Esta página web utiliza cookies de carácter técnico propios y de terceros, para mejorar la navegación de los usuarios y para recoger información sobre el uso de la misma. Para conocer los detalles o para desactivar las cookies, puedes consultar nuestra cookie policy. Cerrando este banner, deslizando esta página o haciendo clic sobre cualquier link de la página, estarás aceptando el uso de las cookies.

Italiano English Português Dutch Српски
dalcieloallaterra



LA ULTIMA EDAD MEDIA: ¿QUO VADIS HUMANIDAD?

HE ESCRITO EL 4 DE OCTUBRE DEL AÑO 2007:

1ª PARTE

DICE MI AMIGO SETUN SHENAR, ALIENIGENA: LO SENTIMOS DE VERDAD, EL DAR NOTICIAS TRAGICAS, TERRIBLES, DRAMATICAS.
NOSOTROS QUISIERAMOS DAROS NOTICIAS PACIFICAS, DE AMOR, DE PAZ, DE FRATERNIDAD, DE ARMONIA, DE BIENESTAR, DE CONTEMPLACION, DE EVOLUCION, DE INTERACCION CON LA VIDA Y CON SUS MISTERIOS. CON LA VIDA EN SU ASPECTO MATERIAL, PSIQUICO Y ESPIRITUAL. VIDA TERRESTRE Y VIDA COSMICA.
NOS GUSTARIA HABLAR DE DIOS, DE SU AMOR, DE SU JUSTICIA, PERO UNA VEZ MAS NOS VEMOS OBLIGADOS A RECORDAROS ALGUNAS COSAS. COSAS QUE YA SABEIS, NO REVELACIONES, QUE NOSOTROS TENEMOS EL DEBER DE RECORDAR, DE ANUNCIAR, DE DIFUNDIR PARA ECHAR LUZ SOBRE MUCHAS NOTICIAS QUE SON DIFUNDIDAS A LA OPINION PUBLICA MUNDIAL Y QUE SON MANIPULADAS.
POR ESTE MOTIVO PERDONADNOS, VOLVEMOS A TOCAR UNA VEZ MAS CIERTOS TEMAS. PARA DEMOSTRAR QUE LOS MENSAJES QUE DIFUNDIMOS A TRAVES DE NUESTROS EMISARIOS (UNO DE ESTOS ES EL QUE ESTA ESCRIBIENDO) NO SON FRUTO DE FANTASIA, DE DESVARIOS O DE FANATISMO. SON PROTESTAS, UN GRITO DESESPERADO PROVENIENTE DE SERES QUE VIVEN EN PAZ Y FRATERNIDAD EN EL UNIVERSO Y DE SERES QUE ESTAN EN LA TIERRA BAJO LA APARIENCIA DE HOMBRES, MUJERES Y NIÑOS QUE LLEVAN CONSIGO LOS VALORES DE NUESTRA GENETICA.
Y ENTONCES, UNA VEZ MAS QUEREMOS RECORDAROS QUE ESTAIS AL BORDE DE LA AUTODESTRUCCION, QUE ESTAIS EN EL ABISMO.
LOS ESCRITOS SAGRADOS QUE MUCHOS DE VOSOTROS IGNORAN O RIDICULIZAN, COMO EL APOCALIPSIS DE JUAN EN LA BIBLIA, LOS ESCRITOS ANTIGUOS DE LOS VEDAS, LAS PROFECIAS DEL ISLAM, LAS PROFECIAS DE LA SANTA VIRGEN MARIA Y OTROS, SE ESTAN CUMPLIENDO, DIA A DIA.
LOS ADJUNTOS QUE ENCONTRAREIS EN ESTA BREVE COMUNICACION DEMUESTRAN LO QUE ESTAIS VIVIENDO.
¿QUEREIS REACCIONAR?
PERO ¿COMO SE PUEDE CONCEBIR QUE SOLO POQUISIMOS DE VOSOTROS NO ACEPTEIS UNA SITUACION TAN TERRIBLE?
SOMOS FELICES DE QUE HAYA ALMAS ENTRE LOS PERIODISTAS, POLITICOS, INVESTIGADORES, JUECES, MEDICOS, CIENTIFICOS, TRABAJADORES VARIOS Y SIMPLES CIUDADANOS, QUE RECOGEN Y DIVULGAN DATOS, QUE INVESTIGAN PARA ANUNCIAR LA VERDAD. ESA VERDAD QUE EN EL MUNDO ESTA EN LAS MANOS DE HOMBRES POTENTES, INSENSATOS, A MERCED DEL DELIRIO Y DE LA LOCURA TOTAL. HOMBRES QUE SEDIENTOS DE SANGRE Y DE PODER QUIEREN, CUESTE LO QUE CUESTE, LLEVAR A LA EXTINCION A VUESTRO PLANETA, VUESTRA HUMANIDAD Y TODOS LOS SERES VIVIENTES.
LEED ATENTAMENTE LAS NOTICIAS QUE NUESTRO AMIGO Y MENSAJERO GIORGIO BONGIOVANNI HA RECOGIDO JUNTO A COLABORADORES DE SU COMUNIDAD ESPIRITUAL Y A SUS AMIGOS FUERA DE SU COMUNIDAD ESPIRITUAL, HOMBRES JUSTOS.
LEED ATENTAMENTE Y DESPUES MEDITAD Y DEDUCID.
ESPERAMOS QUE HALLA UNA REACCION A ESTAS NOTICIAS TREMENDAS, QUE NOS HORRORIZAN TAMBIEN A NOSOTROS PERO QUE NO NOS SORPRENDEN. PORQUE POR MAS DE CINCUENTA AŇOS OS HEMOS PREANUNCIADO EN LOS MINIMOS DETALLES, LOS HECHOS DESCONCERTANTES QUE ESTAN ACAECIENDO EN VUESTRO MUNDO.

PAZ Y HASTA PRONTO.
HE AGRADECIDO A MI AMIGO SETUN SHENAR.

GIORGIO BONGIOVANNI
ESTIGMATIZADO

SANT’ELPIDIO A MARE (ITALIA)
4 DE OCTUBRE 2007

 

LA ULTIMA EDAD MEDIA: QUO VADIS HUMANIDAD?

HE ESCRITO EL 4 DE OCTUBRE DEL AŇO 2007:

2ª PARTE

ANTES DE INVITAROS A LEER, QUERIDOS LECTORES, CUANTO OS ADJUNTO A CONTINUACION, QUIERO SUBRAYAR QUE PODREIS ENTENDER COMPLETAMENTE EL SIGNIFICADO DE ESTOS ESCRITOS SOLO SI TENEIS UNA VISION CLARA DE LA SITUACION MUNDIAL. ESA SITUACION QUE YA OS HEMOS EXPLICADO AMPLIAMENTE EN NUESTROS PRECEDENTES COMUNICADOS Y QUE ENCONTRAREIS EN LAS PAGINAS INTERNET www.giorgiobongiovanni.it Y www.unpuntoenelinfinito.com, QUE SE PUEDEN VER EN TODO EL MUNDO Y EN LOS LIBROS QUE YA HEMOS DIFUNDIDO.
LA SITUACION EN EL MUNDO ES LA SIGUIENTE: NOS ENCONTRAMOS ACTUALMENTE FRENTE A UN GRAN IMPERIO ANTICRISTICO, AHORA YA EN DECADENCIA, COMO NUNCA LO HA ESTADO EN LA HISTORIA DE SU EXISTENCIA. ME REFIERO A LOS ESTADOS UNIDOS DE AMERICA Y A SUS VASALLOS QUE SE ENCUENTRAN EN LA MAS PROFUNDA FASE DE DECADENCIA MORAL, SOCIAL, POLITICA Y ESPIRITUAL. Y QUE, COMO SUCEDIO CON EL SAGRADO IMPERIO ROMANO HACE 2000 AŇOS O CON OTROS, PARA MANTENER SU PROPIA HEGEMONIA, ESTA INTENTANDO EL TODO POR EL TODO, INCLUSO EL EXTERMINIO DE GRAN PARTE DE LA HUMANIDAD.
A ESTO SE CONTRAPONE OTRO IMPERIO, RECIEN NACIDO DE LAS CENIZAS DE VIEJAS POTENCIAS QUE SE HAN DISGREGADO: EL DE RUSIA, CHINA Y SUS VASALLOS.
OS PREGUNTAREIS: ¿POR QUE EL IMPERIO DE LOS ESTADOS UNIDOS DE AMERICA ESTA EN FASE DE DECADENCIA? LA RESPUESTA ES: PORQUE ES EL MAS ENDEUDADO DEL MUNDO, PORQUE AHI SE ANIDA LA MAYOR PARTE DE LOS HOMBRES MAS RICOS DEL PLANETA.
POCOS DE VOSOTROS LO SABEN, PERO LOS DATOS DE LA RESERVA FEDERAL, EL BANCO CENTRAL ESTADOUNIDENSE, ACCESIBLES A TODOS, HABLAN DE 2.500 BILLONES DE DOLARES. UN PAIS QUE TIENE ESTAS DEUDAS Y QUE NO LAS PAGA PUEDE MANTENER SU HEGEMONIA SOLO CON LA GUERRA.
PORQUE, AUN SIENDO UN IMPERIO EN DECADENCIA Y EL MAS ENDEUDADO DEL MUNDO, LOS ESTADOS UNIDOS POSEEN EL EJERCITO MAS POTENTE DE TODA LA HISTORIA DE LA HUMANIDAD. UN EJERCITO EN CONDICIONES DE LLEVAR ADELANTE AL MISMO TIEMPO, MAS DE CINCO GUERRAS EN TODO EL MUNDO SIN NINGUNA PROBABILIDAD DE PERDER NI SIQUIERA UNA.
ESTE IMPERIO POR LO TANTO BASA SU PROPIA POTENCIA SOBRE LA VIOLENCIA Y SOBRE EL EJERCITO.
POR OTRA PARTE, COMO YA HE DICHO, SE LE CONTRAPONEN RUSIA, CON SUS ARMAS NUCLEARES Y CHINA.
SOLAMENTE TENIENDO CLARO ESTE CUADRO PODREIS COMPRENDER LOS DOCUMENTOS QUE ENCONTRAREIS ADJUNTOS A ESTE MENSAJE.
PERO ANTES DE COMENZAR A LEER QUIERO RECORDAROS ADEMAS, QUE SE ESTA PREPARANDO UNA GUERRA CONTRA IRAN, QUE SEGUN FUENTES TANTO HUMANAS COMO PROVENIENTES DE LOS AMIGOS DEL COSMOS, SE DESENCADENARA ANTES DE JULIO DEL 2008. FECHA QUE SOLO UN MILAGRO PODRIA DESPLAZAR.
Y QUIERO, TAMBIEN, INVITAROS A NO SUBESTIMAR ALGUNOS DATOS:

