Esta página web utiliza cookies de carácter técnico propios y de terceros, para mejorar la navegación de los usuarios y para recoger información sobre el uso de la misma. Para conocer los detalles o para desactivar las cookies, puedes consultar nuestra cookie policy. Cerrando este banner, deslizando esta página o haciendo clic sobre cualquier link de la página, estarás aceptando el uso de las cookies.

Italiano English Português Dutch Српски
adriosito3Por Adriana Gnani
La nuestra es una pequeña comunidad en este vasto mundo. Somos hombres y mujeres reunidos en nombre de Jesús Cristo, guiados por el Espíritu Santo hacia el Reino del Padre. Hemos tenido el honor de haber recibido un mensaje de salvación que ofrecemos a todos con humildad, sin prestar atención a la pertenencia religiosa o política de quien lo escucha.
El espíritu al que hay que despertar tiene un único conocimiento, proveniente de una única chispa, DIOS, a pesar de que el ser que lo lleva dentro suyo no es consciente. Los emisarios de Juan apuntan a ello, para hacer brillar esa estrella que tienen en su pecho. Para hacerlo dedican toda su vida, toda su existencia, entregando por completo su cuerpo, su alma, su sabiduría y su conocimiento, con tal de salvar hasta el más pequeño grano de arena que se encuentra en la Tierra. No hay ninguna ambición terrenal que los detenga, son incorruptibles bajo la guía del Espíritu Consolador.
Ofrecen su vida al fin de instaurar esa hermandad universal que nos hace libres.
El mayor sacrificio de la historia de esta humanidad fue precisamente el de Jesús Cristo, soportando sufrimientos atroces, ofreciéndose para derrotar el mal de todos nuestros pecados. En ese sacrificio estaba el bien supremo para la purificación de la humanidad.
¿Y qué es lo que hoy nos está pidiendo a los que hemos despertado debajo de Su cruz? Que nos amemos y que nos sirvamos los unos a los otros, que sacrifiquemos nuestro tiempo y nuestras propiedades egoístas, que nos hacen alejar de Él, que entreguemos nuestra vida a Su servicio. No existe solo una vida, pensar asi es consecuencia de nuetro egoísmo, de nuestro deseo de poseer. Si realmente creyéramos en Él esta vida que nos rodea desaparecería como en un sueño.
Esa es la libertad tan aclamada por DIOS. Él nos está esperando, no esperemos un día más.
Adriana Gnani
15 de Febrero de 2014

 

DVD - Boletines

mensajes secretos es

unalagrima2

boletineslink

Sitios amigos

220X130 mystery

ban3milenio

ILSICOMOROA

bannersitoarca

Sitios relacionados

delcielo box logofunimanuevo2015
lavida box  crop box
catania3 revelaciones box

Libros

ilritorno1 TAPA LIBRO laira
cop dererum1 humanidadtapa
books2 TAPA100
libroicontattiuniti139