Esta página web utiliza cookies de carácter técnico propios y de terceros, para mejorar la navegación de los usuarios y para recoger información sobre el uso de la misma. Para conocer los detalles o para desactivar las cookies, puedes consultar nuestra cookie policy. Cerrando este banner, deslizando esta página o haciendo clic sobre cualquier link de la página, estarás aceptando el uso de las cookies.

Italiano English Português Dutch Српски
platoneearistotele100Hemos recibido y publicamos el siguiente análisis de nuestro querido amigo y hermano Giampietro Mondin en referencia al artículo de Francesca Bianchin titulado “La Giustizia sociale, la Grecia e il karma” (La Justicia social, Grecia y el karma) publicado recientemente en nuestra página de internet.
La Redacción
13 de Julio de 2015

DEBATE SOBRE GRECIA

He leído y releído varias veces la carta de Francesca y en su primera parte la misma es interesante y se puede estar de acuerdo con ella, mientras que en la parte restante encuentro algunos puntos inexactos y otros bastante osados en las conclusiones.
El haber sacado a relucir las costumbres sexuales como explicación del presente me suena tan mal que no puedo quedarme en silencio.
Temo que en cuanto al argumento, costumbres sexuales, hay una gran confusión y, lo que es peor, ignorancia.
Desde que Tsipras ganó ampliamente con el referéndum dicen que los talk show alemanes están llenos de “hombres-megáfono” que mezclan en una gran olla de desprecio a inmigrantes, homosexuales, y a griegos y temo que no faltará mucho para que nos metan también a nosotros, los italianos...
Vista la facilidad con la que se mezclan los términos que tienen un significado muy diferente es oportuno buscar la explicación literal e incluso histórica, no es mi intención la de defender a nadie sino simplemente aclarar algunas cosas de manera tal de evitar lugares comunes que en este período también se presentan entre nosotros.

Pedofilia:
Etimológicamente, la palabra deriva del término griego παιδοφιλια, paidophilia, y éste de παις-παιδος, páis-paidós, «muchacho» o «niño», y φιλíα filía, «amistad o afecto», indica la pasión sexual por los niños y los recién nacidos. En el código penal italiano la pedofilia es un delito que se extingue y que deja de ser punible pasados los 10 años del hecho. La norma es objeto de debate teniendo en cuenta la edad promedio de las víctimas y los tiempos para una toma de conciencia de los abusos padecidos, además de la gravedad del daño, que simplemente eso podría justificar la ausencia de cualquier tipo de prescripción. A esto se suma que, sin una denuncia penal de los familiares del menor, o de un funcionario, la ley excluye de la tutela jurisdiccional precisamente a las víctimas precoces hasta la edad de 8 años, que ven pasar los 10 años de prescripción incluso antes de haber alcanzado la mayoría de edad y su derecho a actuar en forma autónoma en un juicio.

No se puede dejar de mencionar el interesante trabajo publicado en el libro Stop Child Molestation Book by Gene G. Abel, M.D. and Nora Harlow (Xlibris 2001) uno de los más amplios estudios realizados en todo el mundo sobre el fenómeno de la pedofilia, que tomo 8 años el escribirlo y se analizó la conducta de 16.000 adultos de edades comprendidas entre los 16 y los 95 años de edad. De este estudio surge que la mayoría de los hombres que tocan a los niños (el 70%)  son heterosexuales. “Por lo general quienes molestan a los niños terminan siendo líderes de grupos juveniles, enfermeros, jefes scout, maestros, ‘Hermanos mayores” y pediatras. Un pedófilo a menudo es un ferviente cristiano con un rol en el marco de su iglesia”.
Según los datos obtenidos por “Telefono Azzurro” y publicados en el Informe Nacional sobre la Condición de la Infancia y de la Adolescencia, casi el 60 % de los abusos a menores ocurre en el seno de la familia... si no me equivoco las familias italianas son aquellas heterosexuales. Ya que aún no existen las familias homosexuales que tanto asustan a Francesca.

Pederastia:
Del griego antiguo παιδεραστία “joven”, y ἐραστής, erastēs, “amante” se indica una relación, por lo general de tipo erótico, establecida entre una persona adulta y un adolescente, que se desarrolla fuera del ámbito familiar: por lo tanto el significado es completamente diferente al de la pedofilia (o sea el deseo sexual por un/a niñ/a impúber), cuya práctica es penalmente punible. Segun la ley el acto sexual es ilegal cuando se realiza con una persona por debajo de la edad del consentimiento (18 años). De acuerdo con lo afirmado por Platon en su diálogo filosófico titulado Fedro para los Griegos la pederastia era una relación sentimental, una unión emocional muy fuerte que podía ser tanto sexual como vivida en la castidad (amor platónico) entre un joven y un hombre adulto ajeno a su grupo familiar de origen. Platón se muestra crítico ante las relaciones sexuales en el marco de una relación pederasta, proponiendo en cambio que el amor de los hombres hacia los jóvenes evite toda expresión carnal para dar paso a la admiración recíproca de las específicas virtudes interiores (que luego llevan al amor por la virtud misma en su sentido más abstracto y general); mientras que por lo general el mero acto sexual con jóvenes ha sido a menudo criticado y considerado demasiado brutal y hasta incluso vergonzoso. La pederastia en los tiempos antiguos no era de dominio exclusivo de los griegos y de los romanos: también en otros pueblos antiguos se detectaron relaciones de tipo erótico-pederasta, como entre los habitantes de Tracia y los Celtas; según Plutarco y Sexto Empirico en el Imperio persa dicha practica era aconsejada y además se realizaba desde hacía ya tiempo.

Homosexualidad:
El término homosexualidad es la traducción en castellano de la palabra alemana Homosexualität (formada de la fusión del término griego omoios, que quiere decir “similar”, y del término en latín sexus, que quiere decir “sexo”), de la cual luego surgieron las traducciones en todos los demás idiomas. Fue acuñado en el 1869 por el escritor austriaco Karl-Maria Kertbeny (1824-1882) que lo utilizó en un folleto anónimo  en contra de la puesta en vigencia por parte del Ministerio de Justicia prusiano de una ley para castigar los actos sexuales entre dos personas de sexo masculino.
Desde los comienzos de la historia de la humanidad hombres y mujeres han sentido una atracción sentimental y un deseo de intimidad hacia personas del mismo sexo: desde la Epopeya de Gilgamesh (1700 A. C.) en la que el epónimo héroe Gilgamesh siente por su compañero Endiku un cariño muy similar al que une a un marido con su mujer, en la Ilíada, poema èpico por excelencia, se cuenta la historia de Aquiles y Patroclo (tradicionalmente se remonta al Siglo XII A. C.), un ejemplo de gran amistad viril. En la Sagrada Biblia: David, el pastor que sentía una inviolable amistad por el hijo del rey Jonatán.

La historia de la homosexualidad en el mundo antiguo comprende y abarca practicamente todas las civilizaciones, comenzando por la homosexualidad en el antiguo Egipto. En los territorios de la antigua China del Siglo III A. C. se habla de la relación existente entre Ling, un duque y un amigo. En la antigua India el poema épico Mahabharata (200 A. C.) habla de cómo la amistad exclusiva que une a Krishna y Arjuna es la energía ideal para guiarlos hacia la inmortalidad.

Entrando en la historia se descubre que todos los pueblos del entonces Occidente excepto los judíos, aceptaban la homosexualidad sin problemas, mientras que la pederastia en ciertos pueblos estaba relacionada de alguna forma con los ritos de iniciación, en otros era una usanza tolerada si no comprendía el sexo, y en otras más era aceptada.

Según la modesta investigación que acabo de realizar para aclarar estos aspectos la pedofilia resulta ajena a todos los pueblos antiguos. Una vez dicho esto comprenderéis que hacer nacer la pederastia y la homosexualidad en Grecia es un gran espejismo y evidencia el hecho de dejarse llevar por los más banales lugares comunes, de la misma forma no se puede, y no se debe considerar como si la homosexualidad y la pedofilia fueran lo mismo.
Hubo un período en la historia de la humanidad en el que era normal hacer sacrificios humanos, como ofrenda a los dioses y también hubo un período en el que se aceptaba la pederastia, ahora, ninguno de nosotros se imaginaría el hecho de aceptar, ni justificar el sacrificio humano porque, gracias a Dios, hemos crecido, de la misma forma que ninguno de nosotros imaginaría el hecho de llevar el cariño por un joven a la esfera sexual. Y hay que decir otra cosa, el pueblo griego fue el único que, con Platón, hizo presente la necesidad de que en la pederastia el amor no llegara al acto físico sino que no pasara de ser un amor espiritual. Una consideración de ese tipo no se volvió a hacer, ni por parte de los romanos, ni por los pueblos italianos que, como buenos católicos hipócritas, ignoraban los mandamientos y los consejos de San Pablo y durante todo el Renacimiento de dedicaban a la practica de la homosexualidad y de la pederastia.

Un momento, no me gustaría terminar cayendo yo también en un lugar común, no todos, sino algunos italianos, así como algunos griegos, como algunos asirios, como algunos turcos, como algunos celtas, como algunos anglosajones, algunos nativos americanos, algunos chinos, algunos japoneses, etc. etc., no tenemos que generalizar.

Luego, con la Inquisición todo entró en el riesgo de muerte y por lo tanto llevó al mundo a sumergirse en la prohibición absoluta... excepto en el Vaticano, donde todo estaba permitido, siempre que ocurriera bajo el ala protectora de las altas jerarquías.
Una última observación sobre los nexos kármicos; me parece que Rudolf Steiner fue el primero que habló extensamente de los nexos kármicos individuales y de pueblo y podía hacerlo, según decía, porque tenía acceso a la crónica del Akasha, accesso que en el futuro será permitido a una humanidad muy evolucionada
 
¿Podemos nosotros hablar y juzgar con tanta facilidad?
¿De dónde viene esta seguridad del juicio? ¿Y quiénes somos nosotros para juzgar el karma de un pueblo?  
¿De dónde viene esta certeza del conocimiento esotérico sobre los nexos kármicos?  
Una vez dicho esto me gusta recordar al pueblo griego por el experimento de democracia que hizo, por el arte, la poesía, la filosofía, la mitología. Por la gloriosa resistencia que también presentó contra los invasores cuando éstos eran ampliamente superiores en cuanto a sus fuerzas, por la larga lucha por la independencia contra los turcos, por el “no” que le dijeron a Mussolini y a nosotros, los italianos, cuando tratamos de invadirlos sin que nos hubieran hecho nada (¿quién sabe cuál será el karma del pueblo italiano). Por el “no” que dijeron con el referéndum al maxi-poder de la alta finanza y de los bancos.
 
Giampietro Mondin
12 de Julio de 2015
 
- La justicia social, Grecia y el karma

DVD - Boletines

mensajes secretos es

unalagrima2

boletineslink

Sitios amigos

220X130 mystery

ban3milenio

ILSICOMOROA

bannersitoarca

Sitios relacionados

delcielo box logofunimanuevo2015
lavida box  crop box
catania3 revelaciones box

Libros

ilritorno1 TAPA LIBRO laira
cop dererum1 humanidadtapa
books2 TAPA100
libroicontattiuniti139