1. LA CONTAMINACION: SEGUN LAS NOTICIAS QUE HEMOS RECOGIDO DE TESTIMONIOS RECIENTES DE CIENTIFICOS, EL MAR MEDITERRANEO Y TODOS LOS MARES CERRADOS (MAR NEGRO, MAR BALTICO, MAR ROJO, MAR MUERTO, ETC.) ESTAN COMPLETAMENTE INFECTADOS DE DESHECHOS RADIACTIVOS, DESHECHOS QUIMICOS Y DEMAS. UNA INFORMACION QUE POCOS DIFUNDEN, CASI NADIE, CON LA ESPERANZA DE QUE LOS OCEANOS PUEDAN REALIZAR UN GRADUAL RECICLAJE DEL AGUA. PERO DICHO PROCESO SEGUN LOS CIENTIFICOS TARDARA, SI TODO VA BIEN, POR LO MENOS CIEN AŇOS. ¿SOBREVIVIREMOS ESTOS CIEN AŇOS? SI LA SITUACION NO CAMBIA SEGURAMENTE NO.
LAS APELACIONES DE AL GORE SOBRE EL AMBIENTE, QUE NOSOTROS APRECIAMOS, SON INUTILES Y SUPERFLUAS SI SE QUEDAN EN PALABRAS ESTERILES. GRITAR JUNTO AL EX-PRESIDENTE CLINTON: ¡SALVEMOS EL PLANETA! EQUIVALE SOLO A RECITAR UN BONITO ESLOGAN SI NO SE PRODUCE UNA TOMA DE CONCIENCIA PROFUNDA Y UN COMPLETO CAMBIO DE DIRECCION DEL GOBIERNO DE SU PAIS PRIMERO Y POR LO TANTO DE TODOS LOS GOBIERNOS DE LOS POTENTES DE LA TIERRA. PORQUE NO SE SALVARA EL PLANETA SI NO HAY UN CAMBIO EN LA CONCIENCIA DE ESOS MISMOS POTENTES.

2. LA MANIPULACION DE LA INFORMACION: UN EJEMPLO, ENTRE MUCHOS, QUE CONFIRMA NUESTRAS DESESPERADAS APELACIONES CONTENIDAS EN LOS MENSAJES QUE DESDE HACE DOS O TRES AŇOS HASTA HOY HEMOS DIVULGADO, ES LA DECLARACION DEL CONOCIDO PERIODISTA DAN RATHER, QUE HA SUSCITADO TANTO DESCONCIERTO EN LOS ESTADOS UNIDOS. RATHER HA DICHO A LA EMISORA CBS, DE LA QUE HA SIDO EXPULSADO, QUE TODA LA INFORMACION AMERICANA ESTA EN LAS MANOS DEL GOBIERNO DE TURNO Y QUE YA NO EXISTE LA LIBERTAD DE PRENSA DESDE LA EPOCA DEL ESCANDALO WATERGATE. POR LO TANTO, EN LOS ESTADOS UNIDOS, ESTA EN CURSO UNA FUERTE PROPAGANDA DE GUERRA DE LA QUE NADIE SE ESTA DANDO CUENTA. Y SALVO ALGUNA EXCEPCION, TAMBIEN LOS MEDIOS DE COMUNICACION EUROPEOS, INCLUIDA ITALIA Y TODA AMERICA LATINA, PONEN EN PRACTICA, POR REFLEJO, DICHA MANIPULACION.

3. LA VIOLENCIA: ¿COMO PUEDEN LOS ESTADOS UNIDOS DECLARAR QUE QUIEREN EXPORTAR SU PROPIO MODELO DE DEMOCRACIA CUANDO REPRESENTAN UN IMPERIO BASADO SOBRE EL PODER Y SOBRE LA VIOLENCIA, CUANDO DENTRO DE SU MISMO TERRITORIO SUCEDEN, SEGUN LOS ULTIMOS DATOS OFICIALES DEL FBI, UN HOMICIDIO CADA TREINTA SEGUNDOS, UN ROBO A MANO ARMADA CADA MINUTO Y DIECIOCHO SEGUNDOS, UNA VIOLENCIA CARNAL A NIÑOS O A MUJERES CADA CINCO MINUTOS Y TREINTA Y SEIS SEGUNDOS, UNA AGRESION VIOLENTA CADA TREINTA Y SEIS SEGUNDOS Y CINCO DECIMAS? UNA POBLACION DE ESTE TIPO, CON 301 MILLONES DE HABITANTES ¿COMO PUEDE SER ETICAMENTE CREIBLE ANTE CUALQUIER OTRA SOCIEDAD DEL PLANETA?

AUN MAS.
EN ITALIA Y EN EUROPA SE HABLA MUCHO DE ANTIPOLITICA Y JUSTAMENTE, PORQUE LOS POLITICOS, A MENUDO Y DE BUENA GANA, SON CORRUPTOS O SON CASTAS INTOCABLES. PERO QUIERO RECORDAR QUE ES JUSTO PROTESTAR Y PONER EN EVIDENCIA SU ILEGALIDAD, PERO QUE EL VERDADERO PODER NO SON LOS POLITICOS.
LO HEMOS DICHO Y ESCRITO: EL VERDADERO PODER SON LOS BANCOS, LAS MULTINACIONALES, LAS GRANDES FINANCIERAS, LOS SUPER RICOS. ES DECIR NO LA CASTA O LA SUPERCASTA, SINO EL SUPERCLAN, QUE GOBIERNA EL MUNDO CON EL DINERO, CON LA VIOLENCIA Y CON LA EXPLOTACION DE LOS MAS DEBILES.
ES AHI QUE DEBEN CAMBIAR LAS COSAS. PORQUE LOS POLITICOS NO PUEDEN HACER NADA ANTE ESTOS PODERES INMENSOS, BASADOS SOBRE ENORMES CANTIDADES DE DINERO LEGAL Y A MENUDO TAMBIEN ILEGAL. FORMAN PARTE DEL SUPERCLAN TAMBIEN LAS MAFIAS, QUE SON RICAS EN MILES DE MILLONES DE EUROS, Y QUE PESAN MUCHO SOBRE EL CONDICIONAMIENTO DE LA POLITICA Y DE LAS INSTITUCIONES DE TODOS LOS PAISES RICOS.
¿QUE PUEDEN HACER PRODI, MASTELLA Y LOS DEMAS MINISTROS EN ITALIA, BROWN EN INGLATERRA O EL MISMO PRESIDENTE BUSH ANTE LOS GRANDES PODERES ECONOMICOS? NADA O CASI NADA. ESTO PARA QUE SE SEPA.

HE ELEGIDO POR LO TANTO, QUERIDOS LECTORES, UN ENSAYO Y TRES PROLOGOS DE LIBROS PARA HACEROS COMPRENDER LA SITUACION HUMANA EN LA QUE SE ENCUENTRA EL PLANETA TIERRA.
LA INDIA ES EL PAIS MAS ESPIRITUAL DEL MUNDO: LEED EL PROLOGO DEL LIBRO “PREMIATA MACELLERIA DELLE INDIE” (PREMIADA CARNICERIA DE LAS INDIAS) SOBRE LO QUE ESTA SUCEDIENDO EN LA INDIA Y SOBRE COMO SE VENDEN LOS ORGANOS DE LOS NIŇOS.
EN EL SEGUNDO PROLOGO DEL LIBRO “LA FABBRICA DEI VELENI” (LA FABRICA DE LOS VENENOS) LEED EN CAMBIO COMO LAS MULTINACIONALES SE PONEN DE ACUERDO, EN TODO EL PLANETA, PARA PROTEGER SUS SINIESTROS, ENDEMONIADOS INTERESES CAUSANDO LA MUERTE DE INOCENTES. UN RAZONAMIENTO BASADO SOBRE EL EJEMPLO DE UN HECHO OCURRIDO EN TALIA.
LEED DESPUES EL ENSAYO DE NUESTRA AMIGA Y COLEGA PERIODISTA ANTONELLA RANDAZZO, SOBRE EL ESTADO DEL ARTE DEL IMPERIO AMERICANO, DONDE HEMOS QUERIDO OMITIR LA SITUACION DE RUSIA Y DE CHINA Y SUS OBRAS NEFASTAS, PORQUE YA FUERON TRATADAS AMPLIAMENTE EN ESTE MENSAJE Y EN OTROS DIFUNDIDOS AMPLIAMENTE EN LOS MESES PASADOS.
EN LO QUE RESPECTA AL IMPORTANTISIMO LIBRO DE NAOMI KLEIN HEMOS SINTETIZADO, EN CAMBIO, LAS CONCLUSIONES QUE EXPLICAN COMO LOS GRANDES POTENTES ESPECULAN SOBRE LA PIEL HUMANA, SOBRE EL SUFRIMIENTO DE LOS DEMAS, CAUSADO POR DESASTRES QUE LA NATURALEZA PROVOCA COMO REACCION HACIA LAS INJUSTICIAS DEL HOMBRE, ALGO QUE YA OS HEMOS DICHO MUCHAS VECES. O CAUSADO POR ESOS DESATRES QUE EL HOMBRE MISMO PROVOCA; GUERRAS, CONTAMINACION, ETC.
LEED, MEDITAD, DEDUCID. QUIERO ESPERAR, TODAVIA, QUE LO SALVABLE SEA SALVADO POR UNA POTENCIA QUE NO ES DE ESTE MUNDO, PORQUE ESTA ANIMADA POR EL AMOR MAS GRANDE DE TODOS LOS AMORES, ES DECIR POR EL AMOR DE JESUS-CRISTO.
YA LO HE DICHO Y LO REPITO UNA VEZ MAS, SIN CANSARME NUNCA: MIS EXPERIENCIAS MISTICAS Y ESPIRITUALES, MIS COMUNICACIONES CON LAS POTENCIAS CELESTES ME CONFIRMAN, CADA VEZ MAS, QUE ESTE ES EL TIEMPO DEL APOCALIPSIS DE JUAN Y POR LO TANTO DE LA SEGUNDA VENIDA DE JESUS CRISTO, QUIEN SE MANIFESTARA AL MUNDO “CON GRAN POTENCIA Y GLORIA”. Y POR ESTO REMITO A LA LECTURA DEL CAPITULO 24 DEL EVANGELIO DE MATEO.

EN FE
GIORGIO BONGIOVANNI
ESTIGMATIZADO

SANT’ELPIDIO A MARE (ITALIA)
4 DE OCTUBRE 2007

 

PREMIADA CARNICERIA DE LAS INDIAS
Tráfico de organos, campos de concentracion secretos, talibanes de Buda, guerreros maoistas y ladrones de niños: el otro rostro de la globalización a la sombra del Himalaya.

Del libro Premiata macelleria delle Indie (Premiada carniceria de las Indias)
Autor: Alessandro Gilioli
Casa Editora: Bur

Donde el Himalaya regala sus primeras cimas, siguiendo caminos que desde Jomsom llevan a Muktinath, te pueden suceder encuentros de los más extraños. Escaladores alemanes con los celulares satelitales, jóvenes israelíes que escapan de la mili, sadhu hinduistas que llegan a pie desde Tamil Nadu.
Después te puede suceder, también, que te encuentres con los guerreros de Nepal. Y desde ahí iniciar un largo recorrido que, un poco por casualidad y un poco no, te revela el rostro menos brillante de las grandes transformaciones que estan atravesando India y los países cercanos. Una zona del planeta donde la globalización lleva consigo nuevas riquezas y grandes esperanzas, pero también guerras civiles ensangrentadas y espantosos tráficos ilegales, grotescas paradojas y feroces represiones, casi siempre lejos de los reflectores y ante la indiferencia de casi todos.
Todos los eventos, los lugares, los personajes de este libro y sus nombres son reales.
Como Deepak, el chico de Hetauda dispuesto a darme un riñón para librarse de una pobreza sin esperanzas. Trabajaba ochenta horas a la semana ante un telar, sus padres dormían por la calle y asi ha ido a parar a uno de los ambientes criminales mas obscuros de la sociedad contemporánea, el del tráfico de órganos: un mercado próspero debido a muchos clientes extranjeros, a los nuevos fármacos antirechazo y al boom de las clínicas privadas indúes.
Como Sunita, una mamá de Bhaktapur que se inmoló cuando le han robado el hijo de cuatro años para revenderlo a una pareja de españoles acomodados: también la compraventa de menores para dar en adopción al Occidente es un negocio próspero y que aumenta rápidamente, un hecho quizás inevitable cuando una parte del mundo es cada vez más rica y más estéril mientras la otra parte se queda pobre pero fértil.
Como Surya, un ex-empleado en traje y corbata que un día ha descubierto ser rebelde y ha ido a la montaña a luchar contra el “rey siervo de las multinacionales”, después de haber mandado al hijo a una universidad rica de Bruxelas. La revolución a la que se ha adherido – que se ha dado un nombre tan obsoleto como lo es “maoista” – es la reacción desconocida de muchos campesinos indúes y nepaleses, a quienes, la globalización, no ha traído beneficios, sino que solamente, expropiaciones de tierra y falta de agua, exasperando la divergencia social entre el campo y la ciudad.
Como Narpati, sombrerero del Buthan encerrado desde hace quince años detrás del alambre de puas de un campo de prófugos sin que nadie le haya nunca explicado el porqué: perseguido por la limpieza étnica de un país minúsculo y aterrorizado por la idea de perder su propia identidad budista.
O más: como Nima, adolescente escapada de la guerra civil, de la aldea y de las deudas para ofrecerse por cinco euros en un “cabin bar” de madera y ladrillos, lleno de ratones y de botellas de cerveza. Como Moso, clandestino birmano en Thailandia, que ha conseguido escapar del Tsunami pero no de la policía. Como Hira, niña abandonada y crecida a orillas de una carretera rompiendo piedras.
Y mas aún.
Son mujeres y hombres con pequeñas historias, relacionadas de alguna manera con los grandes eventos planetarios y con sus efectos menos visibles.
Son personas sin voz en la tempestad del siglo XXI.
Son los héroes y las víctimas de las vicisitudes relatadas en este libro, que empezaron una tarde de mayo 2001.

LA FABRICA DE LOS VENENOS

Del libro La fabbrica dei veleni (La fábrica de los venenos)
Autor: Felice Casson
Casa Editora: Sperling & Kupfer

Es agosto de 1994 y en el Tribunal de Venecia, bochornoso y semidesierto, un tímido pero determinado obrero de Porto Marghera insiste para poder hablar con un magistrado: desde hace casi diez años, junto a Medicina Democrática y a algunas asociaciones ambientalistas, recoje datos que acusan a la empresa Petrolquímica de contaminar la laguna del Veneto y de perjudicar la salud de los trabajadores, pero hasta ese momento sus denuncias no han tenido ningun resultado indagatorio. Le recibe Felice Casson que examina, incrédulo, el fascículo que se le muestra y ordena inmediatamente que se hagan verificaciones preliminares.
De esa manera empieza una investigación que llevara al Tribunal a los propietarios de la Química italiana y comprobará 157 muertos y 103 enfermos entre los obreros, además de un desastre ambiental con 120 vertederos abusivos y 5 millones de metros cúbicos de deshechos tóxicos. El proceso de primera instancia requiere 151 audiencias y termina en el 2001 con una increíble sentencia de absolución para los dirigentes de Enichem y Montedison: las víctimas se habían enfermado en los años ’50 y ’60 pero, hasta 1973, no se conocían los efectos cancerígenos del cloruro de vinilo monomero – el gas indispensable para producir la substancia plástica más difundida en el mundo, el PVC – ni existían leyes adecuadas para tutelar a los trabajadores y el ambiente.
Una conclusión que el juez no acepta. Su batalla sigue hasta encontrar una prueba definitiva del malvado “pacto del silencio” suscrito por las mayores industrias químicas de todo el mundo, entre ellas Montedison, para tener secretos los datos sobre la peligrosidad del gas.
En el 2004, la sentencia de la apelación invierte la primera y es confirmada también en el 2006 en Casación. Después de dejar la magistratura, Casson ha aceptado reconstruir el largo trabajo de investigación de este libro, que compone paso a paso, de una orilla a la otra del Atlántico el diseño complejo del caso, las investigaciones de un testarudo médico de fábrica, las maniobras de los grupos de presión industriales mundiales, las historias de las víctimas, la desaparición de archivos incómodos, los engaños políticos, los chantajes del puesto de trabajo, los enfrentamientos de la fase del proceso. Un testimonio único, que tiene la intensidad de un reportaje y el ritmo narrativo de un “thriller legal”.

LA NUEVA DEMOCRACIA

Introducción al libro “La Nueva Democracia. Ilusiones de civilización en la era de la hegemonía norteamericana”
Autor: Antonella Randazzo
Casa Editora: Zambon Editor

Todos nosotros nos hemos preguntado, por lo menos una vez, porqué tantas personas en el mundo se ven obligadas a vivir en condiciones de sufrimiento extremo: hambre, guerra miseria y explotación afectan a miles de millones de personas. Es posible entender y encontrar respuestas, pero esto apareja necesariamente constatar que, detrás de estos sufrimientos existen precisos responsables.
Personas que tienen el poder de imponer a todo el mundo un sistema injusto en el que el privilegio y la avidez de pocas personas corresponde al sufrimiento y a la condena de muchas más.
En 1948, George Kennan, un funcionario del Departamento de Estados Unidos, confesaba:
“Poseemos el 50 por ciento de la riqueza mundial, pero solo el 6,3 por ciento de su población. En esta situación, nuestro verdadero trabajo en el próximo período es inventar un esquema de relaciones que nos permita mantener esta posición de disparidad. Para hacer esto, tenemos que dejar de lado cualquier forma de sentimentalismo… tendríamos que dejar de pensar en los derechos humanos, en elevar el tenor de vida y en la democratización”.(1)
Se esconde esta verdad, mientras se hace propaganda de presuntos motivos “éticos” y “humanitarios” de la política americana. En la propaganda de información no cuentan los hechos, sino, lo que se percibe. Como sostiene George Bush junior, la verdad no es, sino que “se construye” y “las percepciones valen más que los hechos” (2). Los medios de comunicación desvían la atención para esconder hechos y responsabilidades. Quien señala los hechos se convierte en “antiamericano” o “antioccidental”, o “antipatriótico”. Alejar los hechos y los responsables de la realidad informativa forma parte del proyecto de esconder la verdad sobre el mundo.
Al final de la Segunda guerra mundial el mundo salía de la pesadilla de la guerra, con una gran confianza de poder reconstruir todo lo que había sido destruído y sobretodo, con la certeza de haber eliminado el “monstruo” nazista. Se cantaban himnos por un mundo mejor, porque los “malos” habían sido derrotados. En este contexto se consideraba a los americanos como héroes victoriosos que habían librado al pueblo del tirano.
Se ha hablado del nazismo, del Holocausto de Hitler como el “mal absoluto” (3), o más bien como debido a una fuerza obscura que misteriosamente se había apoderado de un gobierno elegido democráticamente empujándolo a cometer crímenes inauditos. Definiendo a Hitler “monstruo” y el Holocausto “mal absoluto”, los eventos nazistas fueron colocados fuera de la Historia misma, lejos de otros hechos que pertenecían a la historia. Esto hacía que el nazismo fuera menos aceptable aún, que se entendiera como debido a una perversión que la Historia occidental misma había renegado.
De esa manera se impedía la concientización de realidades más amplias y preexistentes, estrechamente relacionadas con el nazismo. Se escondía que crímenes igual de crueles ya habían sido cometidos por los europeos en las tierras coloniales. Los nativos americanos ya habían sido durante mucho tiempo objetivo de exterminio; en las colonias africanas y asiáticas los europeos habían cometido muchos genocidios, que no eran considerados así solo porque los indígenas no gozaban de los mismos derechos que los colonos, se les consideraba inferiores.
La idea de tener que purificar la “raza” y de tener que exterminar un grupo de personas consideradas sin valor o peligrosas, ya pertenecía a la cultura occidental. Por ejemplo, en mayo del 1898, el primer ministro ingles Robert Arthur Salisbury, muy atento a la política colonial inglesa, (4), durante un discurso suyo en Albert Hall tomaba partido cinicamente de que “podemos, en resumen, dividir las naciones del mundo en las que viven y en las que están muriendo”. El modelo que Hitler había seguido, como él mismo admitía, era el del exterminio de los nativos americanos. Muchos de los que masacraron a los indígenas recibieron medallas al valor por parte de presidentes americanos. El General Philip Henry Sheridan (1831 – 1888) sostenía que “el único indio bueno que conocía era el indio muerto”. Casi todos los presidentes americanos se comportaron perfectamente de acuerdo con él. En los años Treinta algunos científicos americanos encontraron un modo eficaz para surprimir definitivamente las “razas inferiores” a través de técnicas eugenesicas, que fueron legalizadas y aplicadas en muchos Estados. Hitler abrigaba una profunda admiración hacia los estudiosos americanos, que en esos años publicaron varios estudios sobre la “defensa de la raza blanca de la contaminación de las razas inferiores”. (5).
Lo que no se perdonaba a Hitler, segun el escritor Aimé Cesaire, era “el hecho de que había aplicado en Europa las prácticas coloniales que en precedencia habían sido aplicadas solo con los árabes de Argelia, los coolies de India y los negros de Africa. (6) Hitler había sido sacado de la Historia porque, haciendo de la misma Europa una Tierra para colonizar, había privado a los hechos históricos de esa legitimación “moral” que el Occidente utilizaba para someter y esclavizar a los demás pueblos. En otras palabras, las reglas y las leyes aplicadas en el mundo occidental tenían que seguir siendo distintas de las aplicadas en las tierras coloniales. Las crueldades coloniales no debían de ser consideradas con el mismo criterio de las mismas crueldades cometidas en Europa: las crueldades coloniales eran “legítimas” mientras que las cometidas en Europa eran “mal absoluto fuera de la Historia”. Por lo tanto Hitler tenía que ser demonizado y considerado muy diferente por parte de todos los demás potentes occidentales. Su crueldad era “monstruosa” porque era dirigida contra europeos. Era un “monstruo” nacido del “mal” mismo, y no de la Historia.
Esto servía también para esconder que Hitler no habría podido hacer nada de lo que hizo sin el apoyo de esos países que ahora lo demonizaban. Como afirmo Peter Calvocoressi, Procurador en Nuremberg: “Los industriales eran el motor del Estado aleman. El verdadero eje de sustentación de Alemania no eran las fuerzas armadas, o por lo menos no solo ellas, sino más bien la potencia industrial y financiera. Sin ella no hubiera habido ningún ejército”.
La segunda guerra mundial se explica dentro de la dinámica dictadura/democracia. El fin del fascismo y del nazismo se celebra como el retorno a los ideales de libertad, democracia y justicia. Aún hoy muchos piensan en la Segunda guerra mundial como en un conflicto entre “valores” distintos, como si los Aliados no hubieran tenido nada que ver con la ascensión de Hitler y con la consolidación de sus miras expansionistas. Algunos estudios históricos (7) nos hacen comprender que no es así. Las empresas y los bancos occidentales, sobretodo los americanos, habían recibido enormes beneficios de la guerra. Habían jugado bien sus cartas financiando la subida de Hitler y su preparación a la guerra. No era la primera vez, ni habría sido la última, que el poder económico y financiero americano se servía de un dictador monstruoso para realizar sus proyectos. Algunas grandes empresas norteamericanas (como la IBM, la Ford Motor Company, la General Motors y la Standard Oil) habían seguido produciendo para el Führer también durante la guerra, demostrando con claridad que para ellos los beneficios importantes contaban más que la vida humana. Durante la guerra se habían servido ampliamente de trabajadores marginados, que eran tratados con el mismo criterio de objetos sin valor. Un trabajador anónimo escribió en una carta: “La IBM es un monstruo internacional… como los nazistas”. (8)
La Ford también, después de la entrada en guerra por parte de los Estados Unidos, siguió produciendo material bélico, que se utilizaría contra los americanos. Las fábricas americanas en Alemania no fueron bombardeadas nunca durante la guerra. Los bancos y las empresas americanas se habían declarado “neutrales”, y habían obtenido bastantes ventajas de esta guerra ensangrentada, que había debilitado a los imperios europeos y fortalecido el imperio americano. Hoy esas mismas empresas y bancos son más fuertes que nunca y fomentan guerras en distintas partes del mundo, por los mismos motivos: fortalecer su propio dominio y sacar grandes beneficios.
Es lícito preguntarse si el imperialismo haya sido derrotado de verdad, como nos han hecho creer, o si más bien haya sido eliminado solo el imperialismo alemán de Hitler.
Si entendemos por imperialismo un sistema político-militar-económico de una nación en particular que se presenta como superior a todas las demás y que cumple impúnemente crímenes terribles. Entonces los hechos históricos nos dicen que no ha muerto nunca y que ha seguido cometiendo genocidios y desencadenando guerras terribles. La diferencia es que, después de la Segunda guerra mundial el crimen y el genocidio han sido reconducidos fuera de Europa, en esas tierras consideradas para saquear y explotar. Tierras en las que la vida humana no tiene el mismo valor que se dá en los países ricos.
Después de Hitler se hace claro que el imperialismo producía crímenes terribles y el término es desterrado. (9) La palabra infamante de “imperialismo” fue sustituída, de manera completamente impropia, con la palabra “democracia”, (10) y durante muchos años los crímenes han sido disfrazados como “luchas por la libertad de los pueblos”, y por la “democracia”.
Cuando terminó la Segunda guerra mundial, la potencia norteamericana se prodigó en aumentar sus propios recursos energéticos y en impedir dondequiera que fuera el surgir de un modelo alternativo al del capitalismo occidental. La estela de guerras, violencias y crueldades es larguísima. La dicotomía dictadura/democracia se repropone a través del “peligro rojo”, con el que los norteamericanos legitimaron intervenciones bélicas en muchas partes del mundo. Las operaciones de guerra puestas en acción por los norteamericanos para imponer su propia hegemonía han sido por lo menos 60 desde la última post guerra hasta hoy. Con el pretexto de “defender a los pueblos de los tiranos”, los Estados Unidos han devastado muchas naciones, que tenían la “culpa” de querer desarrollar un sistema político-económico alternativo al americano.
En la segunda post-guerra fue creada a propósito, una realidad en la que parecía que los crímenes y los atropellos del poder pertenecieran al pasado. El presidente americano Franklin Delano Roosevelt, en la Carta Atlántica (1914), habló por primera vez de rescate de los pueblos colonizados, de libertad y de autodeterminación. Pero eran solamente palabras bonitas, que escondían la intencion de sustituir el dominio europeo por su propio dominio.
Los ulteriores desarrollos históricos revelan un rostro del Occidente, y en particular de los Estados Unidos, muy diferente del que la propaganda informativa hace ver. Las guerras de ayer contra el enemigo “comunista” o las de hoy contra el enemigo “terrorista” han escondido y siguen escondiendo las paradojas del mundo occidental bajo la hegemonía norteamericana. Un mundo que profesa poseer instituciones democráticas que, si se analiza profundamente, no respeta para nada.
Las paradojas y las contradicciones del Occidente de hoy, bajo la hegemonía norteamericana, son muchísimas. Pensemos en el principio constitucional de la igualdad de los ciudadanos, defendido por la XIV enmienda de la Constitución de los Estados Unidos. Dicho principio (como los valores de “Justicia”, “Tranquilidad” y “Bienestar general”), sostenido en el Preámbulo de la Constitución americana, no es respetado en la realidad. Existen características precisas del sistema económico americano que excluyen la posibilidad de que sean tutelados, de hecho, los valores constitucionales. En los Estados Unidos el poder económico está en las manos de un grupo muy reducido de personas. El poder de imprimir la moneda está en manos de un grupo privado de bancos, definidos Reserva Federal, una denominación que induce a la mayor parte de las personas a pensar que se trate de una institución de gobierno. Los ciudadanos americanos pagan un impuesto por este absurdo monopolio privado que absorbe muchas de sus riquezas.
Un grupo reducido de personas que a menudo son las mismas que poseen las empresas, pueden decidir el destino de muchos países, a través de la negación o concesión de dinero. A un sistema económico oligárquico no puede no corresponder un sistema político con las mismas características. Los presidentes americanos pertenecen todos a la clase rica y los dos candidatos reciben para sus campañas electorales financiamientos de las mismas empresas y de los mismos bancos. El sistema político americano se basa sobre la personalidad de los candidatos como si fuera un espectáculo y los medios de comunicación crean los personajes políticos con el mismo criterio que las estrellas de Hollywood. La democracia ha sido reducida a un “rito” celebrado para dar la ilusión a la gente de que vale algo. Michel Chossudovsky observa: “No se ofrece ninguna alternativa al electorado” El neoliberalismo es parte integrante de la plataforma política de todos los principales partidos políticos. Como en un estado monopartidista, los resultados de las elecciones no tienen, en la práctica, ningún impacto sobre la gestión efectiva de la política económica y social del estado”. (11)
Después de la Guerra Fría, la elite económico-financiera americana adquirió la seguridad y la riqueza necesarias para dominar al mundo entero. La fama de haber librado de las dictaduras y de traer “democracia y libertad” en todos lados, les permite hacer propaganda de la cultura americana como una cultura “moralmente superior” que hay que difundir en todo el mundo. Pero hoy estamos viviendo en un mundo en el cual la propagandística contraposición dictadura/democracia esta costando demasiado a muchas poblaciones. La elite rica americana, en los últimos dos decenios en particular, esta poniendo en acción planes de dominio mundial y no se trata de un dominio que pueda favorecer a la humanidad. El plan de dominio y de destrucción se esconde detrás de motivaciones defensivas y humanitarias. Los Estados Unidos dicen que tienen enemigos “terroristas”, pero después matan cínicamente poblaciones inocentes; dicen que desarrollan “misiones humanitarias”, pero después condenan a millones de personas a morir de hambre debido a sus políticas económicas, impuestas astutamente mediante instituciones aparentemente Internacionales (FMI – Fondo Monetario Internacional, BM – Banco Mundial, WTO – Organización Mundial de Comercio). La élite norteamericana no desea un mundo donde la riqueza pueda estar más distribuída y no ama que las poblaciones puedan tener su propia opinión en asuntos políticos y económicos. Por lo tanto ha encontrado la fórmula para instituir una “democracia” aparente, que esconde y cubre el verdadero poder.
La misma palabra “democracia”, que los presidentes americanos han usado hasta abusar de ella, ha sido privada de los contenidos a las que debería ser asociada: la soberanía popular en todos los asuntos que se refieren a la población misma, el respeto de los derechos humanos, in primis el derecho a la autodeterminación.
Peter Gowan escribe: “Una Nueva Democracia está administrada por los grandes propietarios capitalistas que financian el proceso político y ofrecen a los electores el elegir entre líderes que comparten las mismas opiniones pero que tienen un estilo distinto de mandar… Al mismo tiempo la Nueva Democracia hace que sea más sencillo para las multinacionales incrementar su influencia y para los medios de comunicación “globales” (es decir, occidentales) orientar a la opinión pública. (De esta manera) tendremos líderes en el país escogido que “quieren lo que nosotros queremos”. Por lo que no será necesario “usar el bastón”. (12)
Por “Nueva Democracia” se entiende la “democracia” exportada por los USA. El mito de la Nueva Democracia fue expresado por el dictador Augusto Pinochet quien, después de la masacre de miles de personas y la supresión del gobierno de Salvador Allende, elegido democraticamente, define con esas palabras la nueva situación chilena. La Nueva Democracia es una “democracia sin pueblo”. Las “Nuevas Democracias” ya puestas en práctica o que trágicamente están por ser desarrolladas, son muchísimas.
El libro recorre todos los momentos significativos del dominio americano desde la última post-guerra hasta hoy. Individualiza las paradojas, las técnicas para imponer el poder y para fortalecerlo, y la propaganda informativa que invierte los significados y modifica los hechos. En el fondo está el atroz sufrimiento de las poblaciones, obligadas a sufrir la miseria, la guerra, las torturas y masacres.
La obra explica, también, la enésima mentira que indica que la “globalización” es el camino para el bienestar mundial. Larguísimas divagaciones en las Universidades o en los Congresos sobre materia económica no han llegado todavía a una definición unívoca del término “globalización”. Es imposible definirlo sin descubrir las fallas detrás de las cuales se esconde el Occidente que se profesa civil y democrático, sin considerar la avidez de los países ricos hacia los pobres y sin explicar cómo los primeros hayan actuado estratagemas “legales” para imponer un nuevo tipo de colonización, escondido detrás de políticas falsas de “ayuda y desarrollo”.
Según el economista Boris Kagarlitsky, “globalización no significa impotencia del Estado, sino el rechazo por parte del Estado de sus funciones sociales a favor de las medidas represivas, por lo tanto el fin de la libertad democrática”. (13)
El sociólogo Ulrich Beck, dice refiriéndose a la palabra “globalización”: “Más que una palabra se trata de una niebla, de una palabra-espectro… Llamo globalización a la dictadura neoliberista del mercado mundial que, en particular en el Tercer mundo, quita las bases, precarias de todas formas, del auto-desarrollo democrático… entiendo por globalización no solo la económica, sino, también la política, social y cultural”. (14) La globalización exigirá antes o después represión y guerra. Afirma Michel Chossudovsky: “Guerra y globalizaciones no son asuntos separados… Al alba del tercer milenio la guerra y el “mercado libre” avanzan a la par” (15)
La globalización es la imposición del poder de la oligarquía rica al mundo entero. A través de los procesos de globalización, la elite de los bancos y de las grandes empresas ha conseguido imponer sus propias reglas sometiendo a si misma, a los gobiernos. El mundo ha sido transformado en un lugar desolador y miserable para la mayor parte de la población. Las políticas de la elite han producido desocupación, han obligado a millones de personas a trabajar con sueldos bajísimos, han eliminado las políticas sociales a favor de los más débiles y han quitado el poder real de las manos de los representantes del pueblo. Han puesto el beneficio personal por encima de todo, han fomentado nuevas guerras y nuevos genocidios. Los Estados Unidos hoy se ponen por encima de cualquier ley y consideran la Declaración de los Derechos del hombre del 1948 una “pequeña carta a Papá Noel”, como dijo el embajador de Reagan, Jean Kirkpatrick, refiriéndose en particular al artículo 25, que habla de los derechos económicos del hombre.
Los bancos, las empresas, se enriquecen con las crisis económicas y con las guerras. Las crisis son creadas por los mismos bancos, interrumpen los créditos y exigen los pagos. Las guerras son una fuente de beneficios sin igual para los bancos y las empresas, en cuanto permiten aumentar la deuda de los países y de exportar grandes cantidades de armas.
El mundo de hoy está dominado por el poder de la oligarquía norteamericana, un poder ávido y basado sobre la mentira. Como puntualiza crudamente Gore Vidal: “Sus corazones están claramente en otro lugar, en hacer dinero, lejos de nuestros falsos templos romanos, donde quedan solo sus cabezas que sueñan la guerra, preferiblemente contra países débiles y periféricos” (16)
Hoy muchos estudiosos sostienen que la condición de los Estados Unidos tendría que preocupar al mundo entero. Por ejemplo, escribe la estudiosa americana Carolyn Baker:
Si queremos confrontarnos con las atormentadas verdades de la historia americana, que estén relacionadas con el 11/9 o con el genocidio de los nativos americanos por manos de los europeos americanos en el siglo XVII , o con cualquier otra atrocidad perpetrada por el gobierno norteamericano de las que he referido, estamos obligados a confrontarnos con nuestra falsa creencia, profundamente indeleble notablemente americocéntrica que América la bonita sea también la “América pura como la nieve”, o la América que va más allá del comportamiento bajo de las naciones menores”.
Todo en nuestra cultua y en nuestra educación instiga en nosotros una sensación de especialidad llena de arrogancia y automoralidad respecto al resto del mundo. Las “otras” naciones son corruptas, miramos con satisfacción, señalando algunos dictadores latinoamericanos moralmente degradados. Las “otras” naciones matan y torturan a sus ciudadanos sin respeto por el valor de la vida humana, pero no en América. Nosotros usamos la frase, “teoría de la conspiración” casi como sinónimo de “esquizofrenia” para describir (y calumniar) teorías que sentimos demasiado insoportables como para creerlas.
Quizás algún otro gobierno en alguna tierra lejana, guiado por tiranos con nombres que suenan raros trafican droga y lavan de dinero a través de sus bolsas de valores. En alguna otra nación, no existe la supremacía de la ley y el gobierno permite que sus ciudadanos sean masacrados en un instante para fabricar y continuar una guerra con el objetivo de ganancias monetarias y políticas o para re-acumular recursos naturales que están disminuyendo rápidamente. (17)

La política neoliberal, impuesta desde finales de los años ’70, ha alcanzado hoy niveles de devastación increíbles en muchísimos países. El FM, la BM y el WTO se hacen pasar como organizaciones que luchan por los “países en vía de desarrollo”. Pero los países pobres no están para nada “en vía de desarrollo” porque su posible desarrollo es sofocado, al nacer, por los países ricos, precisamente a través de estas organizaciones. De los 143 países miembros del WTO, solo los veintuno más ricos pueden establecer normas de comportamiento. Y el FMI decide unívocamente las políticas económicas para imponer a los países pobres. El histórico Mark Curtis, presente en Doha en la cumbre del WTO del 2001, declaró:
El crecimiento económico es una trama emergente de amenazas y de intimidaciones hacia los países pobres. Ha sido escandaloso de verdad, los países ricos se aprovechaban de su poder para apoyar descaradamente los intereses de los negocios gordos. El tema sobre la causa de la pobreza no estaba precisamente en la orden del día de las corporaciones multinacionales; era como si en una conferencia sobre la malaria no se hablara ni siquiera del mosquito”. (18)

El The Guardian, del 6 de noviembre 2001, se refirió sobre un delegado africano atemorizado y subyugado por el poder de los países ricos: “Si expreso juicios demasiado severos mi ministro recibirá una llamada de los Estados Unidos. Le dirán que estoy creando problemas a los Estados Unidos. Mi gobierno no preguntará ni siquera lo que he dicho. Al día siguiente se limitarán a mandarme algo escrito… así que no hablo, por miedo a hacer enfadar a mi patrón”.
Barry Coates, del World Development Movement, dijo: “Las naciones ricas estan todavía negociando, en primer lugar, cuidando los intereses de sus mayores multinacionales. Y están, todavía, echando a las naciones pobres fuera del proceso de negociar. Los observadores del mercado mas cínicos dicen que este es el modo con el cual las negociaciones referidas al comercio han sido siempre llevadas adelante. (19)
Mientras la desigualdad entre ricos y pobres aumenta como nunca, el poder capitalista mundial celebra el progreso económico en China, en India o en Brasil. Con el indice del PBI (Producto Interno Bruto) de cada país no se da una estimación de los sueldos medios de los trabajadores, del porcentaje de personas bajo el nivel de pobreza, o del nivel de desocupación; así se hace propaganda de un mundo diferente de lo que es realmente y se festejan “progresos” también allí donde la gente se esta empobreciendo o trabaja en condiciones de semi-esclavitud.
Las luchas de los movimientos sociales, las denuncias de las asociaciones humanitarias y las protestas de los pueblos indígenas parecen ser para los Estados Unidos solo pequeñas molestias. La Cia llama “retroceso de la llama”, o “efectos colaterales” los efectos no esperados de la política norteamericana. Hoy este “retroceso de llama” es devastante, atañe a cada uno de nosotros y no se puede ignorar más.
El mundo del trabajo, el bienestar de la gente común, el futuro de los niños, la protección de las distintas culturas, la tutela de los derechos de los más débiles, etc. han sido intercambiados con otros “valores”.
William Blum: observa:
La máquina de la política extranjera americana no ha sido alimentada por una devoción hacia cualquier tipo de moralidad, sino más bien por la necesidad de servir otros imperativos, que se pueden resumir de la siguiente manera:
1) Hacer que el mundo sea seguro para las multinacionales americanas.
2) Embellecer los balances financieros de los empresarios de la defensa en casa que han contribuído generosamente en lo que respecta a los miembros del congreso;
3) Impedir el surgir de cualquier sociedad que pueda hacer de ejemplo como éxito de un modelo alternativo al capitalista;
4) Extender la hegemonía política y económica a una zona cada vez lo más amplia posible, como se espera de una “gran potencia”.
Todo esto en nombre de combatir una supuesta cruzada moral contra lo que guerreros fríos se han convencido y han convencido el pueblo americano, que sea la existencia de una malvada Conspiración Comunista Internacional, que en realidad nunca ha existido, malvada o no. (20)

Hoy el mundo está en las manos de casi 200 empresas principales Multinacionales y Transnacionales, que retienen la casi totalidad de la riqueza. Para estas empresas cuentan solo las ganancias y todo es mercadería: los alimentos, la salud, la cultura, el agua, la educación y hasta la vida. Mientras la población mundial se empobrece y millones de personas viven en graves situaciones debido a la desocupación, al poco rédito, o al hambre, las Corporaciones celebran éxitos económicos jamás vistos antes. Las fusiones, las concentraciones y las restructuraciones les permiten aumentar los beneficios. Las empresas y los bancos tienen un poder absoluto y deciden sus políticas económicas con completo cinismo y a espaldas de los trabajadores. Hoy se pueden cumplir genocidios sin construir campos de exterminio, basta privar a millones de personas de lo necesario para sobrevivir, o impedir el acceso a los fármacos. Como explica Susan George: “La escandalosa prohibición de la fabricación y de la distribución de los fármacos genéricos (contra el Sida, la malaria, la tuberculois, etc.) con el pretexto de que se trate de substancias patentadas por las transnacionales farmacéuticas no es más que una contribución al genocidio y confirma, a los ojos del mundo, la doctrina que pone el comercio, la propiedad y el beneficio por encima de cualquier cosa, incluso de la vida humana”. (21)
El modelo neoliberal, impuesto ya como el único posible, ha devastado al mundo entero. Hoy la pobreza golpea casi al 80 % de los habitantes del planeta y deja al mundo entero a la merced de una inseguridad que involucra a todos los países y que no tiene precedentes.
Los movimientos sociales denuncian crímenes e injusticias en muchos países del mundo. A menudo quien denuncia los crímenes y lucha contra la globalización es etiquetado como “terrorista” o “antiamericano”, y acusado de perseguir una especie de “teoría del complot contra el poder libre y democrático de los Estados Unidos. De esta forma se ofuscan peligrosamente los intentos de defensa de los derechos humanos y se intenta criminalizar a quien denuncia el crimen y no a quien lo comete. La fuerte propaganda de los medios de comunicación es muy eficaz y nosotros mismos podemos encontrarnos, sin quererlo, en etiquetar a quien sale fuera de la norma.
El poder norteamericano espera un mundo en el cual los pobres acepten pasivamente el dejarse explotar, sin luchar y sin reaccionar. Sueña un mundo en el que las masas permanezcan pasivas hacia los crímenes y las injusticias, sostenidas por la fe religiosa, que dona una esperanza ultraterrena, lo único que se les concede.
En los últimos veinte años las clases pobres americanas han sufrido graves disminuciones de los fondos para la asistencia y sus condiciones han empeorado gravemente. Sin embargo, el Corporate Welfare (22) que comprende subvenciones y disminuciones fiscales a las empresas, ha sido reforzado. Las empresas y los bancos se han vuelto mucho más ricos mientras los ciudadanos comunes siguen empobreciéndose.
Cuando los medios de comunicación occidentales se ocupan de pobreza, normalmente tratan casos particulares, sin hacer referencias precisas a las verdaderas causas del problema y a sus responsables. Los países pobres aparecen en la televisión como víctimas de su misma mala suerte, de catástrofes naturales; o la pobreza se atribuye a la existencia de largos conflictos internos. No se explican nunca las verdaderas motivaciones de las guerras, ni quien las financia. Los medios de comunicación hacen que nadie se pregunte porqué nunca si los países pobres han sido saqueados por el Occidente, hoy tengan deudas y no créditos. No estamos acostumbrados a pensar que haya responsabilidades precisas detrás de la pobreza, de las guerras y del hambre en el mundo.
Este libro trata de los crímenes de la pobreza y de la guerra y hace referencias precisas y sin ocultar responsabilidades ni crueldades feroces que aún hoy se cometen, a veces por parte de los mismos países que las denuncian.
Bush, como representante de la oligarquía al poder en los Estados Unidos, afronta los problemas del mundo haciendo la lista de los malos y afirmando el principio de la “guerra preventiva”. Los Estados Unidos se han vuelto el gendarme del mundo entero, con licencia para matar y torturar a quien sea, en nombre de presuntas motivaciones “éticas”.
El concepto de “intervencionismo democrático” o de “imperialismo ético”, que tiende a legitimar la guerra, ha sido elaborado en los años ’30 por Max Von Baden, futuro canciller del Reich.
Decía Von Baden: “Si quiere resistir a las tempestades de la democracia y a su reivindicación de un mejoramiento del mundo, el imperialismo alemán se tiene que dar un fundamento ético. Ahora podemos escribir tranquilamente en nuestras banderas: El derecho está con nosotros”. (23) El estaba convencido de que con las guerras se podía mejorar éticamente el mundo. Su convicción estaba sostenida por la seguridad de que la cultura y el pueblo alemán fueran decididamente superiores a cualquier otra cultura u otro pueblo.
Hoy los presidentes americanos sostienen que el pueblo americano es superior a cualquier otro y que la cultura americana tiene una misión que cumplir en el mundo, una misión “ética” que se debe llevar a término por los medios que sean.
El motivo principal de la guerra al “terrorismo global”, deriva de la convicción expresada por el consejero de Madelein Albright, Thomas Friedman: “Washington sabe que, sin su hegemonía militar, América no puede obligar al mundo a financiar su déficit de ahorro, condición esencial para el mantenimiento artificial de su propia posición económica” (24)
El medio para mantener la hegemonía norteamericana es, por lo tanto, el uso de la fuerza; una fuerza sostenida por la idea de que se está en lo cierto. Los crímenes americanos siempre se han cometido impunemente y siguen ensangrentando el mundo.

1 Cit. Pilger John, Agendas escondidas, Fandango libri, Roma 2003, p. 54
2 Molinari Maurizio, “En Fallujah victoria informativa del Pentagono. Planificado el impacto de la batalla sobre la opinión pública”, La Stampa, 6 junio 2005.
3 El término fue utilizado por Winston Churchill, que definía así a Hitler en algunos documentos del período de la Segunda guerra mundial, que hoy se encuentran en el National Archives de Kew.
4 El fue primer ministro en el 1885; en el período 1886-1892; y en el período 1895-1902). Salisbury hizo posible la anexión de Birmania en el 1885 y la conquista del Trasvaal y del Orange en el 1899-1901.
5 Hitler declaró haber aprendido del libro de Henry Ford El hebreo internacional, un problema mundial, publicado en Alemania en el 1921, donde Ford sostenía que los hebreos eran muy peligrosos.
6 Aimè Cèsaire, Discurso sobre el colonialismo, Lilith, Roma 1999, p. 12
7 Sutton Antony C., Wall Street and the Rise of Hitler, Press, Seal Beach (California) 1976 y Wall Street y Franklin Delano Roosvelt, Arlington House, New York 1975. Ver también Sanguinetti Oscar, “Las fuentes financiarias del comunismo y del nacionalsocialismo”, Cristianidad, año I, 1985 pp. 39-52
8 Minoli Giovanni, La Historia somos nosotros, Rai 3, 1 febrero 2006.
9 Furedi Frank, en su libro The New Ideologi of Imperialism, Pluto, Londres, 2004, observa que “Las pretensiones morales del imperialismo no se discutían nunca en occidente. El imperialismo, la expansión global de los poderes occidentales, era presentado en términos francamente positivos”. Pero cuando se comprendió que el nazismo no era más que imperialismo, el término adquirió características funestas y ya no fué utilizado más. Hoy los procesos de globalización pueden ser definidos como “expansión global de los poderes occidentales”, pero son siempre denominados de manera de aparecer como favorables a todos los pueblos, mientras de hecho, aventajan solo al poder occidental y son de seguro imperialísticos.
10 A menudo el mismo Hitler en sus discursos usaba con el mismo criterio de “nazismo” la palabra “democracia”.
11 Chossudovsky Michel, Globalizacion de la pobreza y nuevo orden mundial, Ega Editor, Turin 2003, p. 347.
12 Cit. Pilger John, Agendas escondidas, Fandango Libri, Roma 2003, p. 64
13 Cit. Pilger John Los nuevos patrones del mundo, Fandango Libri, Roma 2002, p. 12
14 Beck Ulrich, Libertad o capitalismo, Carocci, Roma 2001.
15 Chossudovsky Michel, Globalizacion de la pobreza y nuevo orden mundial, Ega Editore, Turin 2003, p. 26
16 Vidal Gore, Las mentiras del Imperio, Fazi editore, Roma 2002
17 Baker Carolyn, “No ha sucedido nunca”, http://www.psicopolis.com/PSIPOL/segnalaz.htm
18 Cit. Pilger John, Los nuevos patrones del mundo, Fandango Libri, Roma 2002, p. 116-117
19 Da SchNews, n. 332, del 23 de noviembre 2001
20 Blum William “Una historia breve de las intervenciones de lo Estados Unidos desde el 1945 hasta hoy”, http://emperors-clothes.com/interviews/dekkers.htm
21 George Susan, Detengamos el WTO, Feltrinelli, Milan 2002, p. 78
22 El sistema del Corporate Welfare permite a empresas privadas el poder explotar gratuitamente los recursos naturales del país. A este propósito ver Stigliz Joseph E., Los rugientes años Noventa. El escandalo de la finanza y el futuro de la economía, Einaudi, Turin 2003.
23 Il manifesto, 28 de julio 1998
24 Cit. Samir Amin, “La estrategia del puño invisible”, Il manifesto, 29 de abril 1999
Ver tambien Times, 28 de marzo 1999

SHOCK ECONOMY

Recensión del libro “Shock Economy”
Autor: Naomi Kein
Casa editora: Rizzoli

Un libro crudo, verdadero y por este motivo espantoso. Es el último trabajo de la conocida escritora Naomi Klein, del título Shock Economy. Pero ¿Qué es esta Economía del Shock?
Nace de la doctrina de Milton Friedman, considerado una celebridad de la teoría liberalcapitalista, quien según “solo una crisis – real o percibida – produce un verdadero cambio”. Cuando se verifica esta crisis, según el profesor de la Universidad de Chicago, “las acciones emprendidas dependen de las ideas que circulan. Esta es, yo creo, nuestra función principal: desarrollar alternativas a las políticas existentes, mantenerlas en vida y disponibles hasta que lo que políticamente es imposible se vuelva políticamente inevitable”.
Lo que Friedman define crisis Klein lo ha rebautizado mas propiamente con el nombre de Shock porque, referido a eventos traumatizantes que inciden sobre la concepción misma de la vida de una población. Son por ejemplo: un tsunami, un terremoto, un golpe de estado o un evento violento como un ataque terrorisa.
El teórico explica: “Y es exactamente en este momento que es fundamental actuar deprisa, imponer una mutación rápida e irreversible antes de que la sociedad atormentada por la crisis vuelva a refugiarse en la “tiranía del status quo”
Partiendo del tema central, según el cual, capitalismo y libertad son parte del mismo indivisible proyecto, la economía liberal pasa a través de algunos pasajes obligados retenidos fundamentales: privatización, desreglamentación y disminución de los servicios gubernamentales y sociales.
Friedman ha experimentado directamente y “en el campo” sus teorías.
La primera ocasión se la ofreció el golpe con el cual el general Augusto Pinochet derrocó el gobierno de Allende en Chile. Era efectivamente uno de los consejeros del dictador a quien sugirió el aprovecharse de la sensación de extravío y de terror en el que vivía el pueblo chileno en ese momento para introducir reformas radicales en el campo económico. Así empezaron las disminuciones fiscales, se dio inicio al libre intercambio, partió la privatización de los servicios, fue reducido el gasto social y fue introducida la desreglamentación.
La traumática transformación rebautizada también “Revolución de la escuela de Chicago”, por haber estudiado en ese mismo lugar los economistas de Pinochet, había acaecido con tal rapidez como para generar un proceso más fácil de adaptación.
Para indicar esta táctica dolorosa Friedman acuñó una expresión: “tratamiento shock” económico. Una “terapia” utilizada cada vez que los gobiernos han impuesto programas radicales de libre mercado.
Es lo que sucedió en tiempos recientes después del catastrófico tsunami del 2004 en Sri Lanka: los inversores extranjeros y los prestamistas internacionales se unieron con el objetivo de aprovechar del clima de pánico para entregar todo el litoral a empresarios que construyeron grandes urbanizaciones turísticas, impidiendo a cientos de miles de pescadores de reconstruir sus casa cerca del mar. Y después en New Orleans, después de la devastación del huracán Katrina; en China, después de los sucesos de la plaza Tiananmen, el golpe de Boris Yeltsin, etc… y naturalmente también el 11 de septiembre en los Estados Unidos.
Este último evento, que de todas formas, ha conllevado un cambio notable de perspectiva en todo el mundo occidental, dentro del país ha representado, para la administración Bush una fuente de entrada fundamental para las cajas desangradas de los Estados Unidos. Sacando ventaja de la ola de terror el gobierno norteamericano ha puesto en práctica una serie de reformas con el objetivo final de privatizar el Estado.
Naomi Klein se explaya con abundancia de particularidades sobre este punto y sugerimos a los lectores que lo lean atentamente en este libro tristemente instructivo.
Cuando el 16 de noviembre 2006 Milton Friedman murió, a la edad respetable de noventa y cuatro años, muchos de sus seguidores más devotos se preocuparon por el posible fin de una época. Y quizás tenían razón. No tanto, explica la autora, por la desaparición del profesor, sino porque, como todas las cosas, también la economía del shock está destinada a evolucionar o mejor dicho a recoger los frutos de lo que ha sembrado.
En la mayor parte de los casos los hombres que han encarnado el cambio post-traumático enriqueciéndose en exceso están implicados en varios escándalos financieros.
“Se está cumpliendo con la agenda política de la escuela de Chicago gracias a la estrecha colaboración de potentes figuras, de negocios, ideólogos atareados en cruzadas y jefes políticos de formas fuertes. En el 2006 las figuras de relieve de todas las coaliciones ya estaban en la cárcel o en el tribunal”.
El primero de todos en poner en práctica la teoría de Friedman: Augusto Pinochet, en Uruguay terminó arrestado Juan María Bordaberry, en Argentina Jorge Videla y Emilio Massera, en Bolivia Ponzalo Sánchez de Lozada, en Rusia no-solo hombres de Harvard han sido juzgados culpables por fraude, sino también oligarcas, que junto a los profetas de la economía del shock han ganado miles de millones de las privatizaciones. Los casos más famosos son los de Mikhail Khodorkovskij, ex director del gigante petrolífero Yukos, y Boris Berezovskij que todavía hoy está exiliado en Londres. Todos hombres que de todas maneras declaran que no han violado la ley. En Canadá es el turno de Conrad Black, acusado de haber defraudado a los accionistas de la Hollinger International y en los Estados Unidos uno por todos: el de Ken Lay de la Enron.
No son solo cuestiones legales las que nublan los horizontes del “capitalismo de los desastres”.
Existe también un efecto fisiológico: el de recuperarse, aunque sea lentamente, del shock.
Un ejemplo en este sentido es Argentina. Rodolfo Walsh, antes de ser asesinado en las calles de Buenos Aires, sabía que habrían hecho falta unos 20 ó 30 años antes de que el pueblo argentino se recuperase del estado de terror. Y fue efectivamente en el 2001, veinticuatro años después que Argentina se sublevó contra las medidas de austeridad prescriptas por el FMI, echando por la fuerza cinco presidentes en solo tres semanas.
Una sublevación lenta y constructiva que se está moviendo sobretodo en América Latina donde los pueblos, hasta hace poco tiempo aplastados por el chantaje económico del Fondo Monetario Internacional y por los dictados del Banco Mundial, están levantando la cabeza, creando un mercado único y fuerte en el territorio basado en substancia en una especie de “canje” interno, hecho posible gracias a las muchas riquezas fundamentales de las que la tierra latina es rica. Siguiendo el ejemplo de los sudamericanos muchos otros pueblos han comprendido el peligro que deriva de las políticas extranjeras aplicadas con la violencia del chantaje y empiezan a rechazarlo, prefieren quizás una reconstrucción más lenta, pero gozar de una autonomía de crecimiento que respete su propio proceso de desarrollo. Es el caso del Líbano, de algunas zonas golpeadas por el Tsunami e incluso de zonas de la China después de Tiananmen.
En otras zonas del planeta, sin embargo, la sublevación ha tomado un cariz más dramático. La reacción a esa política de corrupción que ha efectivamente causado una divergencia cada vez más grande entre ricos y pobres y una contracción de la clase media ha comportado fuertes aislamientos, integralismo religioso e intolerancias radicales hacia las minorías: inmigrados, homosexuales, etc…
En general serpentea en varias partes el rechazo hacia el capitalismo salvaje y a medida que los pueblos se liberan del miedo, piden más democracia real y más control de los mercados.
Emerge con prepotencia otro dato. La idea de la igualdad económica y de los derechos está profundamente radicada en los pueblos y sale siempre a la luz. Se puede eliminar con el shock en momentos políticos muy delicados pero al final vuelve con entusiasmo y voluntad de rescate.
Un entusiasmo que está todavía muy lejos en los países donde las políticas económicas se quedan invariables a pesar de las promesas hechas durante la campaña electoral, donde en efecto los sondeos demuestran siempre menos confianza en la democracia que se refleja también en un profundo cinismo hacia los políticos.
Pero la cruzada corporativista, como la define Klein, no se detiene y al máximo alzará los niveles de shock para que pueda sobrevivir su sistema de dominio.
La salvación dependerá del nivel de resistencia que los pueblos se transmitan sencillamente para sobrevivir.

DVD - Boletines

mensajes secretos es

unalagrima2

boletineslink

Sitios amigos

220X130 mystery

ban3milenio

ILSICOMOROA

bannersitoarca

Sitios relacionados

delcielo box logofunimanuevo2015
lavida box  crop box
catania3 revelaciones box

Libros

ilritorno1 TAPA LIBRO laira
cop dererum1 humanidadtapa
books2 TAPA100
libroicontattiuniti139