianapymanif2De a poco, nos fuimos concentrando todos en la plaza, y allí debíamos aguardar todavía un par de horas. Teníamos grandes esperanzas de que llegaría mucha gente...habíamos cubierto la ciudad a pie, habíamos acudido y salido en la prensa más importante de Asunción, contábamos con el apoyo de varias organizaciones sociales...; pero sobre todo parecía que nadie desconocía quién era Pablo Medina, y todos apoyaban y sentían que había que hacer algo, todos sabían de la corrupción que circula por todos los niveles, y todas las calles de Asunción, como si fuera la savia de una planta enferma. Este era el sentir que habíamos recogido en las calles, mientras que escuchábamos cientos de testimonios... Sin embargo el miedo ganó al corazón, y no hubo gran concurrencia de público. Algunos llegaron de a poco, y se quedaron esparcidos por la gran plaza, como expectantes, quizás no querían que pareciera que iban a escuchar, quizás es la idiosincracia del pueblo guaraní. Había un hombre de pequeña estatura, que llegó solitario, se sentó en el pasto, un poco retirado, aguardó varias horas, con el volante de Pablo en sus manos, con la foto hacia fuera, para que se viera.

Antes de comenzar la manifestación nos presentaron al sobrino de Pablo Medina, que había llegado junto a su familia, abuelos, primos, tíos, para participar en esta concentración. De hecho la hija de Pablo sería una de las que tomaría la palabra. Qué decir de este chico, un adolescente que teníamos delante nuestro, llegaba con la  frescura y la sonrisa de los jóvenes, pero con toda la profundidad de las grandes almas. Sólo bastó un abrazo y unas sonrisas para que tanto nuestros rostros como el de él se llenaran de esa emoción irracional, pero sabia, nuestros espíritus se saludaban sin hablar.

También estaba la contracara, -como siempre- hasta los jóvenes que estaban en la plaza, que pertenecían a algún colegio por sus uniformes, llegó otro, de tez oscura, sucio, obviamente no tenía tanta suerte como sus pares, no concurría a ningún colegio, llegó con los sobrecitos, se los dejó y se fue. Otro hombre, cruzó la plaza desafiante, riéndose burlonamente, desalineado, daba la sensación de que sondeaba el ambiente...

Al fin comenzó la concentración. Llegaron todos los oradores, y todos fueron destacados. El acto fue presentado por Juan Carlos Paolino, luego hablaron Georges Almendras; Giorgio Bongiovanni; el joven Federico Enciso, de la Federación Nacional de Estudiantes; el senador Luis Alberto Wagner; el juez Juan Alberto Rambaldo; Antonio Pecci, de Periodistas en Alerta de Paraguay; la doctora Kattya González, Presidenta de la Coordinadora de Abogados del Uruguay; el sacerdote Francisco Oliva, haciendo referencia a que Pablo Medina actuó como el “centinela” de Ezequiel; el fiscal y periodista Jorge Figueredo; Dyrsen Medina, la hija de Pablo; un hermano de Pablo; y nuevamente Giorgio Bongiovanni, denunciado duramente la situación, y pidiendo la renuncia del Ministro Víctor Núñez, Presidente de la Corte Suprema de Justicia.  Obviamente se destacaron la hija de Pablo, que tenía la voz muy dolida, pero también firme, una voz guerrera, una voz que preguntaba hasta cuándo vamos a esperar.  Y Giorgio, que seguramente, igual que nosotros esperaba un milagro, con mucha más concurrencia. Seguramente transformó su dolor, -por ese pueblo que no se atrevió- en fuerza para gritar, para pedir entre otras cosas la renuncia del Ministro de la Suprema Corte de Justicia, cosa que ocurriría hace pocos días. A pesar de que nos hubiera gustado que muchas más personas estuviesen ahí, en la plaza, la vida siempre tiene sus regalos. Durante la manifestación se hizo presente un canal de TV que quería transmitir en directo. Esto dio la posibilidad a Giorgio de hablar directamente a la cara de los culpables, de los gobernantes y de cada uno de los paraguayos a través de la pantalla. Ya todos estaban enterados de que allí estaríamos, muchos guardaban en sus manos un volante con el rostro de Pablo. Esperemos que las palabras duras de Giorgio, y de QUIEN está detrás de él, enciendan la llama del coraje, que levante y libere a este pueblo.

 Luego de la cena, todos reunidos alrededor de Giorgio, este leyendo el diario Última Hora, nos dice:

adrianapymanif1“Ciudadanos reclaman justicia por la muerte de Pablo Medina”, salió en el diario Ultima Hora. ¡Quiero decir a todos de corazón, que les agradezco, fue una experiencia extraordinaria. Estoy enojado con el pueblo paraguayo, pero el Padre en el último minuto, el Cielo nos dio una señal, y un milagro. Un noticiero nos entrevistó en directo a última hora, fue como un golazo en el último minuto, no perdimos, empatamos, y pudimos decir a todo el país que exaltamos la figura de Pablo, la dignidad y honestidad de Pablo se salvó. En la plaza había poca gente, pero gracias a los medios, que por lo que sea, se presentaron y difundieron, este país sabe que existe un grupo que lucha en contra de la mafia. Ahora depende del pueblo paraguayo que se levante. Respecto a lo espiritual, ha sido una experiencia de las arcas extraordinaria. Agradezco a Argentina, Uruguay, a los chilenos y obviamente a los hermanos de aquí de Paraguay. Voy a seguir el caso, y les pido a los hermanos uruguayos, y argentinos que sigan el caso a través de antimafiaduemila  porque  después de este evento, acá van a pasar cosas. Yo soy un hermano, pero soy un estigmatizado, cuando dije en nombre de Cristo, ya no fue como periodista, y entonces lo que prometí en el Nombre de Dios se va a cumplir. Es el inicio del aniquilamiento de la parte anticrística que tiene  Paraguay. Y hoy se inició una serie de eventos naturales y humanos que nunca habían pasado. Se va a desencadenar algo en este país que nunca ha pasado. Ustedes me preguntarán, ¿cómo puede ser posible? Lo van a ver. La hija de Pablo, Dyrsen me dijo algo: “Quiero que usted –yo que perdí un papá maravilloso- quiero que usted se convierta en mi papá”, y yo acepté, entonces tengo otra hija en Paraguay, y la voy a tener que ayudar. Voy a luchar para que su padre, nuestro hermano, tenga justicia. Entonces adelante con la obra y con un grupo de antimafia, que quiero que Jorge se convierta en el líder de este grupo. Jorge, tienes que construir un grupo antimafia en Paraguay, un grupo de antimafiadosmil Paraguay, y empezar a dar charlas antimafia como hago en Italia. Y este grupo antimafia nace en memoria y en honor de Pablo Medina, y de  todos los mártires de Paraguay. Vas a armar una página, involucra otras organizaciones a colaborar con ella, búscate colaboradores e integrantes, hermanos primero,  pero si no, no importa, mientras que quieran justicia y que sirvan a la causa de los mártires. Voy a seguir este caso, y voy a regresar. A este señor “Neneco” Acosta si no lo agarran, lo voy a buscar yo en Curuguaty, realizo una charla y le voy a decir: “ven aquí, dispárame”. Empezó una guerra.

Quiero dar el rubí al fiscal Jorge Figueredo (los aplausos fueron el desborde de la emoción de los presentes). La ventana que abrí para antimafia, no va a desaparecer, así que me mandan notas propias, de ustedes, no quiero sacarlas de ABC.

Hoy ABC COLOR fue el único medio que no vino, es una vergüenza, tengo que encontrar a este Zucolillo, mi paisano, que no apareció, ni recibió a Dyrsen, le dijo: “estoy ocupado.” ¿Cómo puede ser? Mataron a su padre.   Mataron a un periodista suyo, es un cobarde. Es un director sin honor, sin dignidad, -tenía que estar ahí- puede tener dinero, pero es mierda. En mi país, es el país de la mafia, pero hasta hipócritamente el director que le matan un periodista se presenta ahí, hasta es estúpido que no haya ido.

Jorge, me gusta tu forma de denunciar. El Cielo nos manda cosas cuando queremos hacer algo, tú has dicho que no eres el mismo, y yo te creo. Eres un fiscal, y como ciudadano tienes derecho a investigar. El integrante de antimafia debe reconocer que la lucha en contra de la mafia debe ser laica, no a favor de una política. Yo quiero hacer un movimiento grande en la ciudad donde mataron a Pablo, en la ciudad de Pablo, bueno, en los alrededores.

Buen descanso, un beso grande a todos, y a los hermanos que se van, prometo que regreso en abril para encontrarnos otra vez. Si a este señor no lo encuentran, lo voy a buscar.

Los mafiosos son prófugos porque nadie los busca. Cuando arrestaron a Provenzano, le preguntaron: “pero, usted estuvo 40 años prófugo”- “Y claro, si nadie me buscó.” Un beso grande, los quiero mucho.”

Miércoles 19-11-2014.-

Amaneció lloviendo. En este día, en el horario de la tarde, alrededor de las 15 horas, los programas de radio de la obra Del Cielo a la Tierra entrevistaron a Giorgio, entrevista que duró alrededor de una hora.  Luego comenzó la despedida de algunos hermanos argentinos, que se fueron retirando de a poco, entre ellos Juan Alberto Rambaldo  y Alejandra; los integrantes del arca de Campana: Paola, Agustín y Mariela Villegas; José Guzmán del arca de Piedrabuena, de Santa Cruz, y tantos otros que nuestra memoria no alcanzan a recordar sus nombres en este momento,  pero si sus rostros, su presencia, valiosos hermanos que quedaron, quedarán en nuestros corazones para siempre, vinculados a una lucha que nos marcó un antes y un después en la obra, y que seguramente volveremos a encontrarnos, y seguir compartiendo otras instancias, que vendrán, según nos aseguró Giorgio. Había dejado de llover y  refrescó notablemente, nada que ver con las jornadas calurosas de días anteriores. Quedábamos alrededor de 40 y pico de hermanos, el resto ya se habían ido.  Giorgio nos pidió que nos mantuviéramos alrededor de él, que seguía trabajando en la computadora instalada en el patio de la casa de Omar, rodeado de ruidos de pájaros, y de loros. Giorgio de vez en cuando los imitaba, lo que nos hacía reír a todos, sobre todo cuando imitaba el canto de una paloma, que apenas se hacía sentir ante el griterío ensordecedor de los loros. Llegó la noche, y Giorgio ese día ordenó que compráramos pizza para cenar, y así “liberar” a las cocineras, que bien tenían ganado un “merecido descanso.”

Jueves 20-11-2014.-

Del hotel, llegamos a la casa de Omar alrededor de las 11 de la mañana, y Giorgio como siempre trabajando. Esmilce Rolón, rodeada con sus niños, había quedado de preparar la famosa sopa paraguaya, y con ayuda de otras hermanas, se dedicó a llevar adelante dicha tarea. Giorgio se había enterado de eso la noche anterior, y mirando a todos aprobó dicha decisión expresando: “Extraordinario, así ustedes comen la sopa paraguaya, y yo la pasta.” Luego empapelamos con seis afiches de los que pedían Justicia para Pablo, la sala destinada a conferencias para la entrevista que en la tarde el Diario Popular le iba a hacer a Giorgio, pero finalmente ésta se hizo vía telefónica. Giorgio comienza respondiendo ante la primera pregunta, que conoció a Pablo en el año 2006, y luego estuvo con él en un Congreso Antimafia que se desarrolló en Rosario, Argentina en el 2009. Al término de la entrevista, Giorgio  eufórico y sonriente nos dice: “El Presidente no me llama a mí,  porque sabe que se va cavar la fosa, y tengo varias preguntas que hacerle, anoche  terminé de leer un libro sobre él, y algunas cosas debería preguntarle. El Diario Popular bajó de internet una foto mía abrazando a Pablo, y lo va a publicar mañana  con una noticia. ¡Estamos ganando 2 a 1 eh, fue un golazo!  ”

Luego Giorgio hace sugerencias a Almendras acerca de  algunas preguntas que deberían hacerle a la fiscal doctora Sandra Raquel Quiñonez, fiscal de antiterrorismo, con relación al asesinato de Pablo Medina. Giorgio no concurre, pero acompañando a Almendras envía a Jorge Figueredo y Erika para filmar la entrevista si la fiscal lo permitiera. Al regresar Almendras expresa que la entrevista estuvo 90 por ciento bien, y 10 por ciento mal, la fiscal dijo que el asesino está en la zona, que no ha salido del país, que ellos no poseen la infraestructura para hacer las cosas con la celeridad necesaria, y que está investigando el homicidio, no la narcopolítica.

En la noche fuimos todos a cenar al restaurante Ná Virginia, en la Avenida  Médicos del Chaco, a cinco cuadras de la casa de Omar e Hilda. De regreso a la casa, Giorgio nos reúne a todos (quedábamos alrededor de cuarenta y pocos), se organizan los viajes de la partida del día siguiente rumbo a Italia, en los autos correspondientes, con las respectivas custodias. Lo mismo que la llegada, así será la retirada, en caravana, rumbo al aeropuerto, en seis autos, saldrían a las 12:15 minutos. A las 15 horas más o menos partiría el avión de regreso a Italia, previa escala en San Pablo, Madrid, luego Roma. Una vez en el aeropuerto, los hermanos que los acompañarían seguirían viaje en sus respectivos autos rumbo a sus correspondientes países, argentinos y uruguayos. Giorgio pide un aplauso a Francesco, quién todo el tiempo estuvo a cargo de la vigilancia y seguridad.  Luego nos dice:

“Vamos hacer una reunión de todas las arcas al inicio del mes, primera, máximo segunda semana, para estar en contacto. Fueron días intensos, ahora sigo con la otra misión en Palermo. Escribí un artículo sobre Nino Di Matteo,  y dejo una trinchera para ir a otra trinchera. Dejo Paraguay con una promesa, si no agarran a Neneco en dos meses regreso a Curuguaty, pero creo que en pocos días lo van a encontrar. No les pido absolutamente nada a ustedes. Preciso “un caramelo” del Padre, quiero regresar aquí en momentos de paz, no de guerra, pero si tengo que regresar para la guerra vengo. Si no en abril nos vemos para la pascua, tengo que elegir el lugar, Montevideo o Rosario, se requiere una buena organización, van a venir muchos hermanos. Me voy satisfecho pero si no pasa nada, lo tomo como una burla de las autoridades. Algo tenemos que hacer, vamos a buscar al “bicho” en su guarida,…pero tengo la sensación que lo van a agarrar, hasta hipócritamente para dar una imagen. Pero seguimos buscando mandatarios ideales. Estoy contento de esta convivencia que ha sido única, por primera vez…Mi vida está en las manos del Padre, Él decide, lo que yo sé es que no me voy para atrás, sigo adelante hasta el destino final. Sonia me dice: “Cambiaste Giorgio, no eres el mismo”, y creo honestamente que en mejor sentido, no peor. Si antes vivía solamente por esto, y por alguna otra cosa, ahora vivo sólo por esto, en el sentido de la justicia. Luchar sin armas es demasiado duro pero lo voy a hacer. Yo no sé si me grabaron, pero el Presidente Cartes no llamaba a Dyrsen, pero ahora sí. Y si voy con la fiscal a la frontera, lo agarramos. Bien, entonces sigamos adelante en la lucha, no creo que cambié, pero algo adentro se rompió, seré más duro, no quiero pararme, no quiero ahorrarme nada, quiero gastarlo todo. Gracias, sin ustedes, ni siquiera yo podía  empezar nada. Esta plaza de la Democracia se va a llenar un día, con muchas lágrimas, pero se va a llenar. Nos vemos pronto.”

En ese momento Fèlix de Vera pide la palabra y dice: “Quería pedir disculpas a los hermanos, hicieron lo que teníamos que hacer. Tú dijiste que estás enojado con los paraguayos… Yo invité incluso a gente del Interior, a estudiantes revolucionarios, que hacen revolución en todos lados, pero esta vez no aparecieron, y eso duele, y por eso quería ponerlo a conocimiento tuyo.”

-“Gracias Félix, pero esto es sólo el inicio, pronto se va a llenar” –responde Giorgio.

Georges Almendras acota: “La fiscal decía que más que miedo, todo se debe a la cultura del individualismo.” Por su parte, Inés Lépori agrega que: “No creo mucho en la indiferencia, sino que como no pasa nada, los paraguayos, se preguntan, ¿para qué actuar, para terminar como Pablo Medina? Es que al pueblo paraguayo, no se le ha ofrecido nada.”

Giorgio cierra la conversación con un: “Seguimos adelante. Gracias, un beso grande.”

Viernes 21-11-2014.- Partida de Asunción.

Desayunamos temprano en el Hotel en el que estábamos alojados, nos despedimos de los pocos hermanos argentinos que aún quedaban en el hotel: Susana Luvino, Graciela Recla, Andrés Volpe, Joel Heredia, Martín Cardoso, María Eugenia Cena.

Domingo Silva, apenas termina de desayunar, desaparece del hotel, y regresa con más de una edición del Diario Popular, mostrándonos la página 5 –donde según le habían dicho a Giorgio, saldría la entrevista de ayer, y su foto con Pablo Medina, noticia y foto que ocuparían toda la página- , y un poco decepcionado nos muestra el Diario y nos dice que al contrario de eso, pusieron una fotito que apenas se ve, y un  titular: “Pablo empezó a morir sin custodio”, con un breve comentario: “El periodista italiano Giorgio Bongiovanni, director de la revista antimafia 2000 de ese país, culminó ayer una serie de actividades a favor de la resolución del caso Pablo Medina. En el atentado también murió la joven Antonia Almada. “Pablo empezó a morir cuando le sacaron los custodios, estaba investigando a gente muy importante de la política vinculada al narcotráfico. En relación al caso, los investigadores identificaron a los autores materiales e intelectuales, pero todos se encuentran prófugos.” Pero, algo es algo.

A las 9:15 una camioneta del propio Hotel nos llevó hasta la Terminal de ómnibus, pues a las 10 de la mañana, partiríamos rumbo a Gualeguaychú, Argentina, para entrar al Uruguay, por la ciudad de Fray Bentos. Apenas llegamos a la Terminal de Ómnibus de Asunción, ya relajados, sentados, esperando la partida, Mamá Raquel con entusiasmo nos dice: “La felicidad de este viaje, nadie me la va a sacar.”

Imaginábamos que en la casa de Omar e Hilda, estarían con  los últimos preparativos, pues al mediodía saldrían los coches que acompañarían a los  hermanos italianos hasta el Aeropuerto.

Partimos, cada uno seguramente, sumergiéndose en sí mismo para pensar, repensar, profundizar los momentos vividos, internalizar la idea de por qué fuimos a Asunción, un viaje motivado por el dolor, donde se vivió momentos de tensión, pero también de alegría, la misión en sí, encerraba estos dos conceptos. Atrás quedó una Asunción con sus contradicciones como cualquier ciudad latinoamericana, pero nuestros espíritus ya nunca más serían los mismos, habíamos logrado vivir en unión como arcas, quizás la primera vez en pos de una idea superior, que nos marca, nos individualiza como la obra de los “Dos Juanes”.

Llegamos a la ciudad de Gualeguaychú, ya amaneciendo, allí en una camioneta contratada, los hermanos del arca de la ciudad de Fray Bentos, Proto Portela (que también estuvo en Asunción, pero regresó antes) y su esposa Lidia nos fueron a buscar para cruzar el “Río de los pájaros pintados”  como le decían los nativos al Río Uruguay”, que hace de frontera entre los países de Argentina y Uruguay.  Una ternura de hermanos, una caricia para nuestros corazones, que también nos esperaban con un rico alimento, pues veníamos de horas sin comer. Ya en Fray Bentos, también nos fueron a recibir Teresita Sordi, encargada del arca de Fray Bentos, y Patricia, la novia de “Chacho” que nos había reservado los pasajes hasta la ciudad de Montevideo. Gracias a Giorgio, que ha logrado unir toda esta cantidad de almas, en pos de un ideal común. Finalmente llegamos a Montevideo, ya casi las tres de la tarde.

Atrás quedó una ciudad (Asunción), pero no los sentimientos, la unión, la rabia para gritar justicia para la familia de un mártir, que Giorgio nos hizo ver –porque lo es- como un hermano adelantado, el que recibió “el primer golpe” de un sistema perverso, nefasto, que tiene como una de sus facetas, el crimen organizado.

Pero la lucha sigue, la vida sigue, hay todo un camino por delante en la obra, pero evidentemente ya no somos los mismos, hemos madurado, nos hemos vuelto más duros –no de corazón- pero sí con mayor  fortaleza para encarar lo que nuestro hermano guía nos indique de aquí en más. Fortalecidos y con la esperanza en la PROMESA DE DIOS:

¡TENEF FE! NO TODO ESTA PERDIDO. EL HIJO DE DIOS OS HA DEJADO CON UNA PROMESA Y LA MISMA SERÁ MANTENIDA. LOS PREPARATIVOS DE LAS BODAS DEL CORDERO ESTÁN EN CURSO Y EL NOVIO LLEGARÁ PRONTO CON POTENCIA Y GLORA. ÉL, ÉL MESÍAS JESUS CRISTO ESTARÁ ACOMPAÑADO POR TODA SU COHORTE FORMADA POR ÁNGELES PODEROSOS Y OBEDIENTES. LA LIBERACIÓN PARA TODOS LOS PUEBLOS OPRIMIDOS POR LA TIRANÍA DE LOS TRAIDORES DE DIOS ES SEGURA. EL NUEVO REINO SERÁ ESTABLECIDO EN LA TIERRA Y LOS MALVADOS SERÁN DEPORTADOS HACIA MUNDOS SIN LUZ Y ENCERRADOS EN GRUMOS DE MATERIA EN LOS QUE PAGARÁN SU LARGA PENA. ¡SÍ! TODAVÍA QUEDA ALGO DE TIEMPO DE ESPERA, SUFRIMIENTO Y RESISTENCIA PARA LOS HIJOS DE LA PAZ Y DE LA JUSTICIA. LA VANGUARDIA DEL DIOS DE LOS EJÉRCITOS OS ANUNCIA QUE EL REY DE REYES ESTÁ EN EL HORIZONTE Y CON SU MARCHA TRIUNFAL ESTÁ POR LLEGAR  Y LIBERAR LA TIERRA DE LOS MÁRTIRES Y DE LOS INOCENTES TRANSFORMADA POR LOS TORTURADOES, TIRANOS, Y SANGUINARIOS EN UN INMENSO, ESPANTOSO CAMPO DE CONCENTRACIÓN Y EXTERMINIO...Del Cielo a la Tierra. G.B. 27-7-2014 16:35 hs.

¡TENED FE! ¡TENED ESPERANZA! ¡TENED CERTEZA!  LAS PROMESAS DE DIOS, EL ALTÍSIMO SEÑOR DEL CIELO Y DE LA TIERRA, SE CUMPLIRÁN.  EL ALBA DEL SANTÍSIMO DÍA DEL PADRE Y DEL HIJO EL CRISTO ESTÁ POR SURGIR Y SERÁ EL DÍA DE LA JUSTICIA DIVINA, GRACIAS A LA CUAL TRIUNFARÁN, FINALMENTE, LOS ESPÍRITUS DE LOS MÁRTIRES QUE HAN SIDO MATADOS POR LOS HIJOS DEL ANTICRISTO. TENED FE Y CERTEZA DE QUE EL ÁNGEL DE DIOS JESÚS EL MESÍAS DESCENDERÁ DEL CIELO CON POTENCIA Y GLORIA, PARA QUE SE ESTABLEZCA EN LA TIERRA EL REINO DEL MONARCA UNIVERSAL ADONAY- ARAT- RA.  ¡GLORIA A LOS MÁRTIRES! ¡GLORIA A LOS JUSTOS! ¡GLORIA A  TODOS LOS HOMBRES DE BUENA VOLUNTAD QUE OBRAN A FAVOR DE LA VIDA Y POR TODOS AQUELLOS QUE SUFREN!  ¡HONOR Y GLORIA A LOS HIJOS DE DIOS QUE CAEN Y DERRAMAN SU SANGRE  PARA HACER QUE LAS ESCRITURAS SE CUMPLAN (“...Y se les dieron vestiduras blancas, y se les dijo que descansasen todavía un poco de tiempo, hasta que se completara el número de sus consiervos y sus hermanos, que también habían de ser muertos como ellos” –Apocalipsis cap. 6-11). ¡ASÍ ES! CUANDO EL ÚLTIMO DE LOS JUSTOS SEA MATADO, EL TIEMPO SE HABRÁ CUMPLIDO Y POR LO TANTO NO HABRÁ MÁS CORDEROS QUE SACRIFICAR EN EL ALTAR QUE OFRECE REDENCIÓN Y SALVACIÓN. ENTONCES, EN ESOS DÍAS, LA IRA SANTA DE DIOS SE DESENCADENARÁ, EL GRANO SERÁ SEPARADO DE LA CIZAÑA Y FINALMENTE SERÁ HECHA JUSTICIA. LA VERDAD TRIUNFARÁ. TODOS LOS ASESINOS DE LA VIDA SERÁN CONDENADOS A LA MUERTE SEGUNDA Y SOBRE LA TIERRA LOS ELEGIDOS HEREDARÁN EL REINO PROMETIDO Y GOZARÁN CON BEATITUD DEL TRÍPODE DE LOS VALORES SOBRE EL QUE RIGEN LA LEY UNIVERSAL Y TODA LA CREACIÓN: JUSTICIA, PAZ Y AMOR. ¡TENDE FE! ¡TENED FE! Del Cielo a la Tierra…. GB  11:50 horas 23-10-2014

Con amor para todos los hermanos, sobre todo para los que no estuvieron físicamente presentes.

Montevideo, 9 de diciembre de 2014.

Adriana Navarro.

Domingo Silva.   

DVD - Boletines

mensajes secretos es

unalagrima2

boletineslink

Sitios amigos

220X130 mystery

ban3milenio

ILSICOMOROA

bannersitoarca

Sitios relacionados

delcielo box logofunimanuevo2015
lavida box  crop box
catania3 revelaciones box

Libros

ilritorno1 TAPA LIBRO laira
cop dererum1 humanidadtapa
books2 TAPA100
libroicontattiuniti